Félix Maderovozpopuli autores
Félix Madero

Opinión

Lo de Tezanos, un disparate muy caro

Apenas se puede entender por qué el CIS irrumpe de esta manera a doce días de las elecciones y con esta osadía, y con esta falta de vergüenza y rigor

José Félix Tezanos.
José Félix Tezanos. Europa Press

No quiero hacerles perder el tiempo con el CIS de Tezanos. Escribimos tanto sobre este señor que lo hacemos más importante de lo que es. A fin de cuentas, un disciplinado militante del PSOE al frente de un organismo que, por su naturaleza, precisa de un responsable independiente. Es una cuestión de puro decoro democrático, y nada más que eso. Y el decoro, aunque la palabra sea muy antigua, resulta necesario si decimos que nos tomamos en serio nuestra democracia.

Antes de llegar al CIS era un triste y gris editor de la revista Temas, una publicación con media docena de lectores al servicio de Alfonso Guerra, en sus mejores tiempos. Lo único que realmente me importa es ver cómo un organismo del Estado está al servicio de un partido político, y que el propio Estado no tenga los resortes suficientes para evitarlo. Tampoco entiendo la razón por la que el CIS irrumpe de esta manera a doce días de las elecciones y con esta osadía, y con esta falta de vergüenza y rigor de hacernos pasar por buena una encuesta en la que no se recogen los efectos de la sentencia del proceso soberanista, la exhumación de Franco y los disturbios de Cataluña.

¿Acaso hay algo más determinante en este momento que lo que está pasando en Cataluña? Hace falta mucho cuajo para sacar una encuesta en este momento de apreturas para Pedro Sánchez -que es lo que dicen todas las encuestas menos la de Tezanos-, para hacer público un sondeo sin estas consideraciones capitales. Todo vale para el convento, y por eso Pedro Sánchez podrá gobernar y hasta elegir compañero: Pablo Iglesias y Albert Rivera. Los dos han pedido su dimisión.  Tiene mérito, ¿verdad?

Un capricho muy caro

Me pregunto, por preguntar oigan,  si en algún momento Tezanos ha considerado no publicar esta última encuesta. Tendría mérito que acertara el 10-N sin haber considerado las últimas semanas. Deben entender en el CIS que de los 17.000 entrevistados ninguno se vio afectado en sus convicciones ni cambió el signo de su voto después de conocer la sentencia de los sediciosos, el caos catalán y el último viaje de Franco. Y la forma en que Sánchez encaró los acontecimientos.

No hay que ir a una facultad de Ciencias Políticas para saber que el gran desgaste de este Gobierno se ha producido estos días en los que ha quedado en evidencia por su inacción e impericia ante la violencia separatista. Claro que tampoco la encuesta recoge aquello del ministro Marlaska de que durante los disturbios se podía visitar Barcelona con total normalidad. Esférico disparate. Imposible salir de esa dinámica desde que este señor está ahí.

¿Qué son 140 millones para un pueblo exhausto que se prepara para votar lo mismo y aún peor?

El CIS es un organismo público que este año cuesta a los españoles 11.435.330 millones de euros. Creo que ya no haría falta decir nada más. O quizá sí, quizá convenga recordar algo más: que el capricho de Pedro Sánchez de que votemos una vez más nos costará a todos 140 millones de euros. Reparamos poco en las cifras, quizá nos trastornó el cerebro el paso de la peseta a euros, y por eso les evito el disgusto de pasar la cantidad de euros a pesetas. 

Una cantidad como esta en un país al que todos los días niegan a un viejo una prestación por dependencia, familias haciendo guardia en los comedores sociales o a la espera de una cama en un albergue, pensionistas asfixiadas, parados de larga duración con más de 50 años, jóvenes sin formación. Para qué seguir. ¿Qué son 140 millones para un pueblo exhausto que se prepara para votar lo mismo y aún peor? ¿Qué son para tantos dirigentes que no saben lo que es ganar un sueldo en una empresa en la que te exigen resultados, controlan tu horario y nunca tienen el puesto fijo? Pero qué fácil es disparar con la pólvora del rey.

Hoy es uno de esos días en el que las encuestas importan poco. Entrar en ese mundo es una forma como otra cualquiera de perder el tiempo y entretenerse a la manera en que hacemos una sopa de letras o un crucigrama. Hasta ayer mismo había periódicos abriendo con la noticia de este CIS, y un poco más abajo otra en la que se informaba de que todas las encuestas daban un resultado a la baja del PSOE. Era El País, y no sólo, el periódico que este lunes daba cuenta de lo de Tezanos. A continuación y un poco abajo se podía leer: “¿Qué dicen las encuestas? Que baja el PSOE y sube VOX”. Tezanos, el único listo.

Que el Granada Club de Fútbol sea el equipo que comanda la primera división de fútbol es la prueba de que cualquier cosa puede ocurrir… en el fútbol, y en la vida. No olvidemos lo que Albert Camus, que fue portero de la tercera división argelina, nos enseñó: todo lo que sé de la vida lo aprendí jugando al fútbol, decía el filósofo francés. La rabia y la serenidad; la sinrazón y el sentido común; la gloria y la pena; la nobleza y la miseria; la mentira envuelta en trampa. Todo, todo lo vio desde su portería con la misma precisión que nosotros vemos desde la nuestra, que nos quieren hacer comulgar con ruedas de molino. Fue el filósofo existencialista el que escribió que el hombre es la única criatura que se niega a ser lo que es. La cita es bien oportuna en un día como el de hoy. Y no señalo a nadie.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba