Caso Tándem

Un alto cargo del BBVA reconoce que se contrató a Cenyt sin saber que era la empresa de Villarejo

Antonio Béjar ha declarado que recurrían a la empresa del excomisario para realizar investigaciones patrimoniales a clientes morosos, al menos entre 2010 y 2013

Un alto cargo del BBVA reconoce que se contrató a Cenyt sin saber que era la empresa de Villarejo
Un alto cargo del BBVA reconoce que se contrató a Cenyt sin saber que era la empresa de Villarejo

Tan solo uno de los cuatro altos cargos del BBVA citados este jueves en la Audiencia Nacional por el caso Villarejo decidió declarar ante el juez Manuel García Castellón. Se trata del ex jefe de Riesgos y Recuperaciones Inmobiliarias del banco, Antonio Béjar González. Según ha adelantado la agencia de noticias Europa Press, este directivo ha admitido en sede judicial que este departamento del banco que presidía Francisco González contrató al menos entre 2010 y 2013 los servicios de la empresa Cenyt, propiedad del polémico excomisario.

Bejar ha defendido en todo momento que no sabía que esa empresa pertenecía a Villarejo, en prisión provisional desde noviembre de 2017. Entre otras cosas, está acusado de compaginar su actividad como policía con otras actividades privadas haciendo valer de su ascendencia en el Cuerpo y su acceso a datos confidenciales. Fuentes conocedoras de la declaración judicial confirman a Vozpópuli que Bejar ha admitido haber contratado la empresa del excomisario.

Se da la circunstancia de que en el citado periodo todavía estaba en activo. Se jubiló en 2016. Villarejo siempre ha defendido que desde que reingresó en el Cuerpo en la década de los noventa tras diez años de excedencia, los sucesivos ministros del Interior han conocido y tolerado sus negocios privados al margen de su actividad policial.

Investigaciones patrimoniales

Bejar, como el resto de los investigados citados este jueves, rechazó contestar a las preguntas de la Fiscalía, pero al menos en su caso sí respondió brevemente a las cuestiones de su abogado durante uno minutos. Fuentes jurídicas consultadas por este diario, añaden que Bejar ha explicado que su área recurría a decenas de empresas para hacer investigaciones patrimoniales sobre clientes morosos y que Cenyt era una más de las que prestaba estos servicios.

A lo largo del caso Villarejo se han abierto ya diversas piezas separadas. En alguna de ellas se aprecia que este tipo de investigaciones a particulares para saber de su patrimonio real era uno de los trabajos que realizaba el excomisario y su equipo. Los investigadores creen que para lograr el éxito de sus pesquisas y garantizarse la fidelidad de los clientes, el polémico mando acudía a sus contactos en puestos sensibles de la Policía o la Administración de Hacienda para acceder a datos confidenciales

Estos trabajos reconocidos por Bejar serían en paralelo a las presuntas prácticas de espionaje que adelantó en octubre Vozpópuli y que llevaron a Villarejo a hurgar, por ejemplo, en la vida privada del exministro socialistaMiguel Sebastián. El objetivo, según sospechan los investigadores, era contrarrestar el intento de Sacyr de hacerse con el banco con el apoyo del entonces ejecutivo de José Luis Rodríguez Zapatero. El Confidencial también informó de que Villarejo y sus contactos en la Policía habían recabado el listado de 15.000 llamadas de teléfono entre las que había empresarios, periodistas y políticos. 

Pagos hasta 2017

Este periódico ha tenido acceso a horas de grabaciones realizadas por Villarejo de sus reuniones. Algunas de ellas -que se remontan a mediados de la década pasada- se escucha al excomisario admitir que al menos desde 2005 ya cobraba por prestar sus servicios al banco. Según consta en las investigaciones, esos pagos se prolongaron incluso hasta el mismo momento que el policía ingresó en prisión. El Independiente cifraba en más de cinco millones el dinero percibido entre 2012 y 2017.

Villarejo empezó a colaborar con el BBVA de la mano del responsable de seguridad de la entidad, Julio Corrochano, quien está citado a declarar este viernes al igual que su sustituta Inés Díaz Ochagavia. Las fuentes del caso creen que Corrochano fue el nexo de unión entre Francisco González y Villarejo. Este viernes también está citado a declarar como investigado el también miembro del grupo de seguridad Nazario Campo Campuzano y el socio en Cenyt de Villarejo Rafael Redondo.

Este jueves han acudido al Juzgado Central de Instrucción número 6 de la Audiencia Nacional ex director de Finanzas Javier Malagón Navas yel director de Red Banca Comercial del banco, Ignacio Pérez Caballer. Ambos se han acogido a su derecho a no declarar alegando que la causa está secreta y desconocen el material con el que trabajan los investigadores.

El ex consejero Delegado de la compañía Ángel Cano y el exmiembro del comité de dirección Ricardo Gómez Barredo también habían sido citados para este jueves, pero el juez ha pospuesto hasta el día 11 el interrogatorio dado que ambos se encuentran fuera de España.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba