El príncipe Felipe, marido de la reina Isabel II, se encuentra desde el martes ingresado en un hospital, según el Palacio de Buckingham, que ha aclarado que se trata de una medida de "precaución" después de que el Duque de Edimburgo "se sintiese mal".

El príncipe, de 99 años --en junio cumplirá el centenario--, fue internado por recomendación de su médico personal y permanecerá en observación previsiblemente durante "unos días", según el escueto comunicado recogido por la BBC, en el que no se especifican las circunstancias exactas que habrían motivado el ingreso.

El Duque de Edimburgo anunció su retirada de la vida pública en 2017 y está considerado el consorte en activo más longevo de la historia de la familia real británica. En enero fue vacunado contra el coronavirus, al igual que Isabel II.