Microbiología

DIVULGACIÓN /MEDICINA

La bacteria que no aguanta la presión y los cerditos que vivían sin sangre

La infección por la bacteria Clostridium perfringens es una de las más letales. Vive en el suelo y en nuestro cuerpo, y puede volverse contra nuestro organismo en forma de gangrena gaseosa. El único tratamiento eficaz es atacarla con oxígeno y presión, mediante terapia hiperbárica, pero su toxina es más mortífera que el veneno de muchas serpientes. Así se trata una infección por clostridio en un hospital español.

Ver más resultados

Volver arriba