Esta es sólo una de las "preocupantes" situaciones que se están sucediendo en Brasil, país que albergará el Mundial de Fútbol y que dará comienzo en apenas un mes. Los asaltos y las deficiencias de seguridad empiezan a ser problemas serios para Dilma Rousseff, que quiere vender las bondades de su país sin pararse a pensar en los problemas que tiene dentro.

En el siguiente vídeo, un empresario sale de su negocio cargado de billetes, el cual es perseguido por un grupo de delincuentes que saben de la existencia del botín tras recibir un chivatazo de alguien que trabaja para él. Conduce una Tucson, pero al lado lleva a un policía de paisano que hace labores de escolta. Como no se fía, detrás va un segundo vehículo con otro policía que realiza la misma función.

Los cuatro delincuentes van en un coche por delante, frenan en seco y bloquean al empresario y empiezan a disparar con un fusil de asalto, pistolas y revólveres. El empresario y el policía salen del coche y empiezan a disparar contra los ladrones. El coche recibe hasta 12 impactos de bala. El motorista, un joven mecánico de 30 años que iba a trabajar, que permanecía parado detrás del vehículo del empresario recibe un tiro en la cabeza disparado por el ladrón que esgrime el fusil y muere en el acto.

Los ladrones reculan y se van, pero uno de ellos resulta herido mientras la Policía sigue las imágenes de las cámara de seguridad de calles y edificios, un método de control muy extendido en Brasil localizada a los asaltantes en un edificio de lujo de Santos. El cabecilla de la banda, compuesta por seis miembros, está huido, mientras la Policía ya ha detenido a uno de los asaltantes y ha identificado a los demás.

https://youtube.com/watch?v=tg2eOEFMVZM

Días atrás, Brasil vivió una nueva jornada de protestas masivas contra los altos gastos del torneo y en demanda de mejores servicios sociales, que derivó en enfrentamientos puntuales con la policía en en Sao Paulo. Las manifestaciones reunieron a decenas de miles de personas de varios movimientos sociales, colectivos y ciudadanos que aprovecharon la expectación mediática de la llegada del Mundial para expresar sus reivindicaciones.

Hace unos días Vozpópuli denunció la situación por la que atraviesan las aguas donde entrenan algunos deportistas olímpicos y en las que encontraron hasta cadáveres.