Política

Selectividad a 17 velocidades: ¿por qué Extremadura y Canarias están a la cola de PISA y sacan mejor nota en la EBAU?

Parte de la comunidad educativa y de la clase política considera que existe un distinto grado de dificultad para superar los exámenes en función del territorio. El Ministerio de Educación  formará "un grupo de trabajo" para estudiar si existe tal diferencia en los contenidos y en los criterios de evaluación

Alumnos examinándose de Selectividad.
Alumnos examinándose de Selectividad. EFE

Más de 300.000 alumnos españoles se enfrentan estos días a la temida Selectividad. Las pruebas de acceso a la Universidad son distintas en cada región. No solo difieren en el nombre (EBAU, EvAU, PBAU o PAU), sino también en la fecha en la que tienen lugar o en las tasas que hay que pagar para poder presentarse. Y lo que es peor: parte de la comunidad educativa y de la clase política considera que existe un distinto grado de dificultad para superar los exámenes en función del territorio.

"¿Hay una Selectividad a 17 velocidades? ¿Por qué algunas comunidades autónomas que aparecen a la cola del famoso informe PISA luego son las que mejor nota media suelen tener en la EBAU?", se plantean fuentes del profesorado a raíz de las polémicas que se han desatado esta semana por las diferencias entre las pruebas.

Nicolás Fernández, presidente de la Asociación Nacional de Profesionales de la Enseñanza (ANPE), considera "chocante" que comunidades como Canarias, Extremadura y Murcia estén en los últimos lugares de PISA y luego escalen a las primeras posiciones del ránking de notas medias de Selectividad por comunidades, según la estadística que publica el Ministerio de Ciencia, Innovación y Universidades.

Un sistema "desvertebrado"

Sin embargo, cree que estas diferencias son solo un reflejo más de la "desvertebración" que padece el sistema educativo. "Se produce una desigualdad de oportunidades para los alumnos no solo en Selectividad, sino a todos los niveles", denuncia. Por ello, Fernández se muestra partidario de una prueba única en la que los alumnos estudien contenidos similares y sean corregidos bajo los mismos criterios de evaluación.

Aunque reconoce que la subjetividad a la hora de corregir es un factor intrínseco del ser humano y que el criterio de un profesor puede diferir del de otro pese a evaluar un examen igual, el presidente de ANPE señala que una Selectividad "única" serviría, al menos, para avanzar en la homogeneización. "No puede ser que a un alumno en Madrid le resten medio punto de la calificación del ejercicio de Lengua y Literatura por cada falta de ortografía y que en Baleares contemplen la posibilidad de aprobar con más de una decena", compara.

El presidente de ANPE señala que una Selectividad "única serviría, al menos, para avanzar en la "homogeneización y la igualdad de oportunidades"

Este tipo de diferencias fueron constatadas en el estudio Análisis de la prueba de Lengua castellana y Literatura que da acceso a la Universidad: comparación entre las CCAA elaborado por las investigadoras de la Universidad Complutense de Madrid Judit Ruiz y Coral González. Las autorasadvierten de "diferencias sustanciales en la estructura, en los bloques de contenidos y en los criterios de corrección" del examen de esta asignatura "en función de la comunidad autónoma en la que se aplica".

Diferencias entre pública y privada

No obstante, Fernández también hace hincapié en que la puntuación de Selectividad supone un 40% de la nota de acceso a las universidades, por lo que el mayor peso está en la nota media de Bachillerato. En este sentido advierte que también se dan diferencias entre los centros educativos públicos, concertados y privados y en los dos últimos casos "a veces se suelen inflar las notas".

Desde Extremadura, fuentes del profesorado consideran que PISA mide el rendimiento académico de los alumnos en matemáticas, ciencia y lectura de los niños de 15 años y que "no es un informe comparable con lo que luego puedan sacar los alumnos que sí han superado Bachillerato en la EBAU".

"A Bachillerato llegan los mejores estudiantes y también los que tienen un mejor entorno socioeconómico y mayores oportunidades, hay que tener en cuenta que en regiones como Extremadura existe mucha población rural y una mayor tasa de abandono escolar", señalan. "Eso explica que la nota media de Selectividad de Extremadura sea mejor que la del rendimiento de etapas anteriores que mide PISA", aseguran.

Rifirrafe entre alumnos

La división de opiniones en torno a la complejidad de los exámenes afecta también al alumnado. "Venga no me jodas. ¿Habéis visto la Selectividad que hacen los de Canarias? ¿Pero qué clase de broma es esta? En serio, llevo estudiando dos semanas seguidas, encerrado en mi habitación, para que luego venga un niñato de Canarias y me quite la plaza en Medicina", se quejaba un alumno de Bilbao en las redes sociales junto a una imagen de una prueba.

La respuesta desde las islas no se hizo esperar. Un estudiante canario compartió una fotografía de sí mismo sosteniendo dos exámenes marcados con una puntuación de 10: "Voy a por tu plaza de Medicina", respondía irónico.

Las quejas por la dificultad de algunos exámenes han encontrado su máximo exponente en la prueba de Matemáticas de la Comunidad Valenciana y la polémica ha terminado salpicando al Gobierno. La ministra de Educación, Isabel Celaá, ha reconocido que se han observado "algunas incidencias" en las pruebas que remarcan "algunas dificultades diferentes" por comunidades.

Por ello, ha anunciado que el Ministerio de Educación, las comunidades y las universidades van a formar "un grupo de trabajo" para estudiar si, según la región donde se examine el alumno, existe un grado distinto de complejidad y corregirlo.

Aunque partidos como Ciudadanos y -desde que está en la oposición- también el Partido Popular exigen un examen único para toda España, Celaá no se ha mostrado partidaria de una prueba "exacta" para todos los territorios porque considera que cada comunidad tiene competencias y capacidades y en algunas materias se estudian cosas diferentes dentro de un mismo currículo.

Los rectores creen que "funciona bien"

Desde la Crue Universidades Españolas creen que las diferencias que pueda haber en los resultados de la EBAU no se explican por la mayor o menor dificultad de las evaluaciones que, según recuerdan, suponen solo el 40% de la nota de acceso a la Universidad, sino por otro tipo de condicionantes socioeconómicos.

No hay ningún informe académico que sostenga con datos contrastados que hay pruebas más fáciles que otras", zanjan los rectores de la Crue

Esas diferencias son las que los rectores "en aras de una continua mejora del proceso de acceso a la Universidad", quiere estudiar en profundidad para trasladar al Gobierno que corresponda "una propuesta que mejore, aún más, la igualdad de oportunidades que ya existe". La Crue asegura que le gustaría despejar cualquier incertidumbre que, como es habitual en estas fechas, se pueda haber generado entre los estudiantes y sus familias.

Consideran que la EBAU es una prueba de acceso a la universidad que "funciona bien" y que, por ese motivo, "cualquier intento de cambiarla debería hacerse desde el más amplio consenso educativo y tras un riguroso análisis de la realidad". "Cada comunidad autónoma decide, dentro de unos márgenes muy tasados, qué examen concreto pone. Pero no hay ningún informe académico que sostenga con datos contrastados que hay pruebas más fáciles que otras", zanjan.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba