Medios

Las francachelas de Luis Pineda y el protegido de Zarrías incendian Canal Sur

Antonio Ramírez, director general de Antena y uno de los “protegidos” de Gaspar Zarrías en la televisión andaluza, ha sido destituido de su puesto este viernes, después de que se revelara que el juez Pedraz investiga su presunta relación con la trama Ausbanc.

Luis Pineda y Susana Díaz
Luis Pineda y Susana Díaz Twitter

El empoderamiento en Canal Sur de los hombres fuertes del PSOE andaluz, tantas veces denunciado por la oposición parlamentaria, ha vuelto a manifestarse en el caso de Antonio Ramírez, directivo de esta televisión que ha sido destituido este viernes de su cargo por su supuesta relación con el caso Ausbanc. El ejecutivo, según la declaración de uno de los investigados, emitió dos facturas a esta asociación -en beneficio de su restaurante familiar- pocos meses después de contratar para la cadena pública varios programas elaborados por la productora de Luis Pineda, denominada TV Agroeditora. Este asunto ha sido definido entre los consejeros más críticos con los gestores de Radio y Televisión de Andalucía como "uno de los mayores escándalos de la historia" de este medio y desde el Partido Popular han exigido la dimisión inmediata de su máximo responsable, Joaquín Durán.

Fuentes del Consejo de Administración de esta empresa pública han explicado a Vozpópuli que Ramírez fue durante varios años el hombre fuerte de Gaspar Zarrías en Canal Sur. Fraguaron su amistad en Jaén y, poco después de que Zarrías llegara al Gobierno autonómico, otorgó mando en plaza a este periodista dentro de esta televisión. Durante la última década de Manuel Chaves como presidente andaluz, ejerció de jefe de informativos y, por tanto, se ocupó de modelar su línea editorial en beneficio de los intereses del PSOE.

Los informativos de Canal Sur recibieron múltiples denuncias por beneficiar al PSOE mientras Ramírez era su máximo responsable

Durante estos años, fueron muchas las voces que acusaron a este medio de comunicación de tener una línea editorial tendenciosa y, sin ir más lejos, en 2002 el PP presentó un vídeo de 33 minutos en el que figuraban diversas prácticas para beneficiar a los socialistas que se ejercían desde los noticiarios cadena. "El libro de estilo de Zarrías ordena que el PP o el Gobierno (de José María Aznar) no salgan en los informativos; que si salen, sea por poco espacio de tiempo y en planos generales; y que si es imprescindible que salga algo positivo de un dirigente del PP, lo resuma un redactor someramente", aseguraba entonces el vicesecretario de Organización del partido, José Luis Sanz.

En 2012, con el productor del programa de entrevistas de Bertín Osborne -Pablo Carrasco- como director general, Ramírez fue nombrado responsable de Antena, Estrategia y Comunicación. Desde entonces, ha recibido duras críticas por la preocupante bajada de audiencia de Canal Sur, de casi dos puntos de cuota de pantalla en los últimos cuatro años. Pese a ello, el PSOE lo ha mantenido hasta este viernes en uno de los altos despachos de la cadena e incluso la Academia de Televisión le ha concedido uno de sus Premios Talento. Esta Institución, por cierto, está presidida por Manuel Campo Vidal, cuya empresa ha asesorado a representantes socialistas como Pedro Sánchez o José Montilla.

El escándalo de las facturas de Ausbanc

Su destitución se ha precipitado después de que el periódico Confidencialandaluz.com revelara que Ramírez se benefició a través de su negocio familiar -el Restaurante Casa Salva, de Sevilla- de las contrataciones que realizó como directivo de Canal Sur a la productora del presidente de Ausbanc, Luis Pineda.

Según relató al juez Santiago Pedraz el responsable de la asociación en Sevilla, José Marín, Pineda le pidió que ordenara al dueño de Casa Salva que emitiera dos facturas por valor de 2.500 euros a nombre de Ausbanc. ¿Por qué? "Pienso yo que podría entenderse que se pagaban unos servicios o favores por el pago recibido…”, aseguró durante el interrogatorio.

Lo que trata de aclarar el tribunal es si este pago tiene relación con el contrato que suscribieron unos meses antes Canal Sur y la productora de Pineda para la emisión en la cadena pública de un documental de tres capítulos sobre el aceite de oliva y de cuatro galas de variedades. Todo ello costó 135.000 euros. Mientras este asunto se dilucida, los directivos de la RTVA más críticos con el PSOE han exigido la celebración de un Consejo de Administración extraordinario y la dimisión de a Joaquín Durán, a quien el PP considera como el responsable último de esta falta de control sobre sus altos cargos.

Canal Sur contrató un documental y cuatro galas a la productora de Luis Pineda, por los que pagó 135.000 euros

Cabe recordar que la compra de las galas por Canal Sur a TV Agroeditora levantó una gran polvareda e incluso provocó que Durán tuviera que dar explicaciones al respecto en el Parlamento andaluz. Estos programas, que llevaron el nombre de El Club de la Buena Vida, contaron con una abundante publicidad de Ausbanc e incluso el propio Pineda apareció en uno de ellos. En un momento de este espacio de entretenimiento, su presentador se acerca al imputado por fraude, estafa y administración desleal y le dice: "¡Pero si está aquí Luis Pineda, presidente de Ausbanc! (...) Él y todo su equipo han ayudado a mucha gente a salir de la cláusula suelo, a salir adelante". A lo que el aludido contesta: "Sí, es verdad, y gracias a entidades bancarias que a veces lo hacen bien pues hacen posible que también trabajemos, como la Caja Rural del Sur -el copatrocinador del programa-, como CaixaBank y como muchas entidades que cuando lo hacen bien merecen un aplauso y hay que recordarlo".

Tras la detención de los responsables de Ausbanc, y a la luz de estos ejemplos, FACUA pidió al Consejo Audiovisual de Andalucía que iniciara una investigación para aclarar la relación entre la asociación y la RTVA. Pero este organismo no se ha pronunciado al respecto, entre otras cosas, porque está fuertemente controlado PSOE y este asunto podría poner en evidencia la forma de gestionar este medio de comunicación público por parte de sus hombres de confianza, según ha denunciado la propia oposición parlamentaria.

Pese a la dimisión de Ramírez, parece que Joaquín Durán no abandonará su puesto de máximo responsable del canal "en interinidad". Es decir, los socialistas pierden un pilar en la televisión pública, pero la seguirán controlando prácticamente sin oposición. Como ocurrió con Manuel Chaves y con José Antonio Griñán de presidentes. Como ha pasado desde el 28 de febrero de 1989, cuando comenzaron sus emisiones.



Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba