Prensa escrita

El juez llama al exministro Soria y a Alierta a declarar en el juicio de David Jiménez contra Unidad Editorial

El periodista demandó a Unidad Editorial, al entender que mientras dirigía 'El Mundo' se produjo una vulneración de los derechos fundamentales y de la cláusula de conciencia. En el proceso también declararán como testigos Pedro J. Ramírez, Óscar Campillo y Casimiro García-Abadillo.

David Jiménez
David Jiménez EFE

David Jiménez tratará de demostrar ante el juez el próximo 30 de enero que su cese como director del diario El Mundo se debió a su negativa a que el periódico fuera utilizado para favorecer los intereses del presidente de Unidad Editorial Antonio Fernández Galiano, de determinados empresarios del Ibex 35 y de políticos. El Juzgado de lo Social Número 7 de Madrid ha admitido a trámite la demanda que presentó el pasado verano contra la compañía editora, con la que pretende conseguir que su despido sea declarado nulo y, de forma subsidiaria, improcedente.

En el auto se admite la lista de testigos propuesta por la defensa de Jiménez, revelada por Vozpópuli el pasado julio. A la citación deberán acudir sus predecesores en la Dirección de El Mundo, Pedro J. Ramírez y Casimiro García-Abadillo; el exministro José Manuel Soria, el expresidente de Telefónica, César Alierta, y quien fuera director de Marca entre 2011 y 2016, Óscar Campillo.

El periodista presentará durante la vista oral una serie de grabaciones y comunicaciones escritas con Fernández-Galiano, que -a su juicio- acreditan las presiones que recibía para no publicar determinadas informaciones perjudiciales para el poder político y económico, según precisan fuentes relacionadas con el caso. “Fue una reacción empresarial frente al ejercicio de un periodismo independiente”, precisa la demanda, interpuesta contra Unidad Editorial y contra la sociedad editora de El Mundo.

La defensa incide en que durante el año que permaneció Jiménez como director del rotativo se vulneraron "sus derechos fundamentales y de la cláusula de conciencia", de ahí que solicite la nulidad de su despido. También denuncia que la empresa "filtrara" el despido a la prensa antes de comunicárselo al afectado, sin el preaviso que requiere la ley y sin dar ningún motivo de la destitución hasta después de que se presentara la demanda, el 24 de junio.

Según la parte demandante, en el momento en que Jiménez es contratado como director, los responsables de Unidad Editorial se comprometieron a dejarle formar su propio equipo y a dotarle de los medios y el tiempo necesarios para efectuar un proyecto de transformación del diario. Unas condiciones que considera que no se cumplieron. Al contrario, le intentaron imponer el despido de una tercera parte de la plantilla.

Posturas muy alejadas

Ambas partes participaron en un acto de conciliación el pasado junio, si bien no pudieron llegaron a un acuerdo para evitar la celebración del juicio. En esas fechas, este periódico se puso en contacto con Unidad Editorial para interesarse por su postura en este litigio, pero no quiso realizar declaraciones sobre las pretensiones de Jiménez, ni sobre las acusaciones de intentar censurarle que incluye en su demanda.

Jiménez fue destituido el pasado 25 de mayo, cuando se cumplía un año de su nombramiento. Ese día, los representantes de la plantilla de Unidad Editorial rubricaron las condiciones del tercer Expediente de Regulación de Empleo que ha afrontado desde el inicio de la crisis económica. Antonio Fernández-Galiano eligió para sustituirle a Pedro G. Cuartango, quien desde entonces lleva colgada la etiqueta de “director interino”.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba