Política

El PSOE ve posible un pacto 'in extremis' con Podemos pese a la escalada de reproches

El secretario de Organización plantea gobernar con un "programa pactado" con los de Iglesias. En Podemos cree que si Sánchez se ha ido de vacaciones es señal de que quiere una repetición electoral

Ábalos y Sánchez en el debate de investidura
Ábalos y Sánchez en el debate de investidura

La situación de bloqueo sigue instalada entre el PSOE y Unidas Podemos, tras el fracaso de la primera investidura de Pedro Sánchez el pasado mes de julio. Los miembros de los equipos negociadores de ambos partidos cruzan reproches mutuos sobre las verdaderas intenciones de cada formación. Y en medio del clima de desconfianza generado, el jefe del Ejecutivo en funciones se encuentra ya en Doñana para pasar las vacaciones junto a su mujer, Begoña Gómez, y sus dos hijas. No tiene previsto abrir una nueva ronda de negociaciones con los grupos hasta septiembre. 

Esto ha causado malestar entre las filas moradas. "Pedro Sánchez se va a pasar todo agosto burlando la negociación de un gobierno de coalición con Unidas Podemos", decía el secretario de Comunicación de Podemos, Juanma del Olmo. "Dedicarse a presionar a los demás partidos en los medios, negarse a negociar nada durante un mes y llevar todo al último minuto es lo que hace alguien que no quiere llegar a acuerdos y sólo piensa en construir el relato de la culpa porque va a provocar una repetición electoral", añadía el secretario de Acción de gobierno, Pablo Echenique

Precisamente, el secretario de Organización del PSOE, José Luis Ábalos, no descarta este domingo en una entrevista en El País que se pueda materializar "en el último minuto" un acuerdo con los morados que permita formar un nuevo Ejecutivo antes de tener que repetir elecciones. Sólo quedan 44 días para que se agote el plazo para un segundo intento de investidura y el jefe del Ejecutivo ha amagado ya con buscar el apoyo del separatismo catalán como medida de presión a su principal socio parlamentario para que acepte un gobierno monocolor. 

Aunque el también ministro de Fomento en funciones subraya la situación de "desconfianza" que existe actualmente entre el líder socialista y el número uno de Podemos, Pablo Iglesias. Y tacha de "chantaje" el dilema entre "coalición o elecciones". Aun así, insiste en la oportunidad de gobernar "con un programa pactado con Podemos" antes de tener que acudir de nuevo a las urnas. Sobre una de las principales críticas de los morados -que el PSOE demoró demasiado la negociación-, el secretario de Organización del PSOE reconoce errores pero no acepta la visión de Podemos. Según señala, su partido fue adaptando su oferta a las reiteradas negativas de los morados. Pero "pero cada vez que cedíamos se planteaba una nueva exigencia, siempre sobre la desconfianza, como si fuera una boda forzada", resume.

En este sentido, da prácticamente por descartada la posibilidad de formar un Gobierno de coalición que sigue reclamando Podemos. Una vía que, según dice, está ya "ensayada y fracasada". De momento, los socialistas trabajan para definir un programa que puedan plantearle en las próximas semanas a su potencial socio basado en las propuestas de la sociedad civil y de las formaciones territoriales.

El PP se prepara por si hay comicios

Entretanto, la dirección del PP quiere estar plenamente operativa a comienzos del mes de septiembre para movilizar a los cuadros medios del partido y "fortalecer" así el proyecto de Pablo Casado. Todo ante la posibilidad de que haya nuevas elecciones generales el 10 de noviembre si las nuevas negociaciones del PSOE con Podemos no llegan a buen puerto.

La encargada de pilotar la estrategia será la nueva vicesecretaria de Organización del PP, Ana Beltrán, que tiene previsto recorrer todas las comunidades para pulsar el estado del partido en cada territorio, según han informado a Europa Press fuentes de la cúpula del partido.

La responsable de Organización del PP quiere ponerse en contacto con los presidentes del partido en cada autonomía y con los líderes provinciales para conocer sus "preocupaciones e inquietudes". "Se trata de ilusionar a los equipos en cada territorio y fotalecer el proyecto de Casado", aseguran fuentes de la dirección nacional . 

La línea argumental que se reforzará a la vuelta del parón veraniego serán los pactos que el partido ha logrado cerrar con Ciudadanos y Vox en comunidades y ayuntamientos frente a la "incapacidad" del jefe del Ejecutivo en funciones.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba