Política

Alarma en los hospitales: miles de médicos residentes de último año se van al paro en mayo

Más de 6.000 MIR que han jugado un papel clave en la lucha contra el coronavirus terminan sus residencias sin que la epidemia esté del todo controlada. Comunidades como Madrid empiezan a mandarles a casa

Un sanitario en el pabellón 7 de IFEMA con el símbolo de "victoria"
Un sanitario en el pabellón 7 de IFEMA con el símbolo de "victoria" Clara Rodríguez

Miles de médicos internos residentes (MIR) de último año se irán al paro en mayo si el Gobierno o las comunidades autónomas no lo remedian. Se trata de al menos 6.069 profesionales, según cifras oficiales, que han jugado un papel decisivo en la lucha contra el coronavirus en los últimos meses. Los sindicatos médicos alertan de una inminente fuga de talento a otros países de Europa y de un riesgo para el funcionamiento de los hospitales. Los centros sanitarios de toda España acumulan una lista de espera creciente de atención con un personal agotado o de baja por infección de covid-19.

La mayoría de comunidades ha empezado a mandar a casa a muchos de estos MIR (R4 o R5 dependiendo de su especialidad) para no tener que pagarles las vacaciones acumuladas. Los contratos de residencia finalizan entre el 20 y el 26 de mayo. Muchos de ellos han recibido ya la notificación de que no seguirán. La ley estipula que para incorporarse a la plantilla de un hospital, una vez completada su formación y ya como especialistas titulados, deben hacerlo como adjuntos.  

Es lo de siempre: ahorrarse dinero. Los políticos se llenan la boca con la defensa de la Sanidad pública, pero a la hora de la verdad nos dejan tirados"

Sanidad no responde sobre los MIR

El futuro de los MIR depende habitualmente de las comunidades autónomas. Pero el ministro de Sanidad, Salvador Illa, ejerce el mando único y tiene la potestad de contratar a todos ellos por decreto. Vozpópuli ha preguntado reiteradamente al Ministerio de Sanidad por el futuro de los residentes de último año. Pero no ha obtenido una respuesta oficial.

"Es lo de siempre: ahorrarse dinero", dicen fuentes de un hospital madrileño a los que ya han comunicado que se quedan sin residentes en el servicio. "Los políticos se llenan la boca con la defensa de la Sanidad pública, pero a la hora de la verdad nos dejan tirados".

El futuro de los MIR siempre ha sido objeto de debate. Pero la crisis del coronavirus ha convertido su papel en esencial. Los residentes de último año han luchado en primera línea contra el virus junto a sus superiores. La mayoría ha sido reubicado y se ha sumado a las guardias para hacer frente a la avalancha de pacientes que colapsó nuestros servicios sanitarios hace unas semanas. 

El conocimiento que han adquirido durante la epidemia es incalculable. Pero es que además estos residentes no tienen reemplazo. Los nuevos MIR no han podido elegir destino. La elección de plazas se suspendió por la emergencia sanitaria. El problema, por un lado, es el agujero que se abre en las plantillas de los hospitales españoles. Y, por otro, que los hospitales acumulan una enorme bolsa de pacientes con patologías diferentes al coronavirus pendientes de atención y seguimiento.

El personal sanitario, que dobla turnos desde hace meses, está exhausto. Y el que no trabaja a destajo, está de baja por covid-19. España es el más con más sanitarios infectados con más de 34.000. Unos 40 han fallecido. 

Pedimos la contratación de todos los nuevos especialistas que se titulan en mayo para asegurar su presencia en nuestros hospitales"

Riesgo de fuga de talento

Sheila Justo es la responsable de Médicos Jóvenes y MIR de la Confederación Estatal de Sindicatos Médicos (CESM) y de la Asociación de Médicos y Titulados Superiores de Madrid (Amyts). Justo lleva semanas denunciando que la falta de planificación puede abocar a los hospitales a una situación indeseable de falta personal en plena desescalada y con el riesgo de un rebrote aún latente. Justo también alerta, por un lado, de una movilidad de profesionales entre comunidades que dejaría sin médicos a territorios que rehúsen la contratación. Y, por otro, de un riesgo de fuga de talento a otros países de Europa, que están llamando a las puertas de muchos de estos MIR.

"Los residentes de último año han tenido un papel fundamental en esta crisis sanitaria", explica. "Han asumido responsabilidades equiparables a un adjunto ante el déficit de las plantillas por profesionales enfermos o en casos de hospitales como el de Ifema".

Justo explica que algunas comunidades como Valencia han mostrado su intención de contratar a todos estos MIR. De otras, como Madrid no se sabe nada. Y alerta del riesgo de mantener una sanidad de bajo coste con determinadas contrataciones de personal extranjero después de todo lo que se ha vivido en la crisis del covid-19.

"Pedimos la contratación de todos los nuevos especialistas que se titulan en mayo para asegurar su presencia en nuestros hospitales y que sean contratados como lo que son", sostiene.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba