Moción de censura

Los siete días que han llevado a la moción de censura

A tan solo un día de que en el Congreso de los Diputados comience el debate de la moción de censura que el PSOE presenta contra Rajoy, un movimiento de última hora de Ciudadanos podría cambiar la ruta establecida hasta el momento

Incertidumbre en la escena política. Así podría definirse la situación a tan solo 24 horas de que en el Congreso de los Diputados comience el debate de la moción de censura que el PSOE presenta contra el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, tras la sentencia de la trama Gürtel. Un movimiento de última hora de Ciudadanos podría cambiar la ruta establecida hasta el momento.

Esta semana el escándalo de la Gürtel ha recibido respuesta de los tribunales con altas condenas para sus cabecillas. Por su parte, los partidos se han posicionado sobre si la solución inmediata para el país es que Rajoy deje el Ejecutivo. Estos siete días comenzaron con la aprobación de los Presupuestos Generales del Estado, unas cuentas que han sido más difíciles de aprobar que de costumbre, pero que finalmente lograron el respaldo del PNV y con ello salir adelante. 

La alegría por conseguir que siete fuerzas políticas se pusieran de acuerdo para sacar adelante las cuentas se desvaneció a las horas. Rajoy concedió una entrevista al día siguiente y, preguntado por los casos de corrupción relacionados con la hasta entonces presunta 'caja b' del PP -dos días después de la detención de Zaplana-, el presidente del Gobierno declaró que se trataba de "diez o quince casos aislados". Esto ocurrió a las nueve de la mañana. Dos horas después se hacía pública la sentencia del caso Gürtel y las condenas de Francisco CorreaLuis Bárcenas, Pablo Crespo, Carmen Rodríguez Quijano y Rosalía Iglesias. Pero la sentencia no quedó ahí: La Audiencia Nacional condena al PP como partícipe a título lucrativo. 

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.
El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias. EFE/Javier Lizón

La respuesta de los partidos políticos de la oposición fue inmediata, excepto del PSOE, que aguardó unas horas. El líder de Unidos Podemos, Pablo Iglesias, pidió a Pedro Sánchez que presentase una moción de censura contra Rajoy. Por su parte, Ciudadanos dejó la puerta abierta a una ruptura con el Gobierno, aunque sin concretar si apoyaría o no una posible moción. 

Rivera mueve ficha

Los socialistas esperaron hasta las 21.00 horas del mismo jueves para pronunciarse: presentarían una moción de censura contra el Gobierno al día siguiente. Y así fue, a primera hora del pasado viernes, la moción quedó registrada en el Congreso. 

En ese momento, Sánchez contaba con el respaldo "sin condiciones" de Iglesias, pero con el rotundo 'no' de Rivera. La postura del de Podemos permaneció idéntica hasta este martes, cuando aseguró que apoyaría al líder socialista, pero que si este fracasaba, presentaría su propia moción. Por contra, el giro de estrategia lo ha dado Rivera. Durante estos siete días ha permanecido enfrascado en el 'no' a Sánchez, sin miramientos. Solo aceptaría una moción 'instrumental' con un candidato independiente para ir a elecciones. Este miércoles, a tan solo 24 horas de que comience el debate sobre el futuro del país, Rivera mueve ficha: sopesa apoyar al PSOE en su moción a cambio de una fecha para las urnas. 



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba