El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, y su homólogo andaluz, Juanma Moreno, han pedido este domingo a Pedro Sánchez que deje en mano de las autonomías la gestión del Ingreso Mínimo Vital (IMV), como ya ha hecho con País Vasco, y Navarra.

Según ha podido saber Vozpópuli por fuentes presentes en la reunión del jefe del Ejecutivo con los líderes autonómicos, el presidente de Andalucía ha trasladado su "sorpresa" tras escuchar al ministro de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, José Luis Escrivá, afirmar que solamente dos regiones están capacitadas para gestionarlo. "¿Las demás no?", ha preguntado.

Juanma Moreno, que ha calificado de "imprudente" el argumento de Escrivá, ha pedido a Sánchez más información sobre el IMV ya que, según ha asegurado, ha pasado un mes desde el último contacto de la consejera de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación con el ministro.

"Igualdad"

El presidente andaluz ha exigido también "igualdad" a la hora de permitir a las comunidades autónomas gestionar el reparto de los fondos anunciados por la Unión Europea. En este sentido, ha solicitado que se tenga en cuenta la reclamación de los ayuntamientos de poder usar los remanentes y superávit. "Si hay un momento en el que se pueda gastar ese dinero, ese momento es este", ha asegurado.

Por su parte, Núñez Feijóo ha vuelto a a insistir en la necesidad de que se conozcan "cuanto antes" los criterios de reparto de los 16.000 millones de euros para las CCAA.

Los dos presidentes autonómicos han trasladado también a Sánchez la necesidad de que se aborde la vuelta a las aulas de manera coordinada. "Carece de sentido que se den directrices homogéneas a nivel nacional para playas, bares o tratamiento de bolsas de residuos en los domicilios de personas aisladas por covid y que nada se diga sobre el inicio del curso escolar", ha dicho Juanma Moreno.

Fase 3

Sobre los pasos en el plan de 'desescalada', el presidente de Andalucía ha solicitado a Sánchez que no deje atrás a Granada y Málaga y que el próximo 8 de junio toda la comunidad avance a la fase 3. Considera que no existen datos objetivos que justifiquen esta decisión.