Prisa

Las piedras en los bolsillos de la 'nueva Prisa': deberá a los bancos 661 millones tras su refinanciación

La compañía baraja dos escenarios de futuro, en función del éxito o el fracaso del proceso de venta de su filial portuguesa. En el caso de que el regulador luso conceda su visto bueno, su deuda con los bancos quedará en 661,2 millones de euros. En caso negativo, será de 1.087 millones

Manuel Polanco
Manuel Polanco EFE

El plan de salvamento de Prisa permitirá a la compañía aliviar sus urgencias financieras, pero no servirá para sanear por completo su balance. Es decir, calmará sus dolencias, pero no curará de forma definitiva su enfermedad. Según reconoce la compañía en el último folleto informativo que ha remitido a la Comisión Nacional del Mercado de Valores (CNMV), su deuda con los bancos será de 661,2 millones de euros en el mejor de los escenarios, aunque podría situarse en 1.087 millones en el caso de que la autoridad portuguesa de la competencia tumbe la venta de su filial en ese país, Media Capital, a la multinacional francesa Altice.

Esta operación se cerró el pasado verano en 440 millones de euros, de los que Prisa prevé obtener 321 millones de euros tras realizar determinados ajustes. El regulador luso tiene el asunto sobre la mesa desde entonces y próximamente se espera que se pronuncie al respecto, sin que pueda descartarse un veto de este movimiento por los riesgos que conllevaría para este mercado.

En el caso de que salga adelante, la deuda financiera bruta de Prisa quedaría en 935 millones, de los que 661,2 millones se corresponderían con las obligaciones adquiridas con las entidades bancarias. En caso contrario, el endeudamiento de Prisa quedaría en 1.367 millones de euros, de los que los bancos serían titulares de 1.087 millones.

El pasado 22 de enero, pocos días después de que los acreedores financieros rubricaran un acuerdo marco de refinanciación, el Consejo de Administración del grupo –ya sin Juan Luis Cebrián- aprobó una doble operación de ampliación de capital por un valor total de 563 millones de euros que el grupo utilizará en su mayoría para enderezar su balance.

La auto-compra de Santillana

El acuerdo firmado por los acreedores contempla una suavización del calendario de pagos, aunque también está sujeto a una serie de condiciones, relacionadas con el cumplimiento de diferentes ratios de apalancamiento y financieros.

La tenedora de la práctica totalidad de la deuda será la sociedad de nueva creación Holdco, que será titular del negocio de la educación de Prisa. Es decir, el peso del pago de la deuda lo asumirá Santillana, la división que más ingresos genera en la compañía.

Prisa se ha comprometido a amortizar un importe inicial de entre 450 y 480 millones de euros, una vez obtenga los fondos derivados de la ampliación de capital. A partir de ahí, deberá pagar 275 millones antes de abril de 2020. En caso de no hacerlo, el coste de la deuda se encarecerá, pues se incrementarán sus intereses el 1,5% (0,5% pagadero en efectivo y 1% capitalizable), según detalla el citado folleto. Sus vencimientos se extenderán hasta 2022.

Santillana asumirá el peso del pago de deuda del Grupo Prisa a partir de ahora.

La compañía detalla que en el caso de que este proceso de reestructuración –que aún no se ha cerrado- no llegue a buen término, deberá hacer frente a un vencimiento de 956,5 millones de euros antes del 31 de diciembre de 2018, “lo que tendrá un impacto en la liquidez y en la continuidad” de sus negocios.

Tras conocer los términos de la reestructuración de Prisa, queda claro que la estrategia del grupo ha girado 180 grados en los últimos meses, puesto que ha pasado de buscar compradores para Santillana a utilizar esta empresa como el eje sobre el que pivotará su calendario de pagos a sus acreedores.

La actualidad al minuto en tu email

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba