Medios

Monzón salva el 'match ball' y se mantiene en Prisa pese a la imputación en Púnica

El consejo de administración de Prisa se ha inclinado mayoritariamente por apoyar a Javier Monzón como presidente del grupo tras ser imputado en la trama Púnica

Javier Monzón, presidente de Prisa.
Javier Monzón, presidente de Prisa. Europa Press.

Javier Monzón se mantiene en Prisa. Al menos por ahora. El presidente del grupo ha logrado el respaldo suficiente del consejo de administración para mantener su puesto semanas después de ser imputado en la trama Púnica, una situación que le puso en el alambre como uno de los principales ejecutivos de la editora de El País.

El mantenimiento de Monzón, adelantado por El Independiente y confirmado posteriormente por Vozpópuli, se produce después de que Prisa celebrase hace unos días una discreta reunión en la que se trató este asunto y se decidió respaldar al directivo. Este martes, la cúpula se volvió a reunir, aunque esta vez el encuentro estuvo centrado en la aprobación de las cuentas de los primeros nueve meses del año.

Monzón se mantiene en el cargo después de que la Comisión de Nombramientos, Retribuciones y Gobierno Corporativo preparase un informe en que analizaba la situación que posteriormente fue elevado al resto del consejo. Así, el grupo ha concluido que no hay  “motivos, en este momento, que justifiquen la adopción de ninguna medida que afecte a su continuidad como presidente del Consejo de Administración, desempeñando su cargo con pleno ejercicio de sus funciones reglamentarias”.

Según consta en los estatutos de la casa, un consejero “deberá informar a la sociedad, a través del secretario del consejo de administración, en el caso de que fuera llamado como investigado, resultara procesado o se dictara contra él auto de apertura de juicio oral en una causa penal por cualquier delito y del acaecimiento de cualesquiera otros hitos procesales relevantes en dichas causas”.

Amber Capital, en contra

Monzón, que cuenta con el Banco Santander como principal apoyo, tiene en el seno del consejo a un poderoso enemigo: Joseph Oughourlian, primer accionista con casi el 30% de las acciones a través de Amber Capital. Ambos directivos mantienen una relación tensa y no es un secreto que el armenio había pedido la cabeza de Monzón tras conocerse su imputación.

De nada ha servido su peso en el capital ni su presencia en la comisión que ha elaborado el citado informe. Por ahora, Monzón se mantiene en el cargo y su futuro estará ligado a la evolución del caso Púnica, donde sigue imputado pero no condenado.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba