Política

Podemos evita el ruido con el Valle de los Caídos en plena negociación con Hacienda

En la formación morada no gustó la última decisión de Pedro Sánchez pero los de Iglesias prefieren centrar ahora su discurso en la negociación para su apoyo al techo de gasto y los Presupuestos

El secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, tras reunirse con Hacienda.
El secretario de Organización de Podemos, Pablo Echenique, tras reunirse con Hacienda. EFE/FERNANDO ALVARADO

La decisión del presidente del Gobierno de que el Valle de los Caídos sea un cementerio civil en lugar de un espacio de reconciliación y memoria de las víctimas de la Guerra Civil y la dictadura -como propuso el PSOE en 2017- no ha gustado entre las filas moradas. Pero los de Pablo Iglesias optaron este miércoles por una tibia respuesta a través de su secretario de Organización, Pablo Echenique, que espera poder negociar otra solución para el monumento franquista.

"No nos parece bien la rectificación. Pensamos que ha cambiado de parecer, pues el PSOE había hablado de resignificar el Valle de los Caídos", dijo el número tres de Podemos a las puertas del Congreso. El grupo confederal de Unidos Podemos se encuentra en plenas negociaciones con Hacienda para apoyar el techo de gasto y la senda de déficit como antesala de los futuros Presupuestos Generales. Y en eso prefieren centrar sus mensajes.

Ramón Espinar, portavoz de la formación morada en el Senado, se limitó a decir que "lo relevante" es que en España "no haya símbolos honoríficos para una dictadura de 40 años, que debe quedar en el pasado" y que importante es que el Valle "no sea el último monumento en Europa a las dictaduras fascistas que gobernaron en el siglo XX". 

El secretario de Comunicación de Podemos, Juanma del Olmo, pidió a través de un mensaje en Twitter que los socialistas retiren una enmienda a la Ley de Secretos Oficiales que se está tramitando en el Congreso y que impediría conocer algunos hechos de la dictadura franquista y del golpe de Estado del 23-F hasta el año 2030, frente a la reforma que propone el PNV. El dirigente de Podemos hacía referencia al anuncio del Presidente sobre la futura creación de una Comisión de la Verdad sobre la Guerra Civil y la Dictadura.

"Bandazo caprichoso"

Quien sí se mostró más beligerante contra el nuevo cambio de rumbo de Sánchez fue Izquierda Unida, que se integra en el grupo de Unidos Podemos. Los de Alberto Garzón tacharon de "bandazo caprichoso" la decisión del Presidente, al que acusan de volver a "la improvisación en temas de Memoria, como en la peor etapa de Zapatero".

La apuesta de IU es desacralizar el complejo, renombrarlo como "Valle de Cuelgamuros" y demoler la gran cruz que lo preside. La propuesta del Ejecutivo prevé conservar la basílica como lugar de oración y no prevé tocar la cruz. "Pedro Sánchez, su Gobierno y el PSOE en general vuelven a demostrar una falta de criterio y una frivolidad muy preocupantes", señaló la responsable federal de Memoria Democrática, Esther López Barceló



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba