El Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación en un comunicado ha asegurado este sábado que la visita efectuada efectuada por diplomáticos españoles a la Embajada de México en Bolivia ha sido "exclusivamente de cortesía" y ha negado "rotundamente" que "pudiera tener como objeto facilitar la salida de las personas que se encuentran asiladas en aquellas dependencias".

Así lo ha afirmado en un comunicado el ministerio que encabeza de forma interina Margarita Robles, que ha ya ha abierto una investigación sobre los hechos acaecidos durante la visita realizada ayer por la Encargada de Negocios 'ad interim' de España en Bolivia a la Embajadora de México, donde desde hace varios días se refugia un grupo de solicitantes de asilo afín al expresidente Evo Morales.

Exteriores ha añadido que, "en los próximos días", una misión diplomática encabezada por un funcionario de la Inspección General de Servicios viajará a La Paz para esclarecer lo ocurrido.

"La Ministra de Defensa en funciones, encargada del Ministerio de Asuntos Exteriores, Unión Europea y Cooperación comparecerá públicamente en el Congreso de los Diputados cuando la investigación haya sido completada y sus resultados analizados", agrega el comunicado, después de que tanto el PP como Vox hayan exigido explicaciones a Robles por lo ocurrido ayer

Incidente diplomático

El Gobierno de Bolivia acusó este viernes a la Embajada de España en el país de "atropellos" a su soberanía en torno a un extraño incidente en la sede diplomática de México en la capital del país, La Paz.

La ministra del Exteriores del país sudamericano, Karen Longaric, denunció que "personas que han sido identificadas como funcionarios de la Embajada de España en Bolivia, acompañadas por personas con el rostro cubierto, intentaron ingresar de forma subrepticia y clandestina a la residencia diplomática de México en La Paz".

En este sentido, ha sostenido que "la Cancillería boliviana cursará una nota a la Cancillería del Reino de España denunciando estos atropellos y reclamando el cumplimiento riguroso de la Convención de Viena sobre relaciones diplomáticas".

La ministra boliviana de Exteriores ha agregado que La Paz "está enviando copia" de la nota "a todos los órganos de la Unión Europea (...), además de Naciones Unidas, la Organización de Estados Americanos (OEA) y todos los organismos regionales que vinculan a Bolivia". "La Cancillería boliviana aún tiene que analizar serenamente este tema, aunque los hechos son evidentes, están grabados en fotografías y vídeos", ha dicho, antes de agregar que el Ejecutivo boliviano "sabrá dar la respuesta que corresponde en un caso de tamaña ofensa a la soberanía de Bolivia".

Asilados afines a Evo Morales

Bolivia y México mantienen una constante tensión diplomática desde que Evo Morales fue acogido en el país norteamericano, tras renunciar al poder el pasado noviembre denunciando un golpe de Estado para derrocarlo. 

Esta semana la Embajada y la Residencia de la embajadora de México en La Paz recibieron a un grupo de solicitantes de asilo afines al expresidente Evo Morales, y días después el Gobierno mexicano denunció públicamente que sus edificios diplomáticos estaban siendo hostigados por la policía boliviana e incluso  habían sido sobrevolados por drones.