PAÍS VASCO

Los presos de ETA ven los acercamientos del Gobierno como "una ventana a la esperanza"

El colectivo de familiares de los reclusos terroristas asegura que se vive "un momento decisivo" para lograr "la vuelta a casa". Interior ha trasladado a 64 presos en los últimos cinco meses

Manifestación a favor de los presos de ETA celebrada en 2019.
Manifestación a favor de los presos de ETA celebrada en 2019. EFE

"Una ventana a la esperanza". Así define el colectivo Etxerat, que aglutina a los familiares de presos de ETA, la política de acercamientos de los reclusos terroristas a las cárceles más próximas al País Vasco y Navarra. Con los últimos movimientos anunciados el pasado diciembre, el Ministerio del Interior que dirige Fernando Grande-Marlaska ha trasladado a más de un centenar de reos etarras desde 2018.

En un comunicado de respaldo a la protesta organizada este sábado precisamente a favor del acercamiento de presos, Etxerat afirma que en la actualidad se vive "un momento decisivo" para los reos. Y expone que "35 años después se ha abierto una ventana a la esperanza, aunque todavía no ha acabado la dispersión y el alejamiento y aún, la mitad de los presos siguen estando en primer grado, el más restrictivo, el que impide iniciar el recorrido de vuelta a casa". 

Este colectivo pide a los ciudadanos que se sumen a las concentraciones convocadas en más de 200 localidades vascas y navarras porque "los familiares de los presos vascos así lo vamos a hacer también porque toca remar todas a una, toca seguir haciendo camino hasta traerlas a todas y todos a Euskal Herria y a casa, en un momento decisivo". Estas concentraciones de este sábado, convocadas por la plataforma Sare, sustituyen a la manifestación que se celebra en Bilbao en estas fechas desde hace años.

Quedan menos de 200 presos de ETA en las prisiones españolas. La mitad de ellos ya han sido trasladados por el Gobierno de Pedro Sánchez

Más allá de las interpretaciones sobre el futuro están los datos. Ahora mismo quedan menos de 200 presos de ETA en las prisiones españolas. La mitad de ellos ya han sido trasladados por el Gobierno de Pedro Sánchez. Tal y como desveló Europa Press, en los últimos cinco meses Interior ha autorizado 64 de los 103 movimientos aprobados en los dos años y medio que Sánchez lleva en el poder. 

Interior traslada a los reclusos que renuncian a la violencia. La mayoría ha llegado a cárceles cercanas al País Vasco y Navarra, pero no estrictamente a las prisiones de dichas comunidades, que es lo que exigen asociaciones como Etxerat y partidos como Bildu, PNV, ERC o Podemos. Solo 21 de los etarras acercados han llegado a centros penitenciarios de Euskadi y otros dos a Navarra. 

Etxerat contabiliza que hasta 107 presos en cárceles del país continúan en primer grado. La mayor parte de ellos están, como ya contó este diario, en prisiones de Andalucía (46). Entre ellos están algunos de los terroristas más sanguinarios y/o que más lejos están de abominar de sus crímenes. Esta misma semana la portavoz de Bildu en el Congreso de los Diputados, Mertxe Aizpurua, anunció en las redes sociales que había visitado a reos etarras en varias cárceles andaluzas. 

La política de acercamientos de reos etarras a prisiones cercanas a Euskadi y Navarra no deja indiferente a nadie. Por un lado, estos movimientos están provocando una evidente división entre los diferentes colectivos de víctimas del terrorismo. Además, no todos los reclusos ni las bases de la izquierda abertzale piensan igual sobre esta cuestión, ya que el sector más radical considera que los acercados han cedido al chantaje del Estado y sigue reclamando la "amnistía total" de los encarcelados. 

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba