Tuitopía

España, 2030

España tendrá sus cosas, pero musicalmente géneros como el trap, la música urbana o el nu-metal gozan de una salud envidiable

España, 2030.
España, 2030.

El apoyo de Bildu a los presupuestos del PSOE confirma lo que venimos defendiendo en Corea del Norte, que el socialismo y las bombas siempre se han llevado bien. Si existiera en la política española algo así como un cordón sanitario, yo me plantearía aplicárselo a aquellos que siguen llamando 'conflicto' al enfrentamiento entre los que le ponían una bomba en el coche a una familia porque la madre era guardia civil y los que les juzgaban por ello. Pero existe una cierta urgencia en el Gobierno para que al menos en 2030, cuando el presidente del Gobierno, Ibai Llanos, luche contra la epidemia de SARS-CoV 3 y Europa se enfrente al desafío de la banda ecoterrorista ETA Thunberg, no se siga hablando de ‘los presupuestos de Montoro’.

Si en tres o cuatro años no hay unos nuevos, a los de Montoro habría que empezar a llamarles ‘presupuestos eméritos’, como el Rey. Que España tendrá algunos problemas pero hay que reconocer que con Juan Carlos I cazando cabras con un abrigo de leopardo y bebiendo champán en un jacuzzi kazajo, Monedero inspirándose en la vida gansta rap del monarca para componer sus rimas de poesía callejera y Jiménez Losantos dando la nota más alta en la radio, algunos géneros musicales como el trap, la música urbana y el nu-metal gozan de una salud envidiable.

La covid vive, la lucha sigue. Pfizer ha anunciado que su vacuna garantiza un 90% de efectividad y el Madrid ya ha encargado una para Vinicius. En España el debate gira en torno a si algunas comunidades están haciendo más pruebas de antígenos que PCRs para mejorar sus datos de incidencia acumulada. Es verdad que los PCR tienen una mayor sensibilidad, pero también es verdad que los test de antígenos no te perforan el cerebro.

Este año cada vez se parece más a un capítulo de Black Mirror. Thermomix y el robot de cocina de Lidl se van a enfrentar en los juzgados en la que será la primera batalla legal entre robots de la historia, algo así como una versión cutre e inesperada de Terminator. Vivimos en un futuro distópico escrito por Francisco Ibáñez, y si hay un invento que verdaderamente ha transformado nuestra forma de vivir y de actuar, son las redes sociales. Cuando Mark Zuckeberg creó Facebook en Harvard para intentar perder la virginidad, jamás imaginó que algún día veríamos un vídeo de TikTok con José Bono, con más pelo que en los ochenta, pelando un caqui mientras su hija baila MC Hammer.

En Estados Unidos el presidente sigue sin reconocer su derrota electoral y hay quien vaticina que se va a encadenar al despacho oval con una camiseta de Stop Desahucios. En Twitter ya le han preparado una despedida a su altura, interpretando el Bohemian Rhapsody de Queen que sirve como cierre de Tuitopía esta semana y como epílogo de un personaje que si hubiera sido presidente de un telefilme de los domingos en Antena 3, no nos habría resultado creíble.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba