Internacional

Las fuerzas policiales que custodian la sede de la Presidencia de Bolivia deciden amotinarse

El presidente de Bolivia, Evo Morales, irá a la segunda vuelta electoral por primera vez en 17 años.
El presidente de Bolivia, Evo Morales, irá a la segunda vuelta electoral por primera vez en 17 años. Efe

Un "numeroso" grupo de policías bolivianos, integrantes del cordón de seguridad en la Casa Grande del Pueblo, la nueva sede de la Presidencia del país, han decidido amotinarse y han abandonado sus posiciones a primera hora de este sábado, según informan los medios nacionales.

"Es motín, no es acuartelamiento", ha declarado uno de los uniformados mientras se replegaba, como parte de una columna, hasta las dependencias de la Unidad Táctica de Operaciones Policiales.

Según los testigos del diario 'El Deber', los cordones de seguridad en los accesos a la Casa Grande del Pueblo han quedado "casi desguarnecidos" y "a merced de las movilizaciones populares" que exigen la renuncia del presidente del país, Evo Morales.

Relevado el comandantes departamental de la Policía en Santa Cruz

El comandante departamental de la Policía boliviana en Santa Cruz, Igor Echegaray, ha sido relevado al frente de estos efectivos después del amotinamiento de policías en apoyo a la oposición en favor de la petición de repetición electoral.

"Es Usted replegado y puesto a disposición de la Dirección Nacional de Personal del Comando General de la Policía Boliviana", explica el memorando de destitución, recogido por la prensa boliviana.

La destitución de Echegaray se suma a la del pasado jueves del comandante de la Policía en el departamento de Cochabamba, Raúl Grandy, reemplazado por el coronel Jaime Zurita. Fue en Cochabamba donde empezó el motín.

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba