Pilar Eyre ha roto su silencio y ha explicado de dónde salió la información que dio sobre el agravamiento del estado de salud del rey Juan Carlos I que fue desmentida a las pocas horas por Casa Real, el propio monarca emérito y varios periodistas que hablaron por teléfono con él. Incluso salieron a la luz dos fotografías de él, acompañado por otras personas.

La periodista ha asegurado que llevaba dos semanas contrastando información y que supo de los viajes que había realizado las infantas Elena y Cristina de forma urgente para ver a su padre, así como del ingreso hospitalario del padre del rey Felipe VI.

Yo no es una información que haya publicado alegremente, no es lo primero que se me pasa por la cabeza, llevaba dos semanas detrás del tema. Hablé con muchas personas, con 50, crucé muchos datos, sabía que la infanta Cristina había ido de urgencias desde Suiza, la infanta Elena también, estuvieron casi dos semanas juntas con su padre", ha señalado la periodista en una entrevista que ha concedido en el programa de radio 'Aquí, Cuní' de La Ser Cataluña.

"Hubo un ingreso en el hospital, el médico del Rey también se desplazó a Abu Dadi, la ministra de Asuntos Exteriores, casualmente, también estaba en esos días en Abu Dabi”, ha indicado.

"Si te dijera el nombre de las dos fuentes, tú también te las hubieras creído"

Después Eyre ha revelado a Josep Cuní que la información procedía de dos fuentes tan fiables e importantes, que pensó que todos los medios publicarían la noticia. "Había muchas informaciones que me hicieron sospechar a mí y a otros compañeros pero hasta el domingo no me atreví a dar la noticia porque no tenía la certeza final pero el domingo tuve dos llamadas muy importantes, que si te dijera el nombre me dirías ‘yo también me las hubiera creído’, y me dijeron esta información. Yo publiqué, a mí me resultaba tan fiable la fuente que yo pensaba que el lunes la iba a publicar todo el mundo".

Pilar ha relatado cómo transcurrió todo y cómo ella quiso adelantarse al resto de periodistas y de medios en dar la supuesta exclusiva. "Entonces hablé con mi director. Me da hasta vergüenza esto porque esto es reconocer una pasión y una debilidad para mí que es el periodismo. Entonces hablé con mi director Luis Pliego y le dije: ‘mira, esto no nos aguanta hasta el miércoles, que sale la revista, y entiéndeme, Luis, yo quiero dar la exclusiva. Es el personaje  de mi vida, acabo de publicar un libro sobre él, el personaje de mi vida profesional es el Rey, me quiero adelantar a todo el mundo, quiero dar la exclusiva’".

"Me pudo las ansias de anticiparme a mis compañeros"

Fue entonces cuando decidió escribir el tuit que hizo saltar las alarmas. "Pues voy a poner un tuit y ahí me pudo las ansias realmente de anticiparme a mis compañeros pero con la absoluta certeza de que al día siguiente, el lunes, todos los periódicos, los programas de radio, iban a ir con el agravamiento de la salud del Rey".

El mensaje que escribió en su cuenta de Twitter fue: "El rey Juan Carlos está en estado grave y la Casa Real valora la posibilidad de su traslado a España. Sus hijas, Elena y Cristina, han sido los únicos miembros de su familia que se ha desplazado de momento a Abu Dabi". Una información de la que se hicieron eco muchos medios dándola por válida.

"Las dos personas que me informaron actuaron de buena fe"

A pesar de que han desmentido la información desde Casa Real y el propio Rey, Pilar sigue confiando en sus fuentes. "Me doy cuenta de que mi información, quiero pensar, fue dada con buena fe. Las dos personas que me informaron creo que actuaron de buena fe y bueno, lo único que puedo decir es que otras veces he acertado y en esta ocasión no he acertado".

"Ayer hubo un despliegue que no conocíamos en estos seis meses de secretismo absoluto"

La periodista ha manifestado su asombro de todo el despliegue que se produjo ayer por parte de Casa Real después de haber estado seis meses sin dar ninguna información sobre el rey Juan Carlos I. "Cuál fue mi sorpresa ayer, cuando empezó Casa Real, por primera vez en seis meses, a producir información, ha sacado fotografías, el Rey hablando con todos el mundo, con grabaciones, con un despliegue que no conocíamos en todos estos seis meses que ha habido un secretismo absoluto. Ayer en broma alguien decía: ‘al Rey solo le falta ir a ’Supervivientes’ de lo bien que está’”.

Eyre reconoce que después de la polémica suscitada está sobrepasada. "La verdad es que ayer hubiera querido meter la cabeza debajo de la almohada y desaparecer, como nos pasa tantas veces a los periodista yo creo. Bueno a mí me ha pasado varias veces lamentablemente en la vida. Pero bueno, no puedo ir en contra de lo que ni de lo que he dicho".

"No voy a luchar yo contra un aparato tan importante y poderoso como Casa Real"

Cuní le ha preguntado entonces si creía las noticias que habían surgido para desmentir su versión, a lo que la escritora ha respondido: "Yo las informaciones de compañeros las respeto porque espero de ellos que también respeten las mías pero si Casa Real, un órgano tan importante, un aparato tan aplastante, tan impresionante, desmiente mi información, yo tengo que callarme".

"No voy a luchar yo contra un aparato informativo tan importante y tan poderoso como es el de Casa Real. Si ellos han dado este paso por primera vez, informar en seis meses, que el Rey está fenomenal y que mis informaciones no son ciertas, pues lo único que me queda es callarme, no puedo hacer otra cosa", añadió.

Pilar apela a que debería existir "una política de transparencia" con el viaje del rey emérito

El periodista ha recordado después que Pilar había dicho hacía unas semanas que Juan Carlos de Borbón "estaba hospitalizado y Casa Real comunicó que 'en ese momento', ese concepto circunstancial 'en ese momento', se podía entender como que había estado hospitalizado pero cuando tú sacaste la noticia, ya podía no estarlo".

Eyre ha respondido al respecto: "No me gustaría que lo que voy a decir sonará a excusa o ampararme en esto pero también es cierto que si hubiera una política de transparencia, que con este viaje del Rey, entendiéramos por qué se ha ido, quién ha dicho que se fuera, cuánto tiempo va a estar fuera… Porque muchos compañeros decían: ‘va a venir la semana que viene, dentro de un mes…’ y yo desde el principio dije que este viaje es indefinido, que no va a volver. Si hubiera una política de transparencia, si se nos contada todo con total naturalidad, creo que este tipo de errores, de especulaciones o de noticias no se producirían porque sabríamos realmente lo que hay y no habría lugar para ningún tipo de noticias que no sean ciertas".

La periodista ha apostillado: "Me gustaría que esta transparencia de la que hicieron gala ayer, que salieron a todos los medios  a explicar y negar lo que yo había puesto, pues que se diera a partir de ahora, y se dijera pues el Rey va a volver el mes que viene, está en tal situación, está hablando con… Ha sido Jefe de Estado, sigue siendo Rey, depende de los servicios de seguridad españoles, creo que es muy lógico que queramos saber y especulemos y demos noticias que atañen al que ha sido Rey de España durante 45 años".

"Lamentablemente los hechos se producirán tarde o temprano"

Josep le ha preguntado si las réplicas que ha recibido se las cree. "No sé qué contestarte, la verdad. Por una parte me gustaría contestarte unas cosa pero no me atrevo y por otra parte la razón, mi hijo ahora que estará escuchando esta entrevista debe estar diciendo: ‘no lo digas, no lo digas, por favor’. Entonces prefiero dejarlo así, lamentablemente los hechos se producirán tarde o temprano y sabremos si me dan la razón o no".

"No sé qué decirte, Josep, no me siento capaz de encontrar un aparato tan poderoso, que ayer se vio lo poderoso que es por el despliegue que tuvo porque la verdad es que todas las emisoras y programas de televisión lo estaban dando, aunque yo estuve viendo películas", ha indicado.

"Casa Real es muy poderoso, su alcance, sus tentáculos llegan a todas partes"

Eyre no se ve capaz de luchar contra el poder de Zarzuela. "Casa Real es muy poderoso, su alcance, sus tentáculos llegan a todas partes y yo contra todo esto, que soy una periodista sola, independiente, que solo cuento con mis propias fuentes, con ayuda de mi director y editores, pero esto sola frente a toda esta maquinaria , pues la verdad que me siento incapaz de oponerme".

También se ha dicho que era un castigo, una trampa para castigarme"

Cuní le ha comentado entonces que le han acusado de querer promocionar su libro con la información que publicó, algo que ella ha desmentido. "No es necesario. Tengo el apoyo de decenas de miles de lectores que han leído ‘Yo, el Rey’ hasta el momento".

Pilar ha señalado otra teoría que también se ha comentado del motivo por el que se le quiso filtrar esos datos. "También se ha dicho que era un castigo, una trampa que me habían puesto para castigarme por las revelaciones que yo hacía del Rey y tengo que decir que esto sería una teoría preciosa y esto sí que me ayudaría a vender libros si fuera así pero las dos personas que me han informado son personas de buena fe y yo pongo las manos en el fuego por ellos y no veo ninguna relación. Esto forma parte de mi actividad de periodista".

"El único pecado es haber tenido ese impulso de ‘quiero ser la primera’"

Después, la periodista ha confesado emocionada : "El único pecado que me reconozco es haber tenido ese impulso de ‘quiero ser la primera’ pero el día que no tenga ese impulso, me retiraré y pensaré: ‘pues mira, he llegado al final de mi carrera, voy a retirarme dignamente a vivir con mis perros y a pasármelo bien’. Pero mientras tenga ese impulso, esa necesidad de vivir en el alambre que tenemos un poco todos los periodistas, pues yo seguiré, y mientras haya lectores y directores que confían en mí, seguiré trabajando en este oficio que para mí es el mejor oficio del mundo".

"Lo que más me duele son las puñaladas de los compañeros"

Josep, tras percatarse de que Pilar estaba llorando, le ha dicho que estaba "sobrepasada por las circunstancias". La escritora ha respondido que sí y ha explicado: "No estoy acostumbrada a este nivel de exposición y aunque he intentado no leer, siempre te envían o siempre sabes. Ha habido cosas que me han dolido mucho, tendría que estar vacunada pero tendría que saber que la exposición pública te expone a que la gente te insulte o se meta contigo. Tendría que estar acostumbrada pero la verdad es que me duele, y lo que más me duele son las puñaladas de los compañeros pero ahí estamos".

Po último, Josep ha querido saber si Pilar había hablado con sus fuentes tras el desmentido de Casa Real y del Emérito y si seguían manteniéndolo después de todo. "Pues mira, no he hablado porque yo qué puedo reprocharles. No quiero avergonzarles y no quiero cargar sobre ellos mi responsabilidad. Ellos han intentado hacerme un favor, me han dicho los dos: ‘sabemos que esto es bueno para tu trabajo y te queremos ayudar’".

Pilar ha continuado diciendo: "Cada uno de ellos no se conocen, no tienen nada que ver entre ellos ni tienen que ver con el mundo del periodismo y yo les sigo estando agradecida. Uno de ellos ha sido una fuente mía muy fiable durante muchos años para muchos de mis libros y espero seguir contando con sus consejos. La verdad es que yo a toda la gente que quiere ayudarme, no puedo estar más que agradecida y me daría mucho pudor llamarles y decirles: ‘hombre, cómo que… ‘. No, no me imagino diciéndoselo, sigo estando agradecida. El error ha sido mío, no de ellos".