Sanitatem

Guía para pasar la cuarentena en casa

Debido a la falta de camas que están registrado en este momento algunos hospitales, muchos casos de coronavirus tendrán que manejarse desde casa: aquí está la guía para explicar cómo hacerlo 

Madrid registra más de 300 casos más de coronavirus en 24 horas
Madrid registra más de 300 casos más de coronavirus en 24 horas EFE

A partir de ahora, todas aquellas personas que padezcan coronavirus y presenten síntomas leves tendrán que pasar la enfermedad en sus casas, con el objetivo de descongestionar el sistema sanitario y dejar que las plazas en los hospitales las ocupen personas que lo necesiten realmente. No obstante, pasar la cuarentena en el hogar puede ser especialmente complicado, especialmente cuando no se vive solo. 

Según establece la guía 'Manejo domiciliario de casos en investigación, probables o confirmados de Covid-19', publicada recientemente por el Ministerio de Sanidad, la atención domiciliaria puede ser una "buena opción" para los casos con síntomas leves, sin ninguna comorbilidad importante y con una situación clínica estable.

Las personas que padecen el nuevo coronavirus, denominado SARS-CoV-2 y cuya enfermedad se bautiza con el nombre de Covid-19, que puedan permanecer en casa, gracias a que su sintomatología es leve, deberán estar solas en una habitación y comunicarse por teléfono o por un intercomunicador con el resto de personas que habiten la casa.

Además, el manejo domiciliario puede ser la mejor opción en situaciones en las que el ingreso hospitalario sea inviable como, por ejemplo, si la capacidad de los centros hospitalarios para atender a la demanda de la población se ve limitada por la situación epidemiológica, como es el caso de la Comunidad de Madrid. 

Habitación ventilada y baño propio

Ahora bien, esta opción es viable siempre y cuando el entorno domiciliario sea adecuado para la atención sanitaria del caso y se cumplan unos requisitos mínimos, los cuales pasan contar con una habitación con buena ventilación a la calle y que pueda ser dedicada exclusivamente para el aislamiento del caso, con posibilidad de tener un baño propio o, en su defecto, limpiarlo con lejía doméstica tras cada uso.

Además, el paciente deberá contar con un teléfono para garantizar la comunicación permanente con el personal sanitario hasta la resolución de los síntomas y, aunque cada caso se deberá valorar de forma individual, "como norma general" no debería haber en casa personas mayores, con diversidad funcional, enfermedades crónicas, inmunodeprimidas o embarazadas.

Del mismo modo, Sanidad recomienda que en el interior de la habitación se coloque un cubo de basura, con tapa de apertura de pedal y, en su interior, una bolsa de plástico con cierre hermético para los residuos. También aconseja disponer de utensilios de aseos de uso individual y de productos de higiene de manos como jabón o solución hidroalcohólica.

Nada de visitas

Las toallas deberán ser de uso exclusivo y deberán cambiarse periódicamente y la persona no podrá recibir visitas durante el periodo de aislamiento, si bien se aconseja disponer de un registro de entrada y salida diario de aquellas que puedan acceder a la habitación.

Precisamente sobre las personas que entren en la estancia donde se encuentra aislado el paciente, el protocolo destaca que deberán llevar equipos de protección individual para la prevención de infección por microorganismos transmitidos por gotas y por contacto, el cual debe incluir una bata, mascarillas, guantes y protección ocular.

De forma general, no deben realizarse procedimientos que generen aerosoles en la asistencia domiciliaria y, si se han de realizar procedimientos de urgencias, Sanidad establece la necesidad de avisar a los servicios de emergencias, quienes, tras la asistencia al paciente, deberán quitarse en el interior de la habitación todo el equipo de protección individual, excepto las gafas y la mascarillas, las cuales se introducirán en una bolsa hermética y se llevarán de vuelta al centro de salud del que dependa el equipo y se eliminarán como residuo biosanitario de clase III o se reprocesarán.

Pruebas PCR siempre que sea posible

Las muestras respiratorias que se aconseja tomar en el domicilio son el frotis orofaríngeo y/o un frotis nasofaríngeo, para las cuales se debe emplear el equipo de protección individual para la prevención de infección por microorganismos transmitidos por gotas y por contacto que incluya bata de protección, mascarilla FFP2, guantes y protección ocular.

Asimismo, se preparará la muestra para su envío al laboratorio en la misma habitación donde se encuentre el paciente y, según ha recomendado Sanidad, se limpiará la parte externa del tubo que contiene la muestra con un desinfectante de superficies o una toallita impregnada en desinfectante.

En el caso de los cuidadores, el departamento que dirige Salvador Illa ha subrayado la importancia de que no tengan factores de riesgo y utilicen mascarillas, guantes desechables y se lave las manos de forma frecuente. Finalmente, recomienda lavar la ropa a 60 o 90 grados centígrados y limpiar bien las superficies que se tocan con frecuencia.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba