Referéndum en Cataluña

División total en el partido de Colau sobre la participación en el referéndum

El 40% de las bases vota en contra de apoyar la consulta de independencia como una "movilización". Sectores de ICV rechazan las tesis oficialistas de la alcaldesa de Barcelona.

La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau.
La alcaldesa de Barcelona, Ada Colau. EFE

La consulta a las bases sobre el 1-O realizada por el partido de la alcaldesa de BarcelonaAda Colau, ha evidenciado una profunda división interna. Hasta un 40,6% de los votantes se ha posicionado en contra de apoyar el referéndum de independencia como una "movilización", rebatiendo así las tesis oficialistas de la alcaldesa de Barcelona. Los que sí se han alineado con la cúpula de la formación han supuesto el 59,3%. 

"¿Catalunya en Comú (CatComú) tiene que participar en la movilización del 1-O?", era la pregunta trasladada a la militancia. De los 3458 sufragios emitidos, 2.053 han sido favorables y 1.404 negativos. La web de votación ha estado habilitada entre el martes y el jueves.

El partido de los 'comuns' está integrando por Barcelona en Comú, EUiA (la marca de IU en Cataluña) e Iniciativa per Catalunya-Verdes (ICV). Son, precisamente, sectores de ICV los que venían abogando (con la firma de un manifiesto incluida) por no participar en el referéndum de independencia, por mucho que la alcaldesa y sus colaboradores insistían en que sólo lo respaldan como una "movilización" y "sin carácter vinculante".

En el debate de la Ley del referéndum en el Parlamento, esta sensibilidad de ICV, expresada por el portavoz del grupo Catalunya Sí que es Pot, Joan Coscubiela, ya quedó manifiesta. Coscubiela se situó del lado de la legalidad, mientras que Joan Josep Nuet (EUiA) y los representantes de Podem estuvieron más cerca de los secesionistas.

Como miembro de la Mesa del Parlament, Nuet incluso votó a favor de la admisión a trámite de la Ley del referéndum, pese a la suspensión del Tribunal Constitucional. El partido de los 'comuns' no concurrió al 25-S, por lo que no forma parte de Catalunya Sí que es Pot, pero la postura de la dirección de Colau sobre el referéndum del 1-O es idéntica a la de la delegación catalana de Podemos, encabezada por el anticapitalista Albano Dante Fachin.

El resultado de la votación se ha conocido este viernes, justo un día después que Colau y la Generalitat de Carles Puigdemont hicieran público un acuerdo de colaboración para la realización del 1-O. El Ayuntamiento de Barcelona no cederá los locales, pero facilitará la organización del referéndum, además de apoyar en los medios de comunicación la participación en el mismo. 

Así mismo, Colau y Puigdemont han hecho pública hoy una carta remitida al rey Felipe VI y al presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, en la que emplazan a negociar antes del 1 de octubre un "referéndum pactado" con el Estado. La misiva ya ha tenido respuesta del jefe del Ejecutivo, que no iniciará ningún diálogo con quienes se sitúan al margen de la legalidad.

La regidora de Barcelona también recibirá este sábado en el Ayuntamiento a los alcaldes pro-referéndum que participarán después en un acto convocado por la Associació Catalana de Municipis (ACM) y la Associació de Municipis per la Independència (AMI).

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba