La docuserie de Rocío Carrasco, 'Rocío: contar la verdad para seguir viva', ha llegado a su fin. Este miércoles se emitió el último capítulo aunque hay rumores de que podría existir una segunda temporada tras el éxito que ha cosechado.

En el capítulo 13, la hija de Rocío Jurado se centró en los acontecimientos que se han producido en los últimos años, como la participación en televisión de su hija Rocío Flores y cómo su exmarido, Antonio David Flores, la metió en este mundo para seguir ganando dinero a su costa, según su versión. Primero como su defensora cuando él entró en 'Gran hermano VIP' y después como concursante de 'Supervivientes'.

Rocío habló de un momento que fue muy comentado, cuando le preguntaron los periodistas si vería a su hija en el reality, a lo que ella contestó: "¿Eso lo echan en Netflix?". Unas palabras que causaron una gran polémica ya que se interpretaron como que Carrasco no quería saber nada de su hija ni pensaba verla.

Ahora, ella ha aclarado el por qué de su respuesta. Según contó, quiso bromear con el tema para quitarle hierro al asunto a algo que a ella le causaba un gran dolor y sufrimiento. "Para mí enfrentarme a esa pregunta no es fácil, cuando digo lo de Netflix es para quitarle importancia a esa pregunta. No considero que fuera un comentario desafortunado, sino un arma mía para poder abordar lo más tranquilamente posiblemente esa pregunta. Hoy estoy explicando por qué eso se produce, a lo mejor la gente lo entiende ahora que lo sabe todo", explicó.

Rocío Flores lloró por su madre varias veces en Supervivientes 2020
Rocío Flores lloró por su madre varias veces en Supervivientes 2020 Mediaset

Rocío Carrasco no se cree las lágrimas de Rocío Flores

Después confesó que no era seguidora del programa pero sí que vio partes del concurso de su hija en Honduras o alguna gala. "No la vi en 'Supervivientes', pero mentiría si dijese que no he visto nada".

Durante la estancia de Rocío Flores en Honduras, está lloró en más de una ocasión por su madre, cuando recordó que era el día de su cumpleaños o cuando Lara les comunicó a los 'supervivientes' que la pandemia del coronavirus había llegado a España y que se había decretado el estado de alarma en nuestro país.

¿De repente cuando está aquí su madre es Olga y cuando se va a Supervivientes su madre soy yo?

La joven se echó a llorar, mostrándose preocupada por cómo estaría su madre y rogaba entre lágrimas tener algún tipo de contacto con ella. "Necesito saber cómo está mi madre. Me parece súper injusto. Que con que me diga: Rocío, estoy bien, lo demás me sobra".

Estas imágenes se las mostraron a Rociito. Ella quitó la mirada de la pantalla para no verlas. "Llevo años sin saber nada de ella… años en los que no ha tenido ningún tipo de preocupación sabiendo cómo estaba y todo lo que había pasado. Por eso no lo veo porque no es real, no es verdad".

Yo no culpabilizo a mi hija sino a ese deshecho, esa inmundicia de ser que es Antonio David Flores

"No me hace bien ver estas imágenes porque sé que no es real. ¿De repente cuando está aquí su madre es Olga y cuando se va a Supervivientes su madre soy yo? (...) Rocío no se ha preocupado de cómo yo he estado sabiendo lo que sabía (...) Yo no estoy culpabilizando a mi hija de ser como es, yo culpabilizo a ese que está ahí, a ese deshecho, esa inmundicia de ser que es Antonio David Flores".

Carrasco incidió en la idea de que esas reacciones que tuvo su hija en 'Supervivientes' "no son reales" y no se las cree, considera que era un teatro, un guión que estaba preparado desde España, orquestado por "el ser", algo que le llevó a ocupar el tercer puesto como finalista.

"No hay un ápice de verdad en lo que dice"

Respecto a las lágrimas de su hija mientras estaba en Honduras el día que recordó que era el cumpleaños de su madre, Rocío respondió tajantemente: "A mí mi hija no me ha felicitado por mi cumpleaños nunca jamás desde que se fue de mi casa. Sí lo hizo por la tele. Se fue a un programa a no sé cuantos kilómetros y tenía que ganarse de alguna manera el favor de la gente".

Después añadió: "Antes de eso tuvo ocho años para hacerlo. Si hubiese querido hacerlo en privado lo hubiera hecho. Y nunca lo hizo. Eso no es verdad. No me ha felicitado desde que salió de mi casa en 2012. Yo creo que no me ha felicitado incluso estando allí”.

Rocío continuó arremetiendo contra el comportamiento de su hija, que tacha de hipocresía. "¿Se ha dado cuenta en Honduras después de ocho años? No tiene sentido ninguno. No hay un ápice de verdad en lo que dice. Una persona que siente ese llanto de verdad y siente esa necesidad que ella quiere mostrar, falsa, pero la quiere mostrar como verdadera… En el momento en el que Jorge le pregunta 'qué le dirías a tu madre', yo sabría qué le diría a mi madre".

Rocío Carrasco: "Detrás de esa imagen hay unos intereses creados, no es veraz"

"No tengo nada que decirle porque eso que han visto durante mucho tiempo no es real. Eso no es cierto. Que la gente entienda que detrás de eso hay unos intereses creados y esa imagen no es cierta, no es veraz. No es así. Eso que ella dice… que sienta ahí… después de 8 años, ya no tiene sentido ninguno", sentenció.

Rocío pronunció después otras frases demoledoras sobre su hija, sobre la que dijo que no la reconoce ya que dejó de hacerlo aquel 27 de septiembre de 2012, cuando su hija la pegó y agredió. "Mi hija y mi madre no se parecen en nada. Otro gallo hubiera cantado de ser así. Ya no veo los ojos de mi padre cuando la miro. Eso era cuando era pequeña. Ya no la reconozco", comentó al verla en televisión.

Rocío añadió: "Su popularidad ni la llevé ni la dejé de llevar, al final es para lo que la ha educado y para desempeñar ese papel. Por eso digo que es muy cruel porque él se victimiza delante de su hija y la da responsabilidad de tener que defenderlo. Pero no solo en televisión, en la vida en general".

Rocío Carrasco aparta la mirada cuando le ponen las imágenes de su hijo Rocío en Supervivientes
Rocío Carrasco aparta la mirada cuando le ponen las imágenes de su hijo Rocío en Supervivientes Mediaset

La ha cogido y la ha tirado delante de todo el mundo sin importarle las consecuencias

Al preguntarle si considera a su hija "una niña de Hermano Mayor", en alusión al programa que lleva este nombre donde Pedro García Aguado ayudaba a rehabilitarse a adolescentes problemáticos, Rocío volvió a acusar a Antonio David de la imagen que su hija tiene en televisión.

"No sé si a la sentencia del tribunal de menores se puede llamar de Hermano Mayor (...) Me molesta que lo digan porque la he parido yo, pero tampoco es culpa de nadie. Es solamente culpa del padre porque al padre le ha dado exactamente igual exponer a su hija públicamente sabiendo lo que tenía detrás y sabiendo que esa información iba a salir. La ha cogido y la ha tirado delante de todo el mundo sin importarle las consecuencias. Un buen padre no expone así a su hija", explicó.

El motivo de su intento de suicidio

Rocío Carrasco relacionó su intento de suicidio, ocurrido el 5 de agosto de 2019, con la primera aparición de su hija Ro en un plató de Telecinco: "Entré en pánico al descubrir que mi hija iría a defender a su padre al plató de Gran Hermano VIP. No por su aparición en televisión sino por lo que iba a defender. No quería volver a repetir ese infierno", señaló.

La protagonista de la docuserie contó cómo se sintió en aquel momento en el que quiso quitarse la vida. "Aquel cinco de agosto decidí que no quería seguir viviendo. Que todo era superior a mis fuerzas. Ya no quería levantarme de la cama ni seguir viviendo de esa manera. La única manera de que se terminara era quitándome de en medio. Es que no tenía fin, no tiene fin. Yo no le veo el final a esto. Yo lo único que pedía es que dejase de maltratarme y veo que eso no llega y que, de repente, se va a volver a repetir. Decido no seguir con mi vida para adelante".

Los hijos también se tienen que preocupar por los padres

En el último capítulo, Rocío Carrasco también se defendió de las críticas que le han achacado, que le dicen que son los padres los que tienen que preocuparse por sus hijos, pero en su opinión también debe ser a la inversa. “Yo he sabido que mi madre ha estado enferma y he estado la primera, porque es mi madre. Los hijos se tienen que preocupar por los padres también, que somos los que damos vida”.

Rocío manda un mensaje para las mujeres que son víctimas de malos tratos

Rociito quiso enviar también un mensaje para todas las mujeres que se encuentren sufriendo algún tipo de maltrato por parte de su pareja. "Que no hagan lo mismo que yo. Que lo digan, que lo griten, que se vayan a la puerta de quien pertenezca, que se lo tatúen a fuego, que lo digan en el minuto cero. Esa es mi opinión".

"Que no están solas, seguramente, al igual que yo no lo estuve. Si volviera atrás seguiría callada. Si volviera atrás en las mismas circunstancias en las que he estado sí. Si tuviera mis dos hijos, sí, claro. Consejos vendo que para mí no tengo. Mi consejo sería todo lo contrario a lo que yo he hecho. A mí, sinceramente, si me dices si volvería a actuar igual te digo que sí porque me tendría que parir mi madre para que fuera diferente. Es un error, total y absolutamente. Reconozco que mi actitud de estar en silencio durante 20 años es un error pero ese error también me ha permitido mantener intactos mis principios, los míos sin yo ser abanderada de nadie".

En cuanto a si todavía tiene miedo, responde segura de sí misma: "Se me va quitando el miedo poco a poco porque eso es lo que él querría, que yo siguiera con miedo y que siguiera en mi casa metida y que siguiera sin ganas de vivir y que siguiera sin trabajar y que siguiera sin salir, sin entrar, sin relacionarme. Eso es lo que él quiere pero no lo va a conseguir, de hecho, no lo ha conseguido. No ha tenido huevos para conseguirlo. Ha estado a punto pero no lo ha conseguido".