Política

Las carambolas de D'Hondt: cómo pocos votos pueden desatar un baile de escaños

La fórmula de reparto de escaños afecta especialmente a las provincias de tamaño intermedio, donde unos puñados de votos pueden dejar muy tocada la representación de un partido en el Congreso

Desprecintado de urnas en las últimas generales del 28-A.
Desprecintado de urnas en las últimas generales del 28-A. EFE

A un tablero político ya de por sí fragmentado se ha unido la irrupción del partido de Íñigo Errejón. Si el nivel de participación y de abstención son dos grandes incógnitas de las elecciones generales del próximo 10 de noviembre, la dispersión del voto entre seis fuerzas políticas trae de cabeza a los estrategas de los partidos. 

En los pasados comicios fue el Partido Popular quien desplegó una campaña por el 'voto útil', ante el temor después confirmado de que las papeletas de Vox en la España interior acabasen en la papelera y beneficiando al PSOE. Siete meses después, la historia se repite en el bloque de enfrente, aunque con efectos limitados.

Si los de Santiago Abascal están decididos a volver a presentar candidatura en todas las provincias pese a los ruegos del PP, los de Errejón sólo concurrirán en aquellas plazas en las que se reparten siete o más diputados. Con ello, tratan de limitar el posible efecto perjudicial que la fragmentación de fuerzas podría tener sobre el bloque de la izquierda en las provincias más pequeñas.

El sistema electoral español se divide en tres tipos de circunscripciones. Siete provincias grandes, 18 intermedias y otras 27 pequeñas. En las primeras se reparten en cada una entre 10 y 37 diputados; en las segundas, entre seis y nueve; y en las últimas, entre dos y cinco puestos cada una. Para las próximas elecciones, la lupa está puesta en cómo se asignarán los diputados de los distritos intermedios, los más proclives a los 'caprichos' de la fórmula matemática de reparto de escaños -el tan criticado método D'Hondt-Cádiz, Baleares, La Coruña, Las Palmas, Vizcaya, Asturias, Granada, Pontevedra, Tenerife o  Zaragoza son algunas. 

"Una mínima diferencia puede significar que te lleves el escaño o que no te lo lleves. Y si eso lo multiplicas por un número relativamente considerable de circunscripciones medianas, puede convertirte en una fuerza parlamentaria significativa o hacer que te quedes fuera en muchas provincias por pocos votos", afirma el catedrático de derecho constitucional en la Universidad de Oviedo Miguel Ángel Presno Linera

"Con una variación muy pequeña de votos pueden tener una variación muy grande de escaños", prosigue Roberto L. Blanco Valdés, catedrático de Derecho Constitucional de la Universidad de Santiago de Compostela. En provincias más grandes como Madrid, Barcelona, Valencia, Alicante o Sevilla el sistema es mucho más proporcional y la división de fuerzas políticas no tiene mucho impacto en la suma final de cada bloque. En las pequeñas, en cambio, el sistema se torna mayoritario y beneficia mucho más a las dos fuerzas más votadas que a los pequeños. 

Con una variación muy pequeña de votos pueden tener una variación muy grande de escaños"

Roberto L. Blanco Valdés

En las grandes, el tanto por ciento mínimo necesario de votos para obtener escaño oscila entre el 3% y el 8% mientras que en las intermedias los umbrales suben hasta el 12% o el 15%. "Esto genera la posibilidad de que no haya espacio para todo el mundo", asegura el politólogo Pablo Simón. En esas plazas en las que el baile de escaños puede depender de muy pocas papeletas se darán "casos en los que los restos pueden generar unos resultados más difíciles de anticipar", añade.

"Va a ser una auténtica lotería en la que puede pasar cualquier cosa", opina PalomaRománMarugán, directora de la Escuela de Gobierno de la Universidad Complutense de Madrid y profesora de Ciencias Políticas. En esa lotería juega el PSOE y puede perder, en el sentido de que con la entrada de Errejón haya votantes que se le escapen y que por un puñado de votos, se lleven uno de los escaños en juego. En esos distritos, el PSOE tiene que tener mucho cuidado", avisa.

El pasado 28-A, el PSOE logró colocarse en la primera posición en casi todas las circunscripciones electorales. Pero "si la dispersión de voto entre Errejón, Podemos y el PSOE se traduce en que los socialistas pierden la primera posición y pasan a ser segundos, podría haber un efecto muy malo en el reparto de escaños con el PP", añade Blanco Valdés. Y, si como reflejan todos los sondes, los de Casado logran arañar papeletas tanto a Ciudadanos como a Vox, los socialistas podrían ver cómo se les complica la suma final en el Congreso.  

Zaragoza o Álava

En Zaragoza, por ejemplo, se reparten siete escaños. En los pasados comicios, los socialistas se llevaron tres y los otros cuatro se repartieron entre cada uno de los demás partidos (PP, Cs, Unidas Podemos y Vox). El último diputado lo peleó Cs con el PSOE y se lo adjudicaron finalmente los de Pedro Sánchez por apenas 400 votos de diferencia. Si el 10-N los populares logran arrebatar ese asiento, la izquierda perdería un diputado y quedarían tres escaños a repartir entre cuatro formaciones. "Estas carambolas se pueden repetir en las provincias intermedias y eso puede alterar el resultado de la elección", concluye Simón.

Apenas 326 papeletas propiciaron que el Partido Popular perdiese el escaño por Álava

Pero en las pequeñas provincias un puñado de votos también puede ser decisivo. Apenas dos décimas (326 papeletas) propiciaron que el Partido Popular perdiese el escaño por Álava en las pasadas generales, por lo que Javier Maroto tuvo que ser 'reubicado' en el Senado. Los populares se anotaron un 13,75% (24.304 votos) mientras que Bildu obtuvo un 13,96% (24.687) y se llevó uno de los cuatro asientos en liza. Si Ciudadanos hubiera acudido de la mano de los de Casado como en Navarra, la coalición hubiera superado a la izquierda 'abertzale' y hubiera obtenido el escaño. Los naranjas consiguieron un 3,98% de los votos, 7.039 papeletas. Vox obtuvo un 3,16% de los votos, 5.587 papeletas. 

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba