Juan Carlos Bermejovozpopuli autores
Juan Carlos Bermejo

Opinión

Bruselas condena a Sánchez a convocar elecciones

Al contrario de lo ocurrido en otras ocasiones, Pierre Moscovici no se ha tragado las previsiones económicas del Gobierno “porque se desvían significativamente del ajuste pactado”

El comisario europeo de Finanzas, Pierre Moscovici
El comisario europeo de Finanzas, Pierre Moscovici EFE

A lo largo de 2015, un grupo de profesores y economistas, de ámbitos ideológicos diferentes pero unidos por el deseo de conocer la verdad, ante las aplastantes evidencias de la manipulación masiva de las cuentas públicas desde el año 2008, decidimos conjuntamente analizar y publicar, a través de toda una serie de indicadores correlacionados, la evolución real del PIB español.

El análisis lo hicimos a través de los tres procedimientos de cálculo del PIB; vía rentas, vía gasto y vía valores añadidos. Las diferencias entre las cifras oficiales presentadas por el INE y la realidad nos dejaron asombrados: el PIB real, es decir, el valor medido a precios de mercado de todos los bienes y servicios finales producidos en el interior del país a lo largo de un año resultó ser un 16% inferior al PIB oficial publicado por el INE.

La trascendencia de tal diferencia es muy relevante. Significa que la deuda pública total de España (no la deuda según el Protocolo de Déficit Excesivo que publicita el Gobierno, y que no mide toda la deuda) no era, como reconoció en Bruselas la propia ministra Calviño al inicio de su mandato, del 133% del PIB, sino del 154%. El déficit público real estaría claramente muy por encima del límite pactado con Bruselas y la presión fiscal se situaría en el 45% del PIB.  

El tema era tan grave que, en junio de 2016, enviamos copia del estudio a los principales responsables de la Comisión Europea y del BCE, algo que reiteramos de nuevo respecto a los Presupuestos Generales del Estado de 2017. Por cierto, ninguno de estos Presupuestos, y tal como habíamos advertido, se cumpliría.

El PIB real, el valor medido a precios de mercado de todos los bienes y servicios finales producidos en el interior del país, fue un 16% inferior al PIB oficial

Los mandatarios europeos acusaron recibo de la documentación enviada, nos lo agradecieron amablemente, pero, por razones políticas prefirieron mirar para otro lado, con una excepción, Martin Schulz, presidente del Parlamento Europeo, a quien el tema pareció tan trascendente, que nos prometió crear una Comisión en dicho Parlamento para investigar nuestra denuncia. Lamentablemente, pocas semanas después dimitió de su cargo, para presentarse a las elecciones alemanas frente a Angela Merkel.

En nuestra opinión, la irresponsabilidad en la que incurrió la Comisión Europea ignorando la realidad fue enorme. Máxime cuando nuestro estudio fue avalado después por el prestigioso Instituto de Economía de Kiel. En concreto y más allá de las responsabilidades personales que les puedan ser exigidas a las personas citadas, España no estaría obligada jurídicamente a devolver al Banco Central Europeo los prestamos realizados desde entonces al Gobierno de España (más de 250.000 millones de euros) ya que sabía que dichos préstamos eran de máximo riesgo si hubieran querido saber la realidad de las cuentas públicas españolas.

Así las cosas, la guerra entre la AESE (Asociación de Estadísticos Superiores del Estado) y el INE ha venido a refrendar en forma inequívoca nuestras denuncias sobre la manipulación sistemática de las cuentas nacionales.

En concreto, este mes de noviembre, un alto funcionario estadístico se dirigió por carta a nosotros, los autores del estudio, expresando su satisfacción por el cese del presidente del INE, lamentando el grave daño que se había causado a la Estadística Oficial Española y esperanzado por la apertura de un nuevo periodo donde usuarios y profesionales puedan devolver a la Estadística Española la reputación perdida.

La guerra entre la AESE y el INE ha venido a refrendar en forma inequívoca las denuncias sobre la manipulación sistemática de las cuentas nacionales

El mensaje, no es un reconocimiento explícito de la manipulación de la contabilidad nacional, pero sí implícito, ya que es lo máximo esperable de un funcionario honesto y profesional, puesto en relación con las denuncias concretas de la AESE sobre la “existencia de dos estructuras administrativas paralelas en la unidad de confección de las cuentas nacionales, particularmente el PIB trimestral”, o la gravísima acusación a la presidencia de “redactar las notas de  prensa ignorando los criterios técnicos de los funcionarios, destacando solo aquello que se considera favorable al Gobierno”. Todo ello constituye la prueba sobre la veracidad de nuestras denuncias, algo que nos permitirá tomar nuevas acciones legales ante los organismos han cometido un claro delito de omisión de funciones.

En todo caso, los autores del estudio nunca hemos cejado en nuestra denuncia de la falsedad de las cuentas públicas, y nuestra última denuncia a Europa fue realizada el pasado día 30 de octubre, enviando una nueva carta a los responsables económicos de la Comisión y del BCE con cálculos detallados que demostraban, más allá de toda duda razonable, que las previsiones macro económicas en que se sustentan los Presupuestos enviados por el gobierno de Sánchez a Bruselas, y sorprendentemente avalados por AIREF, eran absolutamente irreales, dado que las cifras de ingresos y gastos eran inalcanzables, lo que significa que no se cumplirán los objetivos del pacto de Estabilidad y Crecimiento, ni el ajuste del déficit ni el compromiso de reducción de la deuda pública.

Afortunadamente, esta vez, y al contrario de lo ocurrido en otras ocasiones, Pierre Moscovici, en boca de la persona responsable de la economía española en la Comisión, Laura Bardone, aparte de agradecernos los cálculos enviados, confirma que los mismos han sido tenidos en cuenta por la Comisión en su decisión de no aceptar el proyecto de Presupuestos enviados y exigir a Sánchez “cambios sustanciales” en los mismos “porque se desvían significativamente del ajuste pactado”, lo que, ante el cese de compra de deuda por el BCE (hoy comprador del 80% de la misma a interés cero) el primero de enero de 2019, puede llevar los tipos de interés en el mercado a cifras inasumibles que nos lleven a la suspensión de pagos, como alertábamos en nuestra carta.

Este varapalo de la Comisión Europea a Sánchez, quien en verano mintió públicamente en un tuit asegurando que su plan de estabilidad contaba con la aprobación de la Comisión Europea (el tuit fue borrado tal y como descubrió el periodista de El MundoCarlos Segovia), deja a Sánchez sólo en las tinieblas del averno y en una situación insostenible, ya que Podemos no modificará los Presupuestos según pide Bruselas.

Iglesias ya ha apretado el botón que rompe el apoyo de investidura y ha mandado preparar sus huestes electorales. Habrá elecciones generales anticipadas más pronto que tarde. La batalla está servida.

PD: Hoy les dedico el tema “You Shook Me All Night Long” de AC/DC. 

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba