El candidato socialista a la Presidencia del Gobierno, Pedro Sánchez, ha comenzado este lunes su sesión de investidura en el Congreso de los Diputados y lo ha hecho arropado por algunos miembros de su familia: su mujer, Begoña Gómez; su madre, Magdalena Pérez-Castejón y su hermano pequeño, David Sánchez Pérez-Castejón.

El hermano pequeño de Pedro Sánchez: David Azagra

El hermano de Pedro Sánchez tiene trayectoria como director de orquesta y compositor y es conocido en la escena artística internacional como David Azagra. Ha vivido entre la ciudad rusa de San Petersburgo y su casa de Torrelodones (Madrid).

También es licenciado en Economía por la Universidad Pontificia Comillas ICAE-ICADE y cursó estudios en la cátedra de Composición Musical y Dirección Operística y de Orquesta en el Conservatorio Estatal de San Petersburgo, donde logró la máxima nota. Además, domina cuatro idiomas y se maneja con fluidez en otras dos lenguas.

A principios de julio de 2017, David fue objeto de polémica. El hermano del secretario general del PSOE, Pedro Sánchez, fue nombrado, en la mencionada época, coordinador de actividades de los Conservatorios de la Diputación de Badajoz. La adjudicación del puesto de libre designación con rango directivo fue publicada por el Boletín Oficial de la provincia.

Este puesto provocó muchas críticas en su día tanto de Podemos como del PP en Extremadura, que llegaron a pedir las explicaciones oportunas aunque la Administración provincial defendió la transparencia del proceso.

Dirigentes socialistas que acompañan a Sánchez

Además de los familiares de Pedro Sánchez, presidentes autonómicos socialistas y dirigentes del PSOE han acompañado a Pedro Sánchez en la sesión de investidura y han expresado su confianza en que en el debate que se celebra en el Congreso de los Diputados impere la sensatez y "cuanto ante Gobierno".

Entre esos líderes se encontraba Susana Díaz, la líder del PSOE andaluz, el presidente de Asturias, Adrián Barbón, el presidente de Valencia, Ximo Puig, la presidenta de Baleares, Francina Armengól, y, entre otros, el presidente de Extremadura, Guillermo Fernández Vara.