Cataluña

Bélgica rechaza por un "defecto de forma" la entrega de Comín, Puig y Serret

La euroorden sobre los tres exconsellers fue reactivada el pasado 24 de marzo por el magistrado del Tribunal Supremo Pablo Llarena

Comín, Puig y Serret
Comín, Puig y Serret EFE / VP

La justicia belga ha rechazado, tras oír los argumentos de la Fiscalía de Bruselas, entregar "por defectos de forma" a los exconsellers huídos Toni Comín, Lluís Puig y Meritxell Serret, según una nota de prensa difundida a los medios de comunicación, que especifica que la decisión es recurrible.

En un segundo comunicado, sin embargo, la fiscalía belga ha dejado en claro que no apelará la decisión. "Varios periodistas nos preguntan si las autoridades españolas tienen la posibilidad de apelar, la respuesta es: no", han subrayado.

El ministerio público belga solicitó a la corte belga que no se entregara a los fugados a España porque, según su opinión, las órdenes de detención de España reclamadas en primera instancia por la magistrada de la Audiencia Nacional Carmen Lamela no habían sido actualizadas por el juez del Tribunal Supremo Pablo Llarena.

La decisión se ha conocido casi dos horas después de que se iniciara la audiencia ante el juez por las euroórdenes de entrega de los exconsellers. Comín, Puig y Serret asistieron la mañana de este miércoles a la vista acompañados de sus abogados.

"Defectos de forma"

Los abogados explicaron a Efe en Bruselas que la decisión de la Justicia belga se acoge a que "no hay equivalencia" entre la segunda euroorden de detención y la orden de detención nacional.

Según el letrado de Carles Puigdemont, Jaume Alonso-Cuevillas, "la petición cursada por el Estado español era irregular en aplicación de un conocido precedente europeo", la sentencia "Bob Dogi", según el cual "para que pueda cursarse una orden europea de detención, ésta tiene que estar respaldada por una orden nacional de detención".

Con la decisión del juez Pablo Llarena de retirar la primera euroorden de detención contra los cuatro exconsejeros -Comín, Puig y Serret y Clara Ponsatí- además del expresidente Puigdemont "perdió vigencia la orden española de detención que la respaldaba", prosigue el letrado.

"Lo observamos en el primer momento, y cuando llegó esta segunda euroorden, en seguida lo pusimos en conocimiento de la Fiscalía belga", agregó, y dijo que "tanto la Fiscalía como la defensa se han mostrado conformes en que debía rechazarse la euroorden y no era admisible ni siquiera su estudio".

Cuevillas agregó que "el problema de forma" alude a "un problema de fondo" y es que "los hechos no son constitutivos de los graves delitos que está imputando la Justicia española".

El abogado dijo que "técnicamente" esta es "la misma situación" a la que se enfrenta Puigdemont en Alemania, aunque no se aventuró a "anticipar lo que pueda pasar", ya que "cada Estado tiene su propio ordenamiento jurídico".

La euroorden

La vista de este miércoles se ha celebrado después de que el juez decidiese aplazarla, el pasado 18 de abril, a petición de la Fiscalía de Bruselas.El fiscal solicitó entonces a las autoridades españolas más información para poder tratar las nuevas euroórdenes emitidas por el Tribunal Supremo.

La euroorden sobre los tres exconsellers fue reactivada el pasado 24 de marzo por el magistrado del Tribunal Supremo Pablo Llarena. En concreto, Toni Comín está procesado por un delito de rebelión y otro de malversación de caudales públicos; sobre Puig y Serret, por su parte, pesan acusaciones de desobediencia y malversación de caudales públicos.

En aquella ocasión, la Justicia belga confirmó que había contactado con los abogados los exconsellers y que no creía que existiese un "riesgo manifiesto de fuga". El pasado 5 de abril, el juez belga decidió dejar en libertad sin fianza a Comín, Serret y Puig.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba