Las neveras vintage que tantas veces se han visto en las películas americanas están inspiradas en los frigoríficos de los años 50. Famosas por sus colores pasteles y por sus curvas y formas remarcadas hoy en día son muy demandadas por todo tipo de nostálgicos que se ven atraídos por ese toque old. El minifrigorífico retro reúne todas las características de su hermano mayor, pero en un tamaño mucho más reducido, pudiendo estar presente en cocinas, habitaciones, despachos y hoteles de todo tipo.

Si lo que quieres es marcar estilo y alejarte de las últimas tecnologías a cambio de darle a tu cuarto un toque vintage, estos son algunos de los mejores modelos de frigorífico mini que no te puedes perder:

Frigorífico combi Klarstein, con volumen de 61 litros y refrigeración regulable (clase energética F)

El modelo más grande de frigorífico retro de nuestra lista de recomendados es este combi de la marca Klarstein, un minifrigorífico con congelador que consigue refrigerar y congelar todo tipo de comidas además de aportar a tu casa u oficina una apariencia más ancient

En cuanto a capacidades, su congelador permite almacenar hasta 24 litros, y su parte inferior destinada a la nevera 64 litros de volumen. Además, encontrarás un espacio destinado a almacenar frutas y verduras dividido en 1 cajón extraíble y 2 baldas. Si hablamos de potencia el frigo es regulable de 0 a 10 °C y el congelador hasta los -18 °C.

COMPRAR

Mini frigorífico retro Severin con 106 litros de capacidad (clase energética D)

Si buscas un tamaño más reducido que te evite tener que visitar la cocina cuando más a gusto estás, este mini frigo retro Severin con 106 litros de volumen es el modelo perfecto para ti.

Disponible en 6 colores, el frigorífico cuenta con un espacio dedicado a congelador (13 litros de capacidad) y unos 95 litros de volumen más que suficientes para guardar cualquier alimento o bebida. También incluye 2 estantes de cristal regulables y un espacio para botellas de 1,5 litros en la puerta para una mayor practicidad.

COMPRAR

Nevera vintage portátil de Flamingueo, apta para conservar cosméticos (clase energética E)

Seguro que como buen amante de la cosmética sabes lo importante que es conservar bajo unas condiciones de temperatura mínima algunos productos de maquillaje. 

Este frigorífico pequeño, además de ser silencioso (menos de 28 dB) y compacto (25 x 19 x 27,5 cm), cabe sin problema en tu habitación, baño o vestidor, ideal para tenerlo siempre a mano para tus sesiones de maquillaje. Lleva asa superior para que sea más fácil de transportar y cuenta con una capacidad de hasta 4 litros para guardar pequeños cosméticos o bebidas. Te impresionará su temperatura ajustable entre -20 °C y 50 °C.

COMPRAR

Frigorífico retro CREATE con diseño inspirado en los años 50 (clase energética A+)

Cambia de ambiente con este frigo inspirado en los años 50 y crea una atmósfera elegante y desenfadada. Además de encontrarlo disponible en varios colores, cuenta con un volumen de 48 litros de capacidad. 

Un tamaño compacto y funcional que se ve favorecido por su interior, con 1 estante de rejilla y 2 repisas laterales situadas en la puerta, ideal para colocar latas de bebida o botellas. Sus dimensiones de 43 x 47,5 x 50 cm son más que suficientes para superar tus expectativas.

COMPRAR

Y tú, ¿con qué frigorífico mini te quedas? Elige el tamaño y el modelo que mejor se adapte a tus necesidades y siéntete protagonista de los años 50.