Hace más de 20 años, Eva Sannum se hizo conocida en España y en el mundo entero por su noviazgo con el entonces príncipe Felipe. Una relación que ha vuelto a primera línea hace unos días por la reaparición de ella en la escena pública.

Eva Sannum, que trabaja como consultora de Comunicación, participó en el podcast Tut & Mediekjør, en el que se debatió sobre la privacidad de las personas conocidas y sobre si es ético o no utilizar el contenido que los famosos suben en sus cuentas de Facebook, una red social que ella no tiene.

El noviazgo de Eva Sannum y el ya rey Felipe Vi le sirvió a la bella modelo noruega para darse cuenta de lo frágil que es mantener cierta privacidad para los personajes públicos. Hoy repasamos lo mal que lo pasó en los cuatro años que estuvo saliendo con el hijo del rey Juan Carlos y la reina Sofía.

Eva Sannum y el infierno que vivió con el rey Felipe VI

"En el 98, Eva apenas podía salir de su casa sin que la jauría de periodistas y fotógrafos se le echaran encima", detalla el periodista español Miguel Mielgo, que lleva más de cuatro décadas trabajando en Noruega y que fue uno de los primeros en destapar el romance entre la exmodelo y el entonces Príncipe.

Eva, que por aquel entonces tenía 25 años, era acosada día y noche por los medios españoles trasladados a Oslo, que llegaron incluso a abordar el coche de un profesor de Eva simplemente porque ella se introdujo en el vehículo para intentar huir de la prensa.

Eva Sannum en 1996 por Madrid

Mientras duró su relación, ambos fueron la comidilla de programas de cotilleos y de prensa rosa. También, protagonistas de noticias falsas, como aquella en la que se aseguraba que Eva fue pillada con el rockero Inger ingebrigtsen.

La campaña mediática de desprestigio y acoso a Eva Sannum, provocó que millones de españoles comenzaran a odiarla

Todo ello fue haciendo mella en la imagen pública de la joven en España: "La campaña mediática de desprestigio y acoso a Eva Sannum, provocó que millones de españoles comenzaran a odiarla, sin tener ni idea de quién era ella realmente", detalla Mielgo, quien recuerda que una mujer anónima dijo en la tele, orgullosa, que había "escupido" a Eva y que la había llamado "puta" cuando se la encontró en Barcelona.

Eva Sannum y el entonces príncipe Felipe VI

Cabe destacar que a Eva no se le conoció nunca una pareja anterior al rey Felipe, y se cree que todo lo que sucedió en aquellos años fue una campaña de desprestigio contra ella, pues no llegó a ser aceptada por la Familia Real.

Acoso y derribo contra Eva Sannum por los medios españoles

El acoso que sufrió Eva Sannum no era comprendido en Noruega, donde los periodistas no abordan ni hacen 'noche' ante la casa de los famosos ni de las personas relacionadas con la Casa Real. El padre de Eva, Björn Sannum, no daba crédito a lo que le estaba ocurriendo a su hija. "Esto ya es demasiado", llegó a decir, atónito.

A pesar de lo perseguida que estuvo Eva durante los cuatro años que duró su relación con Felipe, ella siempre se mantuvo en segundo plano y nunca elevó el tono ante el acoso. Sólo se podía ver su incomodidad y horror ante la situación en su rostro, visiblemente agobiado cuando era asediada por la prensa a la salida de su apartamento o de sus clases en la universidad.

Eva Sannum en un catálogo de moda en 1999

Años después, y ya con una vida alejada de la realeza y de España, Eva habló del infiero que supusieron estos cuatro años para ella: "Ser perseguida y observada fue extremadamente devastador para mí. No tenía privacidad y me volví absolutamente loca. Fue un milagro que aquello no me destruyera", dijo en 2017, en un diario noruego.

Eva Sannum y Felipe en una terraza en 1997

Una vida tranquila en Noruega

Eva Sannum ya ha dejado todo esto atrás. Actualmente vive en la capital de Noruega con su marido, el publicista Torgeir Vierdal, y los dos hijos que tienen.

Ahora Eva tiene todo: una carrera brillante, un marido talentoso, hijos, mucho dinero, un palacete valorado en 1,6 millones de euros y, sobre todo, privacidad y una vida tranquila, como la que siempre tuvo antes de conocer a Felipe.

Eva Sannum en una imagen reciente

No es fácil ser famoso en España, como ya dijo Albert Rivera a colación del acoso que sufren determinados personajes públicos, y quizá haya que cambiar las reglas del juego para respetarla privacidad de las personas, pues, por muy conocidos que sean, también tienen sus derechos.