Política

Casado cambia su estrategia contra el Gobierno: "¡Es la economía, Pedro!"

Pablo Casado hablará más de economía en su estrategia contra el Gobierno. Cataluña y la inmigración seguirán en su discurso. La crisis gana espacio para la crítica al PSOE

"¡Es la economía, Pedro!". La dirección del Partido Popular modula su estrategia de oposición al Ejecutivo del PSOE. Los nubarrones que se ciernen ya en el horizonte obligan a una ligero cambio de libreto. La recuperación se trunca, las señales que llegan no ayudan. "En apenas cien días hay anuncios que ya están lastrando nuestra economía", dijo Pablo Casado este jueves en Mérida, una de las etapas de su infatigable tour estival. 

La agenda catalana seguirá acaparando en forma obsesiva la actividad política en la rentrée, reconoce la cúpula popular. "Es inevitable, vienen semanas muy duras, de aniversarios, movilizaciones y agitación". Tampoco va a desaparecer el problema inmigratorio, uno de los bandazos más sonados de la breve etapa socialista. "Franco decae, era la serpiente de verano que se inventaron los estrategas de Sánchez para tapar a Podemos", añaden. Sin embargo la economía va a cobrar protagonismo. para mal. "El diésel y la luz, esos son los problemas que inflaman a la gente. Y los impuestos", dice un alto dirigente popular.

"Las elecciones se ganan con el bolsillo, no con el corazón", solía repetir insistentemente Mariano Rajoy. "José María Aznar consiguió la mayoría absoluta al bajar quince puntos las hipotecas", se comentaba con frecuencia en Génova. Casado ya se ha puesto a la labor de señalar los primeros desastres que emergen de Moncloa. "Sánchez va a subir todos los impuestos, al diésel, al ahorro, a las sucesiones, patrimonio, donaciones", denunciaba Casado en su escala extremeña. Este viernes estará en Málaga y seguirá con el mismo guión.

"Cada vez que gobierna el PSOE hay impuestos que nos llevan al despilfarro y al paro", es el resumen. Y como ejemplos, la subida de la luz, la caída de la demanda interna, el retroceso de la subida del PIB, la menor confianza del consumidor... Datos reseñables de una situación rebosante de incógnitas y con un futuro muy pesimista.

La gestión de Rajoy

Casado reivindica la gestión económica del Gobierno de Rajoy, la etapa de crecimiento, recuperación y relanzamiento que se vivió en estos años en los que se evitó el rescate a la griega y se logró, finalmente, un ritmo de crecimiento y de creación de empleo sin precedentes. Sánchez actúa forzado por sus socios populistas, "la política del Gobierno es la que ordena Podemos, los amigos de Maduro y el chavismo", es otra de las letanías que van a escuchar con insistencia los próximos meses.

La campaña del PP para municipales y autonómicas también se centrarán en la situación económica y, en especial, en el desastre de gestión de los 'gobiernos y los ayuntamientos del cambio', en manos podemitas y apoyados por el PSOE. "Apenas llevan cien días y todos los indicadores empiezan a ponerse en rojo", señalan estas fuentes de Génova. "No hay que exagerar en este discurso porque, lamentablemente, las cosas va a ponerse mucho peor. El entorno euro no ayuda, el Bréxit desestabiliza la UE y aquí están jugando al gasto desmedido en la mejor línea del estatismo socialista", apuntan como factores decisivos.

"El PSOE carece de equipo económico sólido. La ministra de Economía es su único elemento positivo, las titulares  de Hacienda y Empleo, mejor ni mencionarlas y en el grupo parlamentario no hay diputados apenas que tengan un mínimo peso específico en este ámbito", apostillan. Sánchez juega con algo muy serio como es el bienestar de los españoles, le da lo mismo porque está en manos de Pablo Iglesias, es el resumen del mensaje.  



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba