La Policía de Estado de Italia ha detenido este sábado al propietario del camión en el que fueron hallados en 2019 los cuerpos sin vida de 39 ciudadanos vietnamitas en la localidad de Grays, en Inglaterra.

La operación, por la que se ha detenido a un ciudadano rumano de 28 años, es el resultado de la colaboración entre la Policía italiana y la británica, así como la Dirección Central de la Policía Criminal, según ha informado el diario La Repubblica.

El detenido forma parte de una organización criminal dedicada a la inmigración ilegal y, presuntamente, aportó su propia camioneta para hacer ingresar ilegalmente a 39 migrantes vietnamitas que, al llegar a Inglaterra, fueron hallados muertos en el interior del vehículo en octubre de 2019.

Tras la activación por parte del Servicio de Cooperación Policial Internacional, los agentes de la Brigada Móvil de la Jefatura de Policía de Milán y la Comisaría de Cinisello Balsamo llevaron a cabo una serie de investigaciones que permitieron a la Policía del Estado localizar a la persona en la ciudad italiana, situada en el norte del país.

Fallecidos

Los migrantes habían pagado más de 10.000 euros cada uno para acceder de forma ilegal al continente a través de un método por el que no tenían posibilidad de sobrevivir, según apunta el diario, ya que la temperatura del interior de contenedor en el viajaban había subido hasta los 40 grados.

Los líderes de la banda recibieron en su día penas de prisión de entre 20 y 27 años, mientras que el camionero fue condenado a 13 años y cuatro meses, y un cuarto hombre a otros 18 años de cárcel.