Política

PSOE y Podemos negocian 'in extremis' programa y carteras antes de la investidura

Los equipos negociadores apuran en un ambiente de máxima discreción las últimas horas de negociación previas al pleno del debate de investidura que comienza el mediodía de este lunes

El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, se reúne con el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias).
El presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, se reúne con el secretario general de Podemos, Pablo Iglesias). Ricardo Rubio / Europa Press

Casi tres meses después de obtener la victoria en las elecciones generales del 28 de abril, el candidato socialista y presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, se enfrenta esta semana a una investidura con posibilidades de salir adelante si consigue cerrar a tiempo un pacto con Unidas Podemos.

Tras muchas semanas de conversaciones en las que apenas hubo avances, la desconfianza terminó creciendo entre ambas partes. Sin embargo, la decisión de Pablo Iglesias de echarse a un lado renunciando a formar parte del Consejo de Ministros logró activar definitivamente unas negociaciones que se desarrollan con absoluto hermetismo a pocas horas de que este lunes arranque el debate en el Congreso.

Fue la propia vicepresidenta en funciones, Carmen Calvo, quien reconoció este sábado por la noche que los socialistas se habían puesto ya manos a la obra con los morados para cerrar un acuerdo en torno al programa y a las áreas de gobierno. Al margen de las medidas, la principal clave está ahora en definir la estructura del nuevo Ejecutivo donde deberán encajar las piezas moradas. En principio, para Irene Montero se reservaría en una vicepresidencia de corte social. 

Además de Calvo, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero, y la vicesecretaria general del PSOE, Adriana Lastra, son las encargadas de pilotar los contactos con el secretario de Acción de gobierno de Podemos, Pablo Echenique, que también suena en las quinielas para ocupar una futura cartera ministerial. A ellas también podrían aspirar el responsable de Movimientos Sociales de Podemos, Rafael Mayoral; el líder de IU Alberto Garzón; o la diputada Yolanda Díaz, de Galicia en Común. 

Además de Calvo, la ministra de Hacienda, María Jesús Montero y Adriana Lastra pilotan los contactos con el equipo de Pablo Echenique

Iglesias quiere cobrarse el gesto de renunciar a cualquier cargo dentro del Gobierno y lo primero que hizo fue poner como condición ser él quien designe qué miembros de Podemos ocuparán los ministerios que reclama (un tercio del total). Con la actual estructura, serían cinco carteras. A diferencia de 2016, ahora su apuesta pasaría ahora por retener puestos de marcado corte social como Trabajo, Vivienda, Medio Ambiente o Transición Ecológica.

Sin embargo, la línea fijada por Moncloa es que Sánchez puede escuchar las propuestas moradas, pero debe reservarse la decisión final sobre quienes ocuparán un puesto en el futuro Gobierno. Hasta ahora, la consigna es que ese reparto de carteras se hará en función de "la cualificación en política" que "normalmente suele venir por experiencia o por cualificación profesional", dijo este sábado Calvo.

De momento, ambas partes guardan máxima discreción y silencio absoluto. Aunque este lunes no acudan al Congreso con un acuerdo cerrado, los flecos podrían terminar de perfilarse antes de una segunda votación, que habrá de producirse 48 horas más tarde si fracasa la del martes.

PP y Cs mantienen el 'no'

Por su parte, los líderes del PP y Ciudadanos, siguen instalados en el 'no' y se niegan a permitir si quiera con una abstención que gobiernen los socialistas sin depender del voto favorable de los independentistas. Pablo Casado expresó este sábado su preocupación por que la "incierta investidura" se cierre "de mala manera". Albert Rivera no se ha movido un ápice de la postura que fijó antes de las elecciones, a pesar de las discrepancias internas que ha ocasionado su estrategia. 

Hasta ahora lo único que ha trascendido es que Sánchez centrará su discurso de este lunes en la economía y los retos sociales a los que se enfrenta el país como la precariedad, las pensiones, la desigualdad, el feminismo o la emergencia climática. El presidente del Gobierno en funciones planteará un discurso "progresista y de izquierdas", apelando a las principales transformaciones que a su juicio necesita el país.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba