Lo de la policía estadounidense con los negros es como una fiesta en casa de Miguel Bosé, primero pone dos tiros y luego ya pregunta cómo estás. Dos afroamericanos desarmados han muerto esta semana a manos de la policía, lo que unido al tiroteo de Indianápolis vuelve a evidenciar que los estadounidenses tienen un grave problema con las armas que van a solucionar como hacen siempre: armándose hasta los dientes por si “aparece algún loco armado”.

En Europa llevan mejor el tema de las armas pero peor el de la vacunación, que ha encallado con la suspensión temporal de la vacuna de Janssen. Hemos cambiado una vacuna monodosis por otra que va a pasar de dos a tres dosis (la de Pfizer), quizás por eso a Bosé no le gustan las vacunas, porque empiezas a pincharte y ya no sabes parar.

El domingo pasado estrenaron la primera parte de su entrevista con Jordi Évole, en la que el artista explicaba la dieta mediterránea que siguió en los noventa, basada en dos gramos de cocaína diarios más marihuana y éxtasis. Este domingo se estrena la segunda, en la que se espera que cuente cómo la pandemia y la vacunación con 5G son un complot organizado por el foro de Davos, con Bill Gates a la sombra, y el Microsoft Excel no era más que una metáfora en la que los seres humanos no son meros números encerrados en celdas.

El programa de la Sexta ha generado debate en torno a si hay que darle voz a este tipo de discursos, aunque yo que lo vi tengo que decir que mucha voz no le dieron, si le dan menos tenemos directamente a Miguel VOSE.

Esto ha sido lo mejor de Twitter en una semana en la que entre la generación que dedica su tiempo libre a Netflix, TikTok y la PlayStation, se ha hablado mucho de los peligros de sufrir un trombo por la vacuna.

En política hemos tenido el 90 aniversario de la II República que coincide con el cumpleños de Abascal, a Ayuso de gira por los mercados de Abastos, a Gabilondo copiándole propuestas a Ayuso, a unos cuantos ministros en el IFEMA presenciando un desfile de moda y el rumor (no confirmado) de que Cristina Cifuentes será una de las concursantes de MasterChef Celebrity. No me importa que sea de champiñones o de calabacín, pero ojalá que el primer plato que le pidan sea una crema.

Y aquí termina Tuitopía esta semana, esa sección sobre un mundo en el que la gente discute sobre temas filosóficos y políticos profundos en mensajes que no pueden superar los 280 caracteres.