Gourmet

Paella de carne, marisco o verdura ¿Cuál es la tuya?

La paella es uno de los platos más típicos de España, pero cada vez más se está convirtiendo en una comida muy popular fuera de nuestro país. 

  • Paella Mixta (Flickr, Jonathan Pincas)
    Paella Mixta (Flickr, Jonathan Pincas)
  • Arroz al horno
    Arroz al horno
  • Paella de conejo (Flickr, Gabriel García)
    Paella de conejo (Flickr, Gabriel García)
  • Paella de verduras (Flickr José Castillo)
    Paella de verduras (Flickr José Castillo)
  • Paella del Señoret (Flickr, Arturo Gutierrez)
    Paella del Señoret (Flickr, Arturo Gutierrez)

Cuando le preguntas a algún viajero que ha visitado España que es lo que más le ha gustado de nuestra comida, seguramente te dirá: “la tortilla de patatas y la paella”. Y no es de extrañar,  porque nos hemos convertido en unos auténticos expertos en la materia del arroz, elaborándolo de múltiples formas.

Aunque la elaboración de la paella es sencilla (parte de un básico sofrito de aceite de oliva, dientes de ajo, tomate triturado, cucharadita de azúcar y pimentón) sus variaciones hacen que la elaboración de la misma dependa de los ingredientes que posteriormente vas a utilizar. Al igual que la cocción del arroz, si lo queremos caldoso debemos utilizar un tipo de grano de arroz que nos asegura que su cocción será perfecta aunque quede líquido, como por ejemplo, el arroz bomba, en el caso de quererlo hacer meloso (queda cuajado, pero no seco), podremos utilizar un grano redondo y si lo queremos hacer seco podemos utilizar el grano o largo o redondo.

Una vez tengamos realizado el sofrito (las medidas de los ingredientes irán en función del número de comensales que tengamos), incorporamos el arroz que vayamos a utilizar y lo rehogamos con el aceite y el líquido que los productos del sofrito van soltando. Le damos un par de vueltas e incorporamos el agua. Este es uno de los principales dilemas de la paella y el paso que determinará que se quede perfecta o pasada. Por regla general, se debe echar la misma cantidad de agua que de arroz, pero puede varias en función del grano, especialmente si lo quieres preparar seco. Si lo quieres preparar meloso echarás una parte de arroz por cada tres de caldo y si lo quieres caldoso, uno de arroz por cuatro de caldo.

Una vez tengamos los pasos básicos y comunes para todo tipo de paellas, iremos incorporando los ingredientes específicos que queramos según la paella que vamos a realizar. No olvidéis echar las especias que van a dar más sabor aún a nuestro caldo de cocción, como el azafrán, pastilla concentrada de carne/pescado y un poco más de pimentón. Según que comunidad autónoma, los ingredientes pueden varias a partir de tradiciones que marcan la diferencia entre unas paellas y otras.

Te recomendamos algunas de las paellas más demandadas así como, las más originales y auténticas.

Paella mixta (carne y pescado)

Es la paella más clásica de todas. Consiste en la mezcla de carne, pescado y de marisco. Se trata de una explosión de sabores muy tradicionales gracias a la fusión de todos sus ingredientes. Por lo  general se elaboran de costillas de cerdo, trozos de pollo, gambas, calamares y almejas, pero puedes utilizar la carne, pescado o marisco que más te guste o el que esté de temporada, para que nuestra paella sea muy fresca. Aunque es una de las preferidas de los comensales, para algunas bocas exigentes se quejan de que tantos ingredientes mezclados anula el sabor uno de otros.

Paella de conejo

En la zona de la Comunidad Valenciana (y ellos entienden muy bien de paellas), la paella con conejo es uno de los más demandados. El sabor de la carne del conejo es muy fuerte por lo que el arroz prácticamente no necesita nada más para que el sabor sea intenso, pero si quieres añardirle algo más va muy bien con las judías verdes. Un truco, sofríe el conejo en la paella con aceite y retíralo. Utiliza ese aceite para la elaboración del sofrito y así los demás productos se impregnarán del sabor intenso que ha soltado el conejo al sofreírlo.

Paella de alcachofas y caracoles

La paella de verduras también es un clásico. Si utilizamos muchas verduras (pimiento verde, rojo, alcachofas, calabacín…) notarás que tu paella cogerá un color verdoso muy apetecible. Dentro de las paellas de verduras, la más sabrosa es la elaborada con alcachofas (por su fuerte sabor) y caracoles. En algunos sitios del levante, elaboran los caracoles con una salsa específica y ésta, se la añaden posteriormente al caldo del arroz cuando este medio cocido, para terminarlo de realizar y que cuaje con la salsa propia de los caracoles.

Paella del señoret

La paella del señorito recibe este nombre porque todos los ingredientes que la componen van pelados, de esta manera, no te tienes que molestar en pelar gambas, cortar pescado o carne, va todo limpio y en trozos pequeños. Habitualmente, se elabora de jibia o calamares y gambas pequeñas, pero la puedes realizar como más te guste.

Paella al horno

Es una de las menos conocidas, pero sus ingredientes la hacen imprescindible. Realmente, es considerada un tipo de arroz más que de paella porque se realiza en un recipiente de barro y no en una paella como es habitual, pero es muy aconsejable probarla de cualquier de las maneras posibles. Se elabora con Garrofón (alubia muy grande blanca), o garbanzos, morcilla, cebolla, ajos, tomate, patatas y pimiento. Luego le puedes incorporar trozos en cuadrados de tocino o de alguna carne, como costillas de cerdo. Se elabora en unatinaja de barro y se introduce en el horno todo en crudo y sin cortar en trozos, sino que presentas cada ingrediente entero. En el plato, lo presentas base de arroz y un trozo pequeño de cada ingrediente que lo compone.


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba