Juicio al 'procés' Pérez de los Cobos acusa a los Mossos de propiciar la ocupación de colegios el 1-O

El coronel denuncia actividades de espionaje de los Mossos para controlar los movimientos de las fuerzas de seguridad

Diego Pérez de los Cobos, en el Tribunal Supremo.
Diego Pérez de los Cobos, en el Tribunal Supremo. EFE

El coronel Diego Pérez de los Cobos ha acusado a los Mossos d’Esquadra de propiciar de facto la ocupación de lo colegios electores los días previos al 1-O y de facilitar así la celebración del referéndum que la Justicia les había ordenado impedir. El que fuera coordinador único de las fuerzas de seguridad para hacer frente a la consulta ha explicado en el juicio del procés que cuando la policía autonómica acudió los días previos a los locales a comunicar la ilegalidad del referéndum, ya indicaban la hora exacta a la que llegarían el día de la votación y que no desalojarían en caso de encontrarse en una multitud.

"Les decían que a las 5.00 horas hubiera tal numero de gente, que a las 6.00 se encontrarían los mossos con no que no podrían actuar y que serían comedidos si en esos grupos hubiera mayores, niños o colectivos vulnerables, que es lo que es justo lo que había dicho Trapero en la reunión de la Junta de Seguridad del 28 de septiembre", ha asegurado.

Ha recordado que esas instrucciones llegaron a los convocantes y organizaciones sociales partidarias de la consulta que prepararon “el escenario que, según los Mossos, impediría su actuación". Pérez de los Cobos ha remarcado que la idea de los Mossos -que ya habían adelantado en reuniones previas- era que ellos no iban a usar la fuerza y menos en caso de encontrarse con mujeres y personas mayores.

Mossos d'Esquadra en Barcelona.
Mossos d'Esquadra en Barcelona. EFE

Durante su declaración como testigo, ha manifestado que durante las primeras horas del 1-O detectaron patrullas de la policía catalana "haciendo labores de vigilancia y seguimiento" a las unidades de la Policía Nacional y la Guardia Civil.  "Se tomaron fotografías de los vehículos", ha añadido.

Según el coronel, los agentes de los Mossos se agarraron "como un clavo ardiendo" a una frase del auto de la juez del Tribunal Superior de Justicia de Cataluña (TSJC) que pedía preservar la “normal convivencia” durante la jornada. Esta frase estaba, sin embargo, en los fundamentos jurídicos del documento, pero no en la parte dispositiva donde se ordenaba impedir el referéndum.

"No hubo carga policial"

Pérez de los Cobos ha señalado que, dada la situación, se decidió "abortar la intervención" de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad en varios centros electorales para "evitar males mayores". "No hubo intervención salvo contra aquellas personas que trataban de impedir el acceso", ha añadido.

Por ello, el que fuera responsable de la actuación de los agentes de seguridad ha sido tan tajante al subrayar ante las preguntas de la fiscal Consuelo Madrigal que "no hubo ninguna carga policial". "Estas fuerzas policiales evitaron desalojar los locales a pesar de que el auto les autorizaba para ello, ha dicho.

El dispositivo de los Mossos

El coronel consideró "insuficiente" la actuación de los Mossos d'Esquadra incluso días antes de la víspera del 1-O. Ha asegurado que el dispositivo policial de la policía autonómica se parecía más a un plan para "unas elecciones normales" que para impedir la celebración de un referéndum considerado ilegal por el Tribunal Constitucional. Con él, ha añadido, coincidía el fiscal superior del TSJC, responsable de dirigir la actuación de los Mossos, la Policía Nacional y la Guardia Civil como policía judicial. 

Dichas críticas no fueron del agrado del exmajor José Luis Trapero. De hecho, el jefe del Cuerpo catalán le dijo al fiscal superior que no reconocía en Pérez de los Cobos "ninguna potestad para darle instrucciones". El relato de Pérez de los Cobos es el de una reunión tensa. Según ha contado, Trapero interpretó como una "injerencia" la decisión judicial. Ese día, le comunico al major su intención de convocar una reunión para el 25 de septiembre y le pidió que avisara si iba a requerir apoyo de la Policía Nacional y la Guardia Civil. "Trapero me dice: 'Sí, no te preocupes que tendréis la respuesta. Es más, la respuesta ya os la ha dado el conseller", ha narrado. 

Josep Lluis Trapero.
Josep Lluis Trapero. EFE

Según el coronel, Trapero hacía referencia a las cartas intercambiadas el día anterior, el 22, entre el entonces ministro de Interior Juan Ignacio Zoido y el titular de Interior catalán Joaquim Forn. En la misiva, el mensaje del consejero era claro: "No necesitaba apoyos para el 1-O".

Pérez de los Cobos no es el primero en señalar la negativa del jefe del Cuerpo autonómico. La declaración del que fuera 'número dos' de Interior durante el 1-O, José Antonio Nieto, afectó directamente a Trapero: aseguró que el referéndum tuvo lugar porque la policía catalana no actuó para impedirlo y ha achacado la responsabilidad al major. A los señalamientos de Nieto se sumó también el propio Zoido. Según la cúpula de Interior era evidente que Trapero no se mostraba dispuesto a colaborar. 

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba