Medios

Los bulos de política, empresas y xenofobia 'toman' Facebook antes de las elecciones

Las fake news sobre empresarios como Amancio Ortega y sobre los partidos políticos preocupan en Facebook, que ha contratado a tres socios españoles para tratar de eliminarlos. Varias publicaciones de ultraderecha han ganado fuerza en los últimos meses

Amancio Ortega, fundador de Zara y primer accionista de Inditex.
Amancio Ortega, fundador de Zara y primer accionista de Inditex. Efe.

Amancio Ortega es el protagonista del enésimo bulo que ha estado en circulación por Facebook. Los usuarios lo podían encontrar hasta el pasado lunes camuflado como publicidad -es decir, Facebook cobra por ello- al entrar en al red social. Si accedían al enlace al que conducía el anuncio, encontraban una web con apariencia de periódico en la que se afirmaba lo siguiente: “El último deseo del Caballero (Amancio Ortega) es hacer que los españoles sean los más ricos del mundo”.

Faltan pocas semanas para las elecciones generales y en Facebook existe temor sobre el efecto que pueden tener las fake news en la próxima primavera electoral española, como se reconoce en esta noticia de 'El Confidencial', que cuenta las reuniones mantenidas hace unas semanas entre directivos de la red social y representantes de los principales partidos políticos. La conclusión que extrajeron algunos de los asistentes a los encuentros fue que en Facebook había preocupación sobre el efecto que pueden generar los bulos en la próxima campaña.

El alma mater de esta red social, Mark Zuckerberg, compareció hace casi un año en el Congreso de Estados Unidos para ofrecer explicaciones sobre el escándalo de Cambridge Analytica, una empresa en la que se produjo una fuga de millones de datos antes de las últimas elecciones presidenciales del país americano. Esta información, supuestamente, fue utilizada para intentar influir en el voto de miles de usuarios. Zuckerberg reconoció errores en este sentido y habló de las fuertes injerencias rusas para tratar de condicionar a la opinión pública, pero calificó de “loca” la idea de que este tipo de maniobras influyeran en el resultado de los comicios.

En los próximos meses, se decidirá en España la composición de las Cortes Generales, así como de varios parlamentos autonómicos, diputaciones y ayuntamientos. Ante esta situación, la pregunta que se plantea es si Facebook está preparado para atajar los intentos de condicionar el resultado de quienes recurren a las fake news con estos fines.

El ejemplo paradigmático, en este sentido, fue el de la campaña pro brexit. Entonces, la prensa internacional se hizo eco de la fuerte campaña antieuropeísta lanzada a través de varias fuentes en las redes sociales. La cosa no acabó ahí. Hace unas semanas, 'The Guardian' detectaba la existencia de nuevos bulos que habían surgido ante las dificultades del Reino Unido para abandonar la unión.

El caso de Amancio Ortega

El caso que afecta a la imagen de Amancio Ortega resulta paradigmático, pues esta patraña lleva varios meses en circulación, sin que la red social haya conseguido que desaparezca. De hecho, el anterior protagonista de una campaña similar fue el magnate mexicano Carlos Slim, a quien los autores de este bulo utilizaron de cebo.

En el caso del fundador de Inditex, se habla de una entrevista en 'Las Mañanas' de TVE que nunca se produjo, en la que Ortega habría anunciado una inversión de 100 millones de euros en su última empresa, Bitcoin Evolution -también falso- para “dar a personas corrientes la oportunidad de ganar dinero con el auge del bitcoin, incluso sin tener absolutamente ninguna experiencia de inversión o tecnología”.

En la delirante descripción de la falsa empresa que se realiza en el texto, aparecen afirmaciones como la siguiente: “Bitcoin Evolution es un algoritmo diseñado para quitar dinero a las personas más ricas del mundo y redistribuirlo entre el ciudadano español de a pie”. A continuación, aparece una imagen de la nutricionista Ana Bellón -colaboradora durante varios años de TVE-, y una falsa afirmación, en la que se dice que ganó 233 euros en 3 minutos con el sistema para ganar dinero creado por Amancio Ortega y su falso socio, Austin Ford.

Este periódico contactó con Facebook para pedir una respuesta acerca de la difusión de estos bulos, con los que la empresa obtiene ingresos, dado que se camuflan como publicidad. La intención era saber si, durante la campaña electoral, los usuarios van a recibir fake news con asiduidad y sin que la red social sea capaz de controlarlos. Sólo unas horas después, la compañía de Mark Zuckerberg anunciaba la puesta en marcha en España de su programa de verificación de noticias junto con tres socios: AFP, Newtral y Maldita.es.

Estas empresas serán responsables de evaluar y revisar la exactitud de los contenidos publicados en Facebook. Ahora bien, la red social no da datos al respecto de la intensidad en el análisis de fake news -noticias falsas- por parte de sus socios, ni de los medios humanos y económicos que destinará a esta tarea, que preocupa a las principales potencias occidentales.

Facebook sí explica el modus operandi que sigue cuando se detecta un contenido falso. "Cuando un verificador califique una historia como falsa recortaremos su distribución. Por otra parte, también reducirá la visibilidad de páginas y dominios que compartan noticias falsas de manera reiterada y eliminará su capacidad de publicar anuncios. Así se ayuda a minimizar la difusión de noticias falsas con una motivación económica. La experiencia de la plataforma muestra que, una vez que una historia es calificada como falsa, se reduce su distribución en un 80%", apuntaba.

¿Qué ocurre con el 'clickbait'?

La empresa de Zuckerberg también relata que su intención es reducir la distribución de noticias falsas, pero también el contenido amarillista (clickbait). “Informamos a las personas dándoles más contexto sobre las publicaciones que ven", añaden.

Esos esfuerzos, de momento, no parece que se traduzcan en muchos resultados. De hecho, en los últimos tiempos operan en España varios diarios, de línea cercana a la extrema derecha, que cuentan con cientos de miles de usuarios en esta red social. Uno de ellos incluía en su edición de este martes una noticia clickbait con un titular que llamaba intencionadamente a la confusión: “Los papeles clasificados del 11-M: las cloacas del Estado y la conexión con Podemos”. El artículo era compartido en el perfil del periódico, con más de 45.000 seguidores, y recibía reacciones de varias decenas de usuarios

Lejos de advertir de su contenido sensacionalista, Facebook mantiene este diario en el listado de negocios de “medios de comunicación”. También encuadra en la misma categoría a otro conocido portal, también con una línea editorial de extrema derecha y dedicado a abundar en los delitos cometidos por extranjeros. En este caso, son 49.000 usuarios los que siguen esta página.

Unas horas después de que este periódico contactara con Facebook, y varios meses después de que se detectara el bulo de Amancio Ortega, las fuentes oficiales de Facebook informaban de que, desde este lunes, ese contenido “ya no se muestra en la plataforma porque ha sido revisado y retirado” por incumplir las normas de la compañía.  



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba