Brecha salarial

Los datos desmienten a Rajoy: sí hay que meterse a resolver el problema de la brecha salarial

El presidente del gobierno ha ninguneado las políticas económicas de igualdad en una entrevista radiofónica que ha agitado las redes. Meterse en los problemas de desigualdad salarial no parece estar en la 'buena dirección' para el líder del PP. Los datos, informes y estadísticas recomiendan hacer lo contrario. La brecha salarial existe y debería ser una política prioritaria. 

10 datos que desmienten a Rajoy
10 datos que desmienten a Rajoy Onda Cero

— ¿Si una mujer y un hombre hacen lo mismo deberían cobrar lo mismo?

— No nos metamos en eso. Demos pasos en la buena dirección.

Así ha respondido el presidente del Gobierno a una pregunta del periodista Carlos Alsina en Onda Cero, a cuenta del debate y la subida de salarios de funcionarios y empresas privadas. El documento es otra perla más del presidente que no ayuda a implantar las políticas de género:

-------------

Ningunear el problema es dar la razón a los que creen que no existe. Que no hay pruebas de esa desigualdad y que todo debería seguir igual (de mal). Porque los problemas del trabajo en la mujer no solo los define una brecha o diferencia de sueldos; las mujeres, por el simple hecho de serlo, están condicionadas socialmente a la hora de acceder al mercado laboral. Estos son los datos y estadísticas que lo demuestran:

-------------

Más hombres ocupados, más mujeres desempleadas

El primer dato que debería aprenderse Rajoy lo tiene en todos los informes de empleo. La tasa de ocupación de las mujeres es de un 41,7% frente a un 52,6% de los hombres. Su nivel de desempleo es de 22,2% frente al 19,5% de los hombres. Existe una diferencia de base que merece, cuanto menos, un análisis ligado a las políticas de género.

-------------

20% menos de sueldo por la misma hora trabajada

Este dato que ignora Rajoy lo sirve el propio gobierno, a través de laEncuesta de Estructura Salarial del Instituto nacional de Estadística. Y debería ser el punto de partida para este análisis básico del problema.

Esta penalización tiene una base muy importante que no se explica tanto comparando con los mismos puestos de trabajo de los hombre como en la calidad de los demás. Las mujeres, en general, cobran menos que los hombres porque tradicionalmente acceden a trabajos de peor calidad que ellos. Más a tiempo parcial y más destinados a conciliar para poder sobrevivir en el mercado laboral y familiar. Si sus trabajos son peores y, como veremos, su formación en inicio es mejor... quedan pocas dudas.

-------------

Más de dos millones de mujeres no llegan a mileuristas, por casi 900.000 hombres

Sigamos con el trabajo precario. Según el Instituto Nacional de Estadística el número de mileuristas mujeres duplica al de hombres. Esto está muy relacionado con los contratos a tiempo parcial y precarios (más de mujeres) pero también con la discriminación por cuestiones de género. Así, cuando el sueldo medio va aumentando la diferencia apenas varia. 1.880.000 hombres ganan más de 2.595€, por 1.174.000 mujeres.

-------------

El Ibex tiene cara y cuerpo de hombre

La base de la pirámide de trabajo precario la copan las mujeres y el techo de cristal español viene definido (y delatado) por el número de ellas en puestos de responsabilidad en las grandes empresas. Solo 92 de de los 453 puestos del consejo de administración de las empresas que configuran IBEX, por ejemplo, son mujeres. Es decir el 20,31% para el MISMO puesto. Los datos son de 2017. Solo hay 3 mujeres al mando en algunas de estas multinacionales.

-------------

Si las mujeres están mejor preparadas ¿por qué cobran menos?

El punto anterior cobra mayor importancia cuando se pone en duda el nivel de preparación de las mujeres. Tradicionalmente la mayor responsabilidad de esta desigualdad venía determinada por los menores niveles educativos y de experiencia laboral de la mujer debido a los condicionantes sociales. Pero está cambiando.

Tanto es así que según la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos el 58% de los licenciados universitarios en España son mujeres. Aún estando mejor preparadas académicamente tienen peores condiciones laborables (no solo en puestos directivos) y eso solo puede explicarse desde discriminación de los empleadores o el miedo para dar experiencia laboral antes a la mujer. El acceso a esa experiencia es necesaria para acceder más tarde a los puestos de responsabilidad ejecutiva.

-------------

Los trabajos a tiempo parcial son de mujeres

Un dato a estudiar indica que el problema de la brecha salarial va más allá de las cifras. Las características de los trabajos de las mujeres son muy distintas todavía a las de los hombres y la comparación en las cifras podría ser errónea. Por ejemplo, según Encuesta de Población Activa (EPA)el 72% de los puestos a tiempo parcial en España están ocupados por mujeres. Esto es debido al tipo de empleo que eligen ellas es muy distinto al de ellos por cuestiones sociales enquistadas pero también a que las mujeres tienen mucha más dificultad social para la conciliación laboral, bien porque los empleadores prefieren contratar antes a hombres que a mujeres o bien porque la sociedad obliga y enseña a las mujeres cual debe ser su rol en el mundo laboral. 

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba