Macro Matters

Rule Britannia, o no

Hará cuestión de dos meses, tuve noticias de que la marina británica estaba contemplando la hipótesis de tener que mover su flota de submarinos nucleares de su base en Escocia, también conocida como Faslane, a Estados Unidos mientras reacondicionaban otra en casa, y todo como consecuencia del Brexit y la subsecuente secesión escocesa. En aquel momento me pareció algo tan descabellado que no le di importancia, pero hoy, según se van precipitando los acontecimientos, cualquiera sabe.

¿Implosión británica?

Por esas cosas de la Historia, una vez más, el Reino Unido se encuentra con que un Poder en el continente intenta someterla por distintos medios, desde su división, y si no véase la recepción de la UE a Primera ministra escocesa, a la que no le faltó tiempo para pedir otro referéndum de independencia, con su contagio a Irlanda del Norte, a las agresivas acciones de los estados miembros de la UE para llevarse las empresas de la City. Si eso no es asomarse al abismo, ya me dirán. De momento y como aperitivo, mientras sus empresarios están deprimidos, se nos intenta hacer creer que no habrá explosión desordenada de su burbuja inmobiliaria ni una recesión económica; ya, y una banana.

A medida que gobiernan distintas generaciones, un orden cívico va degenerando hasta hacerse disfuncional y el país entra en una crisis

¿Pero cómo es posible que el Reino Unido se haya metido en semejante lío, si casi parece que le hubiera pegado a Dios? Hombre, si le preguntásemos a un asesor evangélico de Trump, nos diría algo como: el Reino Unido y la UE llevan tiempo tocando la niña de los ojos de Dios, así que, en concordancia con la bendición a Abraham, ambos tendrán su two states solutions (y otras cosas) por un tubo. Pero nosotros aquí no usamos ese enfoque, sino la Teoría Generacional, según la cual, a medida que gobiernan distintas generaciones, un orden cívico va degenerando hasta hacerse disfuncional y el país entra en una crisis que pone en peligro su propia existencia, algo que ocurre de forma cíclica cada casi cien años. Veamos pues que han hecho los británicos.

Boomers contra millennials

Como recordarán, tras conocerse el resultado electoral, empezó toda una campaña de los partidarios de la permanencia en la UE que decían que los "viejos" se habían cargado el futuro de los "jóvenes" y cierta prensa presento el resultado como un enfrentamiento de los boomers contra los millennials.

Los "boomers" son una cohorte angloamericana clasificados según la Teoría Generacional como los nacidos entre 1943 y 1960 y responden al arquetipo de profetas, mientras que lo "millennials" sería la generación nacida entre 1982 y 2004 y responde al arquetipo héroes, pues eran la tropa de los líos en que nos metían los profetas con sus inventos que llevan a los países al borde de la desaparición. En el caso español las dataciones son distintas pues dependen de los puntos de inflexión del ciclo generacional, aunque aquí se trasponen las anteriores fechas produciendo verdaderos destrozos políticos y empresariales; cosas de Hispania

Hay un aspecto preocupante sobre los millennials y es que padecen una atención torcida por parte de los boomers en un intento de, por un lado, saltarse (de locos) a la generación X y, por otro, de llevarles por un camino determinado, ya que, a medida de cumplen años se convierten en votantes y, según van progresando laboralmente, en consumidores atractivos. Hay casos muy patéticos de esto, como el de George Lucas y Spieldberg en Estados Unidos, con sus películas recicladas, o el de las televisiones españolas para imponer el extremismo de izquierdas y el nacionalismo.

En realidad, las causas del resultado del referéndum son bastante más complejas que el que los boomers derrotaran a los millennials, aparte de que hay una generación en medio, la generación X ("perdida", en España). Pensemos que los boomers británicos han vivido desde cartillas de racionamiento, la crisis de Suez, la disolución del Imperio, la creación de la Commonwealth,  la Guerra Fría y la de Corea, intervenciones post-coloniales, los locos 60 y 70 (El "despertar" o awakening: movimiento hippie, revolución sexual, mayo 68, Beatles, drogas, etc.), el referéndum de entrada en la CEE, Malvinas, las guerras 9/11, etc. y ahora resulta que la generación más preparada son unos wasaperos compulsivos. ¡Venga hombre! ¿No será que el voto de los boomers fue, entre otras cosas, para poner de freno a un invento disfuncional?

La actual crisis existencial británica es fruto de las reformas de los

boomers Blair y Brown

Crisis secular y regeneración fallida

La actual crisis existencial británica es fruto de las reformas de los boomers Blair y Brown, dos europeístas, promotores fervorosos de la Segunda Guerra del Golfo, que destrozaron el sistema financiero y resucitaron antiguas naciones, más o menos inventadas. Sus congéneres exteriores serían  Bill y Hillary Clinton (tanto "montan"), George Bush hijo, Donald Trump, Sarkozy, Hollande, Alex Salmond, Barroso, Junker (al que allí llaman the drunker), Donald Tusk, Martin Schulz, y en España Felipe González, Aznar, Zapatero, Solana, Rubalcaba, Rajoy, Rato, Margallo, Almunia, Ana Botella, Xavier TriasElena Valenciano, Artur MasFernández Toxo, Cándido Méndez, Maragall, José Bono, Paulino Rivero, Duran i Lleida, Carmen Calvo, Montilla, Carod Rovira, Ibarretxe, Pere Navarro, UrkulluJesús Eguiguren, Otegui, Francesc Homs, Jordi Sevilla, varios presidentes del BdE y un largo etcétera de responsables de nuestro desastre.

Los británicos pasan página generacional en 2010 y emergen David Cameron, Boris Johnson, los pijo-progres y encastados hermanos Miliband y la hoy primera ministra de Escocia, Nicola Sturgeon, una pava independentista que no tiene un pase, todos niños mimados del Establishment que intentaron regenerar la moribunda socialdemocracia británica, ese ya disfuncional pensamiento de una época en el que han sido adoctrinados los millennials de Occidente. Pero no contaban con un outsider de largo recorrido, Nigel Farage, que venía esprintado y que les pinchó el globo de sus fantasías políticas; el resultado ha sido una regeneración fallida (caso español) en toda regla que ha devuelto el poder a la boomers Theresa May y antes al "profeta" Jeremías Corbyn; aunque todavía les falta, otro, el reinado del boomer Carlos de Inglaterra. Menudo panorama.

Rule Britannia

No deja de ser curioso que los tories hagan varias vueltas electorales para elegir su primer representante y no quieran ver, porque no quieren, que su sistema electoral, cuya última reforma importante es de 1910 (¿casualidad?), necesita una segunda vuelta (lo vimos), lo cual agruparía el voto no independentista escocés y aumentaría las voces británicas que pinchen el globo independentista. En cuanto al referéndum del Brexit, decir que, aunque de derecho no es vinculante, lo ha sido de hecho, así que, salvo que la primera ministra cambie mucho el clima político, o aplica el art. 50, con sus requerimientos legales internos, o lo lleva a elecciones parlamentarias. 

Durante mucho tiempo los británicos han hecho dejación de su deber de conformar un orden europeo viable

Si fuéramos británicos está claro que tendríamos dos enemigos: los independentistas, que quieren romper el país de todos, y los socialdemócratas de la UE, con su invento disfuncional y que además ayudan a los primeros. Así pues, si la nueva ministra tiene lo que hay que tener, antes de aplicar el art. 50, empezaría por ablandar a la UE (en España no habría gobierno, eso seguro), que partidarios del "cambio" de la UE y aliados tiene, muchos de los cuales (Portugal, Polonia, Malta, Chipre, Malta, Italia, incluso Francia) le deben su propia existencia, alargando el proceso hasta las elecciones francesas (y alemanas) de 2017, donde los cinco puntos de Sarkozy para salvar Europa serían el comienzo de una Europa más al gusto de británicos y, por viable, de la mayoría de los europeos. Entonces tendría que jugársela.

Durante mucho tiempo los británicos han hecho dejación de su deber de conformar un orden europeo viable y ahora no tienen más remedio que hacerlo, solo falta saber si Theresa May tiene lo que hay que tener (the right sutff). ¿Ustedes que piensan?


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba