Porque nada es casual

La expropiación de la socialdemocracia

No sé qué es más socialdemócrata, si defender que el derecho a portar armas es una de las bases de la democracia, plantear con reiterativo convencimiento que el hecho de que existan medios privados ataca la libertad de expresión, o proclamar con énfasis que “el precio para que yo apoyara un terrible acuerdo de Izquierda Unida con los reformistas traidores pro Troika del PSOE sería que pongan en nuestras manos una televisión”. Debe ser esto último, solo que el premio al socialdemócrata del año ha cambiado: ya no se trata de apoyar un “terrible” acuerdo de IU y con socialistas “traidores” para que le den a uno una tele, sino de quedarse con todo. Si para eso hay que cambiar “El capital” de Marx por las memorias de Willy Brandt, pues se cambia.

Desde que Pablo Iglesias se ha convertido a la socialdemocracia dedica una buena parte de sus mejores esfuerzos a hacerse perdonar esos ataques de sinceridad a los que tan aficionado era cuando solo aspiraba a dar alguna que otra patada en los tobillos del gran hermano socialista. Ahora, ha dejado atrás la guerra de guerrillas y sus aspiraciones rozan ya las nubes. Necesita expropiar aquella, la socialdemocracia, porque es su salvoconducto, el único cebo que tiene a mano para lanzar la caña en las aguas del extenso recodo donde rebosa la duda, el centro electoral. Iglesias, que ya tiene a los suyos hipermovilizados, necesita una pequeña porción más de transversalidad, una cuota de ese 32 por ciento de indecisos que reflejaba el último barómetro del CIS para confirmar el sorpasso. Y el barco se lo ha prestado Rodríguez Zapatero.

El ‘zapaterismo’ es una de las dos corrientes socialistas en las que no son mayoría los que aborrecen a Pablo Iglesias

Si alguien con inteligencia superior a la media declara en el programa de radio de máxima audiencia que ZP ha sido, sin duda, el mejor presidente de la democracia, o tiene una visión muy parcial de la realidad -esa realidad fragmentaria en la que sí incidió positivamente la gestión de Zapatero-, o persigue un propósito inconfesable. Según el CIS, un 7,5 por ciento de los 8 millones de españoles que manifiestan no haber decidido a qué partido votar, dudan entre PSOE y Podemos.

Unos 600.000 votos entre los que muy bien podrían encontrarse muchos de los zapateristas que aun quedan en el PSOE, una de las dos familias socialistas en las que no son mayoría los que aborrecen a Pablo Iglesias. Muchas papeletas sin dueño definido que pueden sentenciar el último escaño en unas cuantas provincias. Y, ay amigo, si Podemos adelanta al PSOE no solo en votos sino también en asientos… Ahora sí. Entendido. Se acepta pulpo, o Zapatero, como animal de compañía.

“Si Pedro saca un escaño más que Iglesias va a intentar un gobierno con el apoyo de Podemos”

El ex presidente no le hace ascos a un gobierno PSOE-Podemos. Sus charlas con Iglesias y Juan CarlosMonedero -con quien preparó el viaje a Venezuela- parecen haber dado sus frutos. Zapatero pide moderación para facilitar el acuerdo, e Iglesias le da crédito: “Pedro, hijo, que el adversario no soy yo, es Rajoy”. De traidor reformista a socio necesario. Y claro, Pedro Sánchez se pone dramático; no es para menos: “Nos jugamos la supervivencia del partido, no la mía”. A buenas horas, dicen algunos. Hay ‘barones’ que lo tienen claro: “Si Pedro saca un escaño más que Iglesias va a intentar un gobierno con el apoyo de Podemos. Por él y por el partido, o eso intentará vender. Y no será fácil llevarle la contraria”.

Por eso, aunque parezca mentira, hay quien reza en el PSOE para que el sorpasso sea completo -ya lo adelantamos aquí-. Y no solo la vieja guardia. ¿Salvar al soldado Sánchez?; ¿para qué?, se preguntan algunos. Mejor una gestora, dejar que haya gobierno, que respire el país, renovación profunda y congreso en septiembre. El tratamiento no garantiza la recuperación del enfermo, pero es la única opción de que el PSOE y no otra cosa, algún día, vuelva a ser alternativa de gobierno.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba