Política

La crisis del coronavirus abre una profunda grieta en el Gobierno de Madrid

La desconfianza se instala entre los socios de la coalición después de que Ayuso retirase las competencias de las residencias de mayores a un consejero naranja. El PP lanza reproches a Aguado y desde Ciudadanos se quejan de la sobrexposición de la presidenta regional

Isabel Díaz Ayuso e Ignacio Aguado.
Isabel Díaz Ayuso e Ignacio Aguado. EFE

La decisión de la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, de retirar las competencias de las residencias de mayores que tenía hasta ahora el consejero de Políticas Sociales, Alberto Reyero (Cs), para dárselas al titular de Sanidad, Enrique Ruiz Escudero (PP), ha sacado a la luz la desconfianza que se ha instalado entre los dos socios de gobierno a raíz de la crisis del coronavirus.

Fuentes del PP madrileño consultadas por Vozpópuli subrayan que la gestión de Reyero era un “descontrol absoluto” con los geriátricos, en los que han fallecido 1.065 ancianos en lo que va de marzo: 760 en los propios centros y 305 en los hospitales, si bien la falta de test a la mayoría de ellos hace muy difícil que se pueda saber algún día cuántos perdieron la vida por el Covid-19.

La propia Ayuso incidió ayer en una entrevista en Tele5 que la Comunidad de Madrid decidió unificar la gestión de las residencias de la tercera edad, cuya administración queda ahora bajo un mando único, “para que a partir de ahora se actúe de otra manera”.

Desde Ciudadanos se minimiza la decisión adoptada por Ayuso. "El Gobierno estableció el 23 de marzo que Sanidad debía asumir el control de las residencias de mayores y otros centros sociosanitarios con casos confirmados de Covid-19. Y lo que hace Ayuso es cumplir la orden de Sanchez a Ayuso", subrayan.

Además, Cs hace hincapié en que la Consejería de Políticas Sociales está "en el organismo de coordinación principal" y sigue siendo la "impulsora" de que los mayores que no estén contagiados sean trasladados a hoteles o casas de familiares que quieran estar con ellos.

Los populares no son tan benévolos y reprochan a Reyero que en algún momento no supiese “cuántas residencias y personas mayores estaban a su cargo”. En concreto, se ha dado una cifra genérica -52.000 ancianos- repartidos en 465 centros del territorio madrileño. De ellos, 14.894 se encuentran en aislamientos y otros 655 han dado positivo por el coronavirus, según cifras del jueves, las primeras que facilitó la Consejería de Políticas Sociales a modo de balance desde el inicio de la crisis.

Más grave, a ojos de las citadas fuentes, es que desde varias residencias que hicieran "llamadas de angustia" al departamento de Reyero ante el avance de casos de contagio del Covid-19 y que éstas "no fueran respondidas" por ningún responsable público.

Primeros roces por el papel de la UME

Desde el PP también se critica al consejero de Cs y al propio Aguado que pidiesen con insistencia la entrada de personal sanitario de la Unidad Militar de Emergencias (UME) en los centros de mayores, cuando esta unidad del Ejército sólo tiene 50 médicos y 70 enfermeros repartidos en toda España.

La voz de alarma de Reyero, que fue secundada por el vicepresidente, se produjo después de descubrirse que en dos residencias de la capital -Monte Hermoso y Mensajeros de la Paz- habían muerto una veintena de residentes, pero motivó una desautorización de la propia Ayuso, quien dijo que ese asunto no estaba sobre la mesa.

Desde Ciudadanos se critica de Ayuso su "sobrexposición" en la crisis y que todo lo que hace el Gobierno madrileño "se lo apunte ella" con su "omnipresencia" en las redes sociales

A la presidenta madrileña le sentó mal la petición del consejero naranja porque negociaba "en paralelo" con la ministra de Defensa, Margarita Robles, el que los militares de la UME se dedicasen a desinfectar las residencias más afectadas por casos de coronavirus. Esa fue la tarea que finalmente se les encomendó a los militares.

Otro foco de tensión se ha abierto en la localidad de Villanueva de la Cañada, donde la Consejería de Reyero ha habilitado una casa en una urbanización cerrada -Villa Golf- para que entren a vivir 10 menores extranjeros no tutelados. La vivienda ya se está amueblando. Las fuentes del PP madrileño subrayan que no se advirtió al Ayuntamiento de la iniciativa ni se dio aviso al resto de vecinos de la urbanización. El resultado es que estos últimos "se han levantado en armas" contra el Ejecutivo regional.

Aguado, "fuera de foco"

Desde Ciudadanos se critica de Ayuso su "sobrexposición" en la crisis y que todo lo que hace el Gobierno madrileño "se lo apunte ella" con su "omnipresencia" en las redes sociales, que provoca que tanto Aguado como el resto de consejeros queden "fuera del foco".

Fuentes naranjas apuntan a este periódico que el PP se ha embarcado en una estrategia política de "lanzar" tanto a Ayuso como al alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, en esta crisis del coronavirus para "desgastar" al Gobierno central de Pedro Sánchez con peticiones "de todo tipo" como la de impedir que los madrileños salgan el fin de semana y "mensajes de alarma", mientras Pablo Casado mantiene un perfil más conciliador. Desde el equipo de Ayuso se replica que Ayuso no tiene otra opción en mitad de una crisis como la que vive la región.

También se critica a Aguado y otros consejeros de Ciudadanos por no participar en algunas reuniones telemáticas internas. "No han querido videocoordinar nada, están fuera del equipo (de crisis) porque así lo ha querido él (Aguado). ¿Cómo va a ser portavoz del Gobierno si no sabe lo que está haciendo el Gobierno?", se preguntan sobre la actitud del 'número dos' del Ejecutivo madrileño y líder de Cs en la región.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba