Política

Sánchez promete a Ciudadanos frenar la mesa sobre Cataluña, pero se niega a ponerlo por escrito

El Gobierno aceptó la petición del partido naranja de no hacer cesiones al independentismo a cambio de su apoyo a cuestiones que tienen que ver con la epidemia de coronavirus, como el estado de alarma

Sánchez y Arrimadas.
Sánchez y Arrimadas. Pool Moncloa/Borja Puig de la Bellacasa

El Gobierno sabía que Ciudadanos vendería como uno de los compromisos de su pacto para la prórroga del estado de alarma el parón de la mesa de diálogo con la Generalitat durante la emergencia sanitaria del coronavirus. Lo conocía y aceptó que el partido naranja lo hiciera público, pero se ha negado a ponerlo por escrito en el acuerdo hecho público por las dos partes, según ha sabido Vozpópuli de fuentes conocedoras de la negociación.

Pedro Sánchez e Inés Arrimadas han alcanzado un nuevo acuerdo para extender por quinta vez el estado de alarma, que lleva ya más de dos meses en vigor. La cesión más evidente del Gobierno es que Sánchez ha renunciado a la prórroga de más de un mes que pretendía solicitar al Congreso. Y el decreto que se votará el miércoles será por otros 14 días -hasta el 7 de junio-, y no 30. Sánchez anunció que su intención era solicitar "alrededor de un mes" para cubrir todas las fases de la 'desescalada' del confinamiento, que finalizará a finales de junio.  

Ciudadanos ha enfatizado que el acuerdo implica que "no se va a producir ninguna mesa de negociación con ERC ni los separatistas para dinamitar la igualdad de los españoles". Esta rotundidad ha dado lugar al equívoco, porque se podía interpretar que la renuncia a la mesa era permanente, cuando en realidad se refería al actual contexto de emergencia sanitaria. El portavoz adjunto del grupo naranja en el Congreso, Edmundo Bal, ha precisado poco después que cualquier concesión que se pudiera otorgar a los nacionalistas sería "incompatible" con el pacto.

"Es una vía o la otra", ha dicho Bal en rueda de prensa. "No son las dos vías".

"Estaba pactado"

El Gobierno sabía que Ciudadanos haría este anuncio y no se ha opuesto. "Estaba pactado", dicen fuentes conocedoras del diálogo. Lo que no ha aceptado La Moncloa es ponerlo por escrito, tal y como ha intentado el equipo negociador de Ciudadanos. El Gobierno ha dicho que el pacto es sobre el estado de alarma y no sobre Cataluña. Pero, según estas fuentes, el Ejecutivo ha prometido verbalmente al partido de Arrimadas que no aceptará ese tipo de contrapartidas que exige el separatismo en negociaciones que tengan que ver con la pandemia de coronavirus. 

ERC había reclamado la supresión delmando único del estado de alarma y la reanudación de los trabajos de la mesa Gobierno-Generalitat para moverse del no a la prórroga de la alarma. Pero el apoyo de los 10 diputados naranjas hace innecesario el apoyo o la abstención de ERC, puesto que el Gobierno contaría con los apoyos necesarios para sacar adelante la convalidación del decreto. La mesa de diálogo fue un compromiso suscrito por el PSOE y la formación republicana durante las negociaciones para la investidura de Sánchez. Se reunió por primera vez en Madrid poco antes de que la covid-19 sumiera a España en la emergencia sanitaria.

La portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha sido ambigua sobre la continuidad de la mesa de negociación al ser preguntada después del Consejo del Ministros. Montero ha dicho que la "totalidad" de las exigencias planteadas por Ciudadanos ha sido de índole económica. Y que no le constaba "ninguna otra cuestión que no esté dentro de ese contexto".

El ministro de Sanidad, Salvador Illa, que forma parte de esa mesa como representante del Gobierno central, también se ha remitido al acuerdo con Ciudadanos "en sus términos", que no recoge nada sobre la mesa en su literalidad. Illa ha aludido a las últimas declaraciones de Sánchez al respecto. El jefe del Ejecutivo se ha comprometido a retomar los trabajos de la mesa, pero en un momento en que esa agenda fuera "entendible" por parte de la ciudadanía, y no en plena lucha contra la virus.

Alternativa a la alarma en 15 días

Tanto el Gobierno como Ciudadanos han mostrado en privado su satisfacción por el acuerdo. "No es tiempo de dogmatismos, sino de hacer frente a esta crisis", dicen fuentes del Gobierno. En la formación naranja creen que es un "muy buen acuerdo". Fuentes de Ciudadanos conceden mucha importancia al compromiso que han arrancado a Sánchez para presentar un plan alternativo al estado de alarma.

La vicepresidenta Carmen Calvo ha anunciado que se está trabajando en un conjunto de reformas urgentes que permitirían al Gobierno aplicar las medidas más drásticas que hemos conocido durante la pandemia sin la necesidad de recurrir al artículo 116 de la Constitución

En Ciudadanos son conscientes de que esas reformas no van a estar listas en dos semanas y que el Gobierno solicitará probablemente otra prórroga después del 7 de junio. Estas fuentes aseguran que se volverá a negociar llegado el momento. Pero las dos partes dan por hecho que a partir de esa fecha habrá territorios del país que probablemente ya no necesiten el estado de alarma. Es decir, que el nuevo decreto no afectaría a la totalidad de España, sino solo a una parte.

Habilitar julio en el Congreso

Otro de los puntos del acuerdo es que julio sea un mes hábil en el Parlamento, algo que habían pedido grupos como Vox o el PP. "Es importante que haya control al Gobierno en el tiempo inmediatamente posterior a la salida del estado de alarma", dicen estas fuentes.

El pacto incluye también el pago de todas las prestaciones por ERTEs (Expedientes de Regulación de Empleo Temporales) antes de que finalice junio y la ampliación de un mes (de tres a cuatro meses) en el plazo para ingresar impuestos por los contribuyentes sin intereses de demora. 

El Gobierno, por un lado, sigue cultivando la alternativa de Ciudadanos como aliado parlamentario. La Moncloa sabe que camina en el alambre con un socio como ERC, pero sigue sin cerrar la puerta al partido independentista. Arrimadas, por otro, sostiene que actúa como "oposición leal" y se niega a hablar de una alianza estable con la coalición PSOE-Podemos. La líder naranja dijo en su última intervención en el Congreso que su partido hará siempre "lo mejor para los españoles", y eso incluye también la negociación de medidas económicas.  

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba