Tribunales

La Audiencia de Asturias juzga el apoyo irregular a una película de Woody Allen

Los magistrados rechazaron la petición de uno de los acusados del 'caso Niemeyer' que había reclamado que declararan como testigos el director de cine de Nueva York y el cantante Joan Manuel Serrat

Natalio Grueso, en sus días de director del centro Niemeyer,  con Woody Allen.
Natalio Grueso, en sus días de director del centro Niemeyer, con Woody Allen.

En el verano de 2007 el director de cine Woody Allen estaba en pleno idilio con Asturias. Y fue en esa época cuando el también músico rodó durante varias semanas en Oviedo y Avilés una parte de las escenas de Vicky Cristina Barcelona. En esa película aparecen Javier Bardem, Scarlett Johansson y Penélope Cruz.

Sin embargo, 12 años después la Sección Tercera de la Audiencia Provincial de Asturias está envuelta en el juicio del caso Niemeyer, lo que podría ser una secuela de una trama de una película de Allen. Aunque en esta ocasión cuenta con otros protagonistas de menor relevancia, como es el caso del ex director general del centro cultural Niemeyer (Avilés) Natalio Grueso, a quien la Fiscalía asturiana le acusa de haber enmascarado "los costes reales que para la Fundación tenía el apoyo económico a la película de Woody Allen".

El ministerio público relata que para esconder estos gastos vinculados al film, que se cifran en 52.871 euros, los acusados "procedieron a destruir las facturas originales de Viajes El Corte Inglés, sustituyéndolas José María Vigil, a indicación de Natalio Grueso, por otras que no responden al texto de facturación propio de dicha mercantil, si bien presentan una estructura" similar, según explica el escrito de acusación.

Sin embargo, el abogado de uno de los acusados, Luis Tuero, asegura a Vozpópuli que el juicio, que se inició hace dos meses, tiene su origen en una "venganza política", y que todos los gastos que la Fiscalía considera irregulares (una gran parte de ellos en viajes) están justificados. Todos los relacionados con Woody Allen, prosigue el letrado, se llevaron a cabo como apoyo logístico a la película, que se rodó durante dos semanas en Asturias. Uno de estos apoyos consistió en la localización de exteriores para el film.

11 años de cárcel

El ministerio público reclama 11 años de cárcel para el considerado como principal responsable de los gastos irregulares del centro Niemeyer; y diez años y tres meses para su socio como presuntos autores de un delito continuado de malversación de caudales públicos, un delito continuado de falsedad en documento mercantil y un delito de estafa.

Woody Allen, en Oviedo.
Woody Allen, en Oviedo.

El abogado Luis Tuero, que ejercita la defensa de uno de los acusados, reclamó en la vista oral sobre las cuestiones previas del juicio a la Audiencia asturiana que Allen y el cantautor catalán Joan Manuel Serrat declararan como testigos. Sin embargo, los magistrados lo rechazaron, según informa La Voz de Asturias.

La defensa había aportado, prosigue el diario asturiano, una carta de Allen y su mujer Soon-Yi Previ en la que aseguraban que conocían a los acusados desde 2002, cuando visitaron la región para recibir el Premio Príncipe de Asturias a las Artes.

La Fundación Centro Niemeyer pagará su deuda de 1,6 millones en 10 años
La Fundación Centro Niemeyer pagará su deuda de 1,6 millones en 10 años

La importancia para la defensa de la carta es que en la misma el director de cine y su mujer detallaban que habían participado en varios viajes y actividades relacionadas con el Centro Niemeyer. Entre ellos los que hicieron a Barcelona y Oviedo durante el rodaje de la película Vicky, Cristina, Barcelona (2007). Pero también durante el estreno de la cinta, así como una estancia en Granada, en 2008, para la gira de la banda de Allen y otras cinco visitas a Nueva York, entre 2008 y 2017.

El acusado Natalio Grueso dejó en marzo de 2012 Asturias para asumir la dirección del Teatro Español de Madrid. Llegó de la mano de Fernando Villalonga, entonces delegado de las Artes del Ayuntamiento de Madrid. Y sustituyó a Mario Gas en el área de artes escénicas con la entonces alcaldesa Ana Botella.

La Fundación Centro Cultural Internacional Oscar Niemeyer Principado de Asturias tiene carácter privado, aunque la financiación es totalmente pública. En concreto, los fundadores fueron el Gobierno de Asturias, el Ayuntamiento de Avilés y la Autoridad Portuaria de esta localidad. El Ministerio de Cultura también ha aportado importantes subvenciones a este centro cultural.

Últimas noticias



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba