Política

Revuelo en la cúpula de Ciudadanos ante la posibilidad de que se acaben las dietas

Dirigentes como Melisa Rodríguez o Juan Marín se lamentan por no contar con los complementos que esperaban en esta nueva etapa. La portavoz reclama un sueldo similar al que tenía en el Congreso mientras el vicepresidente andaluz pretende doblar los ingresos que recibe del partido

Arrimadas con los miembros de su Comité Ejecutivo durante la campaña de las primarias.
Arrimadas con los miembros de su Comité Ejecutivo durante la campaña de las primarias. EFE

El incierto futuro de las dietas que disfrutan los miembros de la cúpula de Ciudadanos está provocando malestar entre algunos de ellos. Dirigentes como Melisa Rodríguez o Juan Marín se han lamentado ante Inés Arrimadas y su 'hombre fuerte' dentro de la formación naranja, el vicesecretario primero Carlos Cuadrado, por no recibir los emolumentos que esperaban en esta nueva etapa, según informan a Vozpópuli fuentes próximas a la dirección de Cs, aunque Rodriguez niega de forma tajante que haya trasladado tal petición.

Ciudadanos cuenta con dos órganos de dirección: el Comité Permanente, que se reúne todos los lunes y está formado por la presidenta naranja y su 'núcleo duro'; y el Comité Ejecutivo, cuyos cónclaves son una vez al mes y cuenta con 39 miembros, aunque la cifra podría aumentar hasta el medio centenar si así lo decide el partido.

Arrimadas aún no ha cerrado la composición del Comité Permanente, aunque sí se saben algunos nombres que estarán en él como Marina Bravo (secretaria general), el citado Cuadrado, José María Espejo-Saavedra (vicesecretario adjunto), Joan Mesquida (vicesecretario segundo), Melisa Rodríguez (portavoz) y Lorena Roldán (portavoz adjunta).

Este sanedrín es muy posible que aumente en número tras la Asamblea General de este fin de semana pero posiblemente no llegue a los 13 miembros que tuvo Albert Rivera en su última etapa, según las citadas fuentes. Y la diferencia entre estar en el 'núcleo duro' de las reuniones semanales o en la Ejecutiva 'ampliada' afecta al bolsillo.

Codazos por estar en la Permanente

Los primeros cobran una dieta mínima de 600 euros al mes -llegó a ser 1.200 tras el 28-A de hace un año, pero luego volvió a la cifra inicial tras la debacle de noviembre- mientras que los segundos se quedan en 300 euros que les sirve para "equilibrar" la nómina ya que cada mes entregan al partido una cifra similar de sus respectivos sueldos públicos. "Todos saben de esa dieta en la Permanente y buscan estar ahí", subrayan las citadas fuentes al ver los codazos que se están produciendo.

En todo caso, está por ver si ambos complementos no se reducen a una cifra simbólica, tal y como desea Cuadrado, quien mantiene el control de las finanzas del partido. Esta posibilidad ha molestado a varios dirigentes que están alzando la voz en las últimas semanas. Sobre todo, después de sentirse 'víctimas colaterales' del estado de alarma ya que las reuniones son ahora de forma telemática y no están recibiendo la dieta de asistencia al estar confinados en sus domicilios.

Reunión telemática de Arrimadas con el Comité Permanente de Ciudadanos.
Reunión telemática de Arrimadas con el Comité Permanente de Ciudadanos. Cs

Una de las más afectadas es la canaria Melisa Rodríguez, que el 10-N perdió su condición de diputada nacional y ahora ha solicitado que se le mantenga un sueldo similar al que tenía en la Cámara baja. Si bien vive en la capital, en ocasiones tiene que tomar vuelos para ir al archipiélago por cuestiones relacionadas con el partido. Ella afirma que no es verdad y que está conforme con su situación actual.

La dirigente de Cs indicó en su última declaración de bienes haber percibido 85.719 euros brutos en 2018 como diputada y portavoz de su grupo parlamentario en distintas comisiones, junto con 11.077 euros como integrante de la Ejecutiva naranja del partido -lo que equivale a unos 900 euros al mes-. Por todo ello, tuvo que pagar a Hacienda 30.814 euros en concepto de IRPF.

Por su parte, Juan Marín está presionando a Arrimadas para que le incluya en el Comité Permanente tras darle su apoyo en las últimas primarias, una situación que le permitiría doblar la dieta que recibe del partido. En varias ocasiones se ha quejado a la dirección "con el argumento de que no llega a final de mes con su sueldo de vicepresidente".

El sueldo neto de Marín

El 'número dos' de la Junta andaluza defiende desde su llegada al poder que los consejeros y altos cargos de la Administración regional cobran poco y que eso es un problema cuando se quiere fichar "a los mejores". Hace un año explicó en El Mundo cuál era su situación económica: "Yo recibo una indemnización de 1.100 euros para el alquiler de una vivienda en Sevilla, a la que hay que restar la deducción del IRPF, más todos los gastos. A mí, vivir en Sevilla me va a costar de mi bolsillo en torno a 500 o 600 euros. Y mi sueldo neto es de 3.743 euros mensuales”.

Para Marín, estar en la Permanente de Ciudadanos sería "la forma limpia para que percibiese ese complemento que ahora necesita, aunque no hiciese gestión interna para el partido", hacen hincapié las citadas fuentes.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba