La ansiada llegada de los 150 respiradores comprados por el Gobierno de Castilla-La Mancha para hacer frente al coronavirus  se ha convertido en una pesadilla. Si primero quedaron bloqueados en Turquía, ahora los anestesiólogos de la Comunidad dicen que los aparatos no son de buena calidad, que además son portátiles (no idóneos para su uso en cuidados intensivos) y que, encima, son antiguos. Desde la Consejería de Sanidad indican que los respiradores cuentan con la certificación y declaración de conformidad de acuerdo con las normativas aduaneras de la Comunidad Europea.

El pasado 8 de abril, el presidente castellano-manchego, Emiliano García-Page y su consejero de Sanidad, Jesús Fernández Sanz, acudían a la terminal de Barajas, en Madrid, para recoger los 150 respiradores que el ejecutivo regional había comprado a Turquía hacía más de veinte días y que, ante el asombro de todo el mundo, el gobierno turco decidió requisar pese a que ya se habían pagado. 

Una vez que la compra quedó desbloqueda gracias a la intervención diplomática, los dirigentes de la comunidad respiraron tranquilos. Pero poco les ha durado el respiro. "Lo que hemos recibido son ventiladores diseñados para el transporte de pacientes críticos (algunos de muy mala calidad), no para la terapia ventilatoria en cuidados intensivos", denuncia en un comunicado la Asociación Castellano-Manchega de Anestesia, Reanimación y Terapia de Dolor (ACMARTD).

Angustiosos días de espera

La asociación, admite y asume la dificultad de encontrar este tipo de equipos médicos en plena pandemia (a fecha de hoy en la comunidad hay 14.054 casos positivos y 475 pacientes en la UCI) pero reconoce que lo que le molesta es que, públicamente, los dirigentes castellano-manchegos anunciaran que habían adquirido respiradores de cuidados intensivos. Así lo señala su presidente, el doctor Ramón Peyró a Vozpópuli. 

Peyró, jefe del Servicio de Anestesiología y Reanimación del Hospital General Universitario de Albacete, no quiere echar más leña al fuego en un episodio que ya de por sí resultó de lo más convulso tras angustiosos días de espera con hospitales como el suyo, el de Almansa o el de Hellín, en la misma provincia, atravesando jornadas "que no se las deseo a nadie".

La asociación relata que, ante la "dramática falta de equipos de soporte y terapia ventilatoria" en cuidados intensivos, se vieron obligados a utilizar los respiradores de las máquinas de anestesia disponibles y adaptar los equipos de ventilación mecánica que fueron "llegando a nuestros hospitales procedentes de instituciones públicas o privadas: máquinas de anestesia y ventiladores de traslado principalmente".

La situación ha mejorado

Ahora la situación es más tranquila, admite el médico, quien, además, reconoce que los dirigentes sanitarios "se han movido por todos los lados para buscar los equipos". El tema no es ese, asegura Peyró. "Si hay un gobierno central debe actuar. Hay zonas de España que apenas tienen Covid-19. Pues que abran más camas o manden pacientes a zonas más liberadas", sugiere. 

"Esto es una miseria. Uno compra por un lado; otro por otro. Oiga, que por una vez la sanidad sea nacional. ¿Quién paga todo esto? El paciente", critica el doctor Ramón Peyró

"O que el Gobierno, igual que manda a la Guardia Civil, en un estado de alarma, a requisar mascarillas porque hacen falta, de una orden para mandar que cojan los respiradores que se necesiten donde no hagan falta. ¿O qué pasa, que Albacete va a ser peor ventilado que otras ciudades?", se pregunta airado el especialista.

"Esto es una miseria. Uno compra por un lado, otro por otro. Oiga, que por una vez la sanidad sea nacional. ¿Quién paga todo esto?. El paciente", señala el doctor Peyró en alusión a los anunciados respiradores que han llegado a Castilla-La Mancha y han comenzado a repartirse entre sus hospitales.

Haber comprobado los equipos antes

La sorpresa al ver los equipos, admite el médico, ha sido mayúscula. "Deberían haberlos testado antes, así se habrían ahorrado no comprar estas cosas. Sabemos que lo han intentado, pero no es eso. Han comprado lo que han podido,muy bien, porque el mercado está saturado, pero lo que han comprado no sirve. No pasa nada. Seguiremos como estamos", se lamenta. 

"Podemos entender que no fuera posible adquirir otra cosa, pero consideramos inadmisible que se informe de que se han adquirido respiradores de cuidados intensivos", se quejan los anestesiólogos

En la carta que ha hecho pública la asociación que preside Ramón Peyró se indica que "basta leer las especificaciones técnicas de dichos equipos, algo al alcance de cualquier persona lega en la materia" para darse cuenta de que se trata de equipos que solo valen para el traslado de pacientes críticos (son portátiles) no para unidades de cuidados intensivos. Además, son antiguos, critican. Podrían tener más de treinta años, señala Peyró.

"Como personas no expertas en mercados internacionales y conscientes del carácter mundial de la pandemia: podemos entender y asumir que no fuera posible adquirir otra cosa, pero consideramos inadmisible que se informe a la ciudadanía de que se han adquirido respiradores de cuidados intensivos", expone ACMARTD en su duro comunicado. 

Iniciativas de todo tipo

Porque, señalan los anestesiólogos de Castilla-La Mancha, en esos respiradores tenían puestas todas sus esperanzas. Sobre todo en esos días tan duros, con tantos pacientes críticos en los que hicieron un llamamiento pidiendo ayuda. Hasta el Obispado de la Diócesis de Albacete se puso en contacto con una empresa importadora para comprar dos respiradores (por valor de 38.000 euros cada uno) que está previsto  lleguen el 20 de abril.

El pasado viernes, tras la llegada del material médico a España, el  consejero de Sanidad de Castilla-La Mancha, Jesús Fernández Sanz, defendía los respiradores adquiridos por el Gobierno regional. “Hace apenas una semana nos mataríamos por tener un respirador como estos, con estas prestaciones para ventilar pacientes críticos”, afirmaba. 

Castilla-La Mancha avala los equipos

Hoy mismo, desde el Servicio de Salud de Castilla-La Mancha (SESCAM) explican a Vozpópuli que los equipos se están distribuyendo en función a las necesidades que va expresando cada uno de los centros hospitalarios. Añaden que los respiradores adquiridos en Turquía cuentan "con la certificación y declaración de conformidad de acuerdo con las normativas aduaneras de la Comunidad Europea".

Al inicio de la crisis el SESCAM, añaden, avaló económicamente la compra de 70 respiradores "de los que habitualmente compramos para las áreas de críticos con una multinacional que es proveedor habitual. Esta compra se vio truncada porque la empresa no logra los componentes ya que EEUU ha cerrado la exportación de los materiales imprescindibles para su fabricación".

Equipos de factura turca

En ese momento, prosiguen, el SESCAM sigue buscando, y encontramos una empresa en Valencia que nos ofrece respiradores "de fabricación turca". Profesionales del SESCAM que habitualmente trabajan "con este tipo de aparataje avalan su compra ya que son respiradores que permiten ventilación invasiva a pacientes intubados" explican desde la Consejería. 

Castilla-La Mancha admite que "desde luego que no son los aparatos de alta gama que en situaciones normales podemos comprar para nuestras UCI" pero recuerda la falta de disponibilidad de estos aparatos

El departamento sanitario añade que "son respiradores portátiles que se pueden utilizar tanto en transporte sanitario, como para montar unidades de críticos en lugares no habituales e incluso para instalarlos en UCI habituales. Indican que esos mismos equipos se han utilizado "con éxito en diferentes planes de contingencia y en unidades de críticos de reciente creación en otros centros de España".

 El departamento admite que "desde luego que no son los aparatos de alta gama que en situaciones normales podemos comprar para nuestras UCI" pero recuerda que la disponibilidad de este tipo de aparatos en el mercado es nula.

"Los que hemos comprado nos han servido para ampliar las dotaciones de todos los servicios que se pueden requerir, tanto ahora como lo que dure la pandemia y permitir a los profesionales disponer de diferentes modelos entre los que puedan elegir en función a la necesidad ventilatoria del paciente", apostillan. Los datos de la Consejería indican que, en la actualidad, Castilla-La Mancha dispone de ochenta y tres respiradores, el doble de los que había libres hace una semana.

Herramientas esenciales en la pandemia

Los respiradores se han convertido en herramientas esenciales para combatir los efectos del coronavirus, indican desde la multinacional Dräger que en estos días trabaja en el proceso de traslado e instalación en España de este tipo de equipos. Como los 50 donados por el Gobierno alemán a España hace apenas unos días. 

¿Qué requisitos mínimos ha de tener un respirador para cumplir su funciòn en cuidados intensivos?. Vozpópuli ha preguntado a especialistas de la multinacional. Responde Daniel Fisac, jefe  de servicio en Dräger Iberia, quien lleva años colaborando con sociedades de cuidados intensivos en España y en Europa y es miembro de la Junta Directiva de Fenin en el sector de Tecnologías y Sistemas de Información Clínica.

"Un respirador es un equipo que permite realizar un procedimiento de sustitución temporal de la función respiratoria normal realizada en aquellas situaciones en la que ésta, por diversos motivos patológicos, no cumple los objetivos fisiológicos que le son propios, explica Fisac.

"Evidentemente un respirador portátil no es un respirador de cuidados críticos, a pesar de que hay muchos modelos y algunos pueden dar prestaciones similares", indican desde la multinacional Dräguer

"Los respiradores de UCI se componen de varios elementos principales: bloque neumático, bloque electrónico y sistema de control, todo controlado por microprocesadores y gestionado por un software. Gracias a estos elementos se permite una ventilación del más alto nivel para todo tipo de pacientes y patologías, con un control y monitorización completa", añade. 

"Evidentemente un respirador portátil no es un respirador de cuidados críticos, a pesar de que hay muchos modelos y algunos pueden dar prestaciones similares en lo que a ventilación mecánica se refiere. No obstante los respiradores de transporte están diseñados para terapias ventilatorias puntuales y no prolongadas, su uso principalmente suele darse en áreas de urgencias, ambulancias o en UCIs para trasladar pacientes de un área a otra del hospital, por ejemplo a un quirófano o prueba diagnóstica tipo TAC", señala el especialista de Dräguer.

Sin embargo, Fisac precisa que, en una situación de falta de respiradores, un respirador de transporte o portátil es una solución que puede salvar vidas, ya que no deja de ser un equipo diseñado para ventilar pacientes y hay algunos muy avanzados y con prestaciones similares a un respirador de UCI.