Política

Barones del PP "sugerirán" el lunes a Rajoy una amplia remodelación del Gobierno

Los hermanos Nadal, Isabel Tejerina y Fernando Becker, encabezan las 'quinielas' para hacerse con el Ministerio de Economía que deja Luis de Guindos 

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy. EFE

La comida con todos los barones del PP, este lunes 12 de marzo, ha sido programada por el presidente del Gobierno con toda la intención del mundo: Mariano Rajoy quiere dejar de leer crónicas informativas en las cuales los presidentes autonómicos y de las territoriales del partido dicen en privado que al Ejecutivo hay que "darle la vuelta como un calcetín". Y, según señalan fuentes populares a Vozpópuli, "más de uno y más de dos" barones vienen dispuestos a "sugerírselo"

Sería toda una novedad porque, históricamente, el PP no se ha caracterizado por aquello que en los partidos de izquierda se denomina debate interno, pero en los últimos meses esta característica ha alcanzado proporciones cuasi patológicas. Al día siguiente de la debacle en Cataluña del 21 de diciembre frente a Ciudadanos, por 36 (diputados) a 4, nadie en la Comisión Ejecutiva abrió la boca; y eso que Rajoy invitó a ello por tres veces.

Pero es que un mes más tarde, el 15 de enero, la Dirección del partido congregó en la calle Génova a más de 300 miembros de la Junta Directiva Nacional venidos de toda España y tras hablar el presidente del Gobierno ninguno pidió la palabra... Se fueron a las cafeterías de alrededor a intercambiar impresiones hasta la hora del regreso.

En esa cita no estuvieron ni el gallego Alberto Núñez Feijóo, que fuera dejó dicho que echando la culpa a Ciudadanos no se arregla el problema, ni el presidente de Castilla y León, Juan Vicente Herrera, que es de los que piensa directamente que el ciclo político de Rajoy ya pasó. Y lo dejó dicho en 2015. 

El jefe del Ejecutivo es consciente de que en el partido hay mucho malestar por la deriva política del proyecto, pero quiere "compartir diagnóstico y soluciones con quienes tiene el derecho y el deber de hablar, no solo en los periódicos", señala una fuente. 

Este viernes el Consejo de Ministros retoma su actividad legislativa con el envío a las Cortes de cinco proyectos de ley, entre ellos el aumento de delitos penados con prisión permanente revisable

Antes de verse con ellos, ya se ha cuidado el líder popular de poner en marcha la maquinaria del Gobierno y el partido para que no le digan este lunes: va a presentar el proyecto de Ley de Presupuestos Generales del Estado 2018 "a principios de marzo", según adelantó el ministro de Economía, Cristóbal Montoro, quiere iniciar la reforma del sistema de financiación autonómico -esa es la razón oficial de la comida, intercambiar impresiones-; y, además, este viernes el Consejo de Ministros aprobará cinco proyectos de ley, entre ellos el aumento del número de delitos penados con prisión permanente revisable.

Pero el plato fuerte de esa comida con los barones, a la que asistirán la secretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, la vicepresidenta, Soraya Sáenz de Santamaría, y Montoro para explicar presupuestos y financiación, es la búsqueda de iniciativas para relanzar el proyecto popular.

Y la primera pregunta que se hacen muchos barones -veremos si se atreven a formularla en alto- es si el presidente del Gobierno acometerá solo la sustitución de Luis de Guindos como ministro de Economía, o acometerá una crisis de gobierno más profunda "a riesgo de que se interprete en clave sucesoria", señalan diversas fuentes. Dispone de mes y medio para ello porque Guindos no será nombrado vicepresidente del Banco Central Europeo (BCE) hasta el Consejo de jefes de Estado y de Gobierno de la UE en Bruselas, el 23 de marzo.

Si Rajoy escoge la primera fórmula, las quinielas internas del PP empiezan a situar en el puesto a los dos hermanos Nadal, Álvaro, actual ministro de Industria, y Alberto, secretario de Estado de Presupuestos, además de a la ministra de Agricultura, Isabel Tejerina, y al exconsejero de Economía de Castilla y León y actual consejero corporativo de Iberdrola, Fernando Bécquer.

Pero si el presidente del Gobierno se lanza a una crisis profunda, la quiniela estará incompleta. Empezarán a sonar nombres de más fuste en el PP, como el de Núñez Feijóo o el del presidente del PP vasco, Alfonso Alonso -en su caso para volver-, a fin de que en el Ejecutivo estén junto a Sáenz de Santamaría, Cospedal y el ministro de Fomento, Íñigo de la Serna, por si Rajoy decide ceder el paso como cartel electoral, y al frente del PP, en las elecciones generales de 2020.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba