Televisión

El coste de las cuestionadas televisiones autonómicas: 1.080 millones de euros al año

La federación de televisiones autonómicas, FORTA, ha realizado un estudio en el que incide en que el presupuesto de estos medios de comunicación ha caído el 47% desde 2011. En España, cada habitante paga 43,8 euros al año para mantener este servicio público

Sede de TV3
Sede de TV3 EFE

Las televisiones autonómicas han dispuesto en 2018 de un presupuesto total de 1.080 millones de euros, que es ligeramente superior al del ejercicio anterior (1.072 millones), pero bastante menor al que recibieron en 2011 (1.590 millones), antes de que los Ejecutivos autonómicos tuvieran que realizar recortes en diferentes materias presupuestarias para minimizar el déficit, en los peores años de la crisis económica.

Así lo detalla un estudio realizado recientemente por la federación de televisiones autonómicas, FORTA, en el que se explica que cada español paga anualmente 43,8 euros al año (2016) para mantener estos servicios públicos (se incluye RTVE). La cantidad, es inferior a la media de la Unión Europea (65,7 euros) y ostensiblemente menor a la de los países que más pagan, como son Dinamarca (160,5), Reino Unido (113) y Alemania (111,7). Desde 2010, ha descendido en algo más de 16 euros, expone el informe.

Durante el sexenio 2010-2016, el recorte que experimentó el presupuesto de los medios públicos en España fue del 27% -47% los de FORTA-, es decir, menor que el de otros países del sur de Europa como Portugal (30%) y Grecia (50%). En este tiempo, los estados que más incrementaron su aportación a sus radios y televisiones fueron Lituania (90%), Hungría (69%) y Malta (43%), tal y como detalla el estudio.

Desde FORTA, señalan que la recuperación económica registrada en España en los últimos años no se ha traducido en un incremento significativo de los presupuestos de las radiotelevisiones públicas autonómicas, pues desde 2016 sólo se han aumentado  en 77 millones de euros, tras perder 587 millones entre 2010 y esa fecha.

Audiencia a la baja

Estas restricciones presupuestarias -unidas a una caída de la inversión publicitaria que sólo entre septiembre de 2017 y de 2018 fue del 12,3%- han provocado una importante caída de audiencia en estas empresas públicas. Actualmente, sólo TV3 (14,3%) y Aragón TV (10,6%) registran una cuota de pantalla mensual superior a los dos dígitos. Por su parte, Canal Sur, cuenta con un 8,8%, la ETB2 vasca, el 8,1% y Telemadrid, el 4,5%. Por su parte, A Punt, la sustituta valenciana de Canal Nou, logró en octubre el 1,2%, tras la multimillonaria inversión que ha requerido su puesta a punto.

Durante años, estas televisiones han recibido múltiples acusaciones por estar politizadas y defender los intereses de los gobiernos autonómicos. Ejemplos como el de TV3 durante el proceso soberanista han sido ampliamente criticados por los partidos constitucionalistas durante los últimos meses. Pese a esto, en FORTA recuerdan que han puesto en marcha diferentes iniciativas para combatir las noticias falsas (fake news), como el decálogo que se incluye en este enlace.

Entre los retos que se marcan estas empresas para el futuro próximo, se encuentra el de actualizarse para poder competir con grandes compañías como Netflix y HBO, que ofrecen un servicio “de navegación y por catálogo” que amenaza a la conocida como “televisión de continuidad”.

También han expresado la necesidad de buscar nuevas fórmulas de financiación, ante la incertidumbre que genera la dependencia de los presupuestos autonómicos y de los anunciantes. En este sentido, han valorado la actualización de la Directiva Europea de Servicios Audiovisuales, que puede suponer nuevas oportunidades para estos servicios públicos.

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba