Cada uno en su estilo, estos cuatro vinos forman parte y destacan en el amplio elenco enológico que tenemos en nuestro país. Algunos de ellos son ya grandes clásicos y, sin embargo, otros comienzan prácticamente a caminar en el mundo vitivinícola.

Todos son una apuesta segura para disfrutar de una buena copa de tinto, calmada y reposadamente, para recrearse en sus bondades y captar todas sus características. También resultan perfectos para regalar o compartir en momentos especiales.

Como siempre, previamente seleccionados y catados, tienen un sello propio, personal e intransferible.  

 1) Ansa 2016

Bodega 202/ D.O.Ca, Rioja

PVP recomendado: 42 euros 

Es la segunda añada de este vino de Rioja Alavesa. Un tempranillo 100% de viñas con más de 70 años  procedentes de dos micro- parcelas, que se elabora con uvas cuidadosamente seleccionadas y fermentaciones por separado de cada viñedo; más tarde se unen en distintas proporciones, para envejecer en barricas nuevas de roble francés durante 12 meses. Un vino con gran personalidad, un derroche de frutas y taninos, profundo y persistente. Luis Güemes es el responsable en primera instancia de este proyecto. Un tinto algo astringente aún, con estructura, ideal para tomar ahora, pero también con gran potencial de guarda.

Ansa 2016.

2) Las Mercedes 2018

Bodega Las Mercedes/ D.O. Utiel- Requena

PVP recomendado: 20- 22 euros

Un microclima perfecto, entre Valencia y La Manchuela, para el cultivo de viñas de alta calidad en un suelo pobre que concentra en la uva todo lo mejor. Segunda añada de este tinto, que surgió de un proyecto del propietario de la bodega José León y está dirigido por el afamado enólogo José Hidalgo. Éste ‘exprime’ a lo mejor de la uva bobal- de un solo pago-, tan característicamente valenciana, para hacer un tinto con crianza en roble francés (15 meses) que resulta muy diferente a todos los de la zona. Con frescura y potencia bien integradas, es una delicia y una sorpresa para quien no lo haya probado: un tinto mediterráneo de alma atlántica (por la altura del viñedo a 890 metros).

Las Mercedes del Cabriel.

3) 5 Finques Reserva 2016

B. Castillo de Perelada/ D.O. Empordá

PVP recomendado: 11,95 euros

Son uvas de cinco fincas y elaborado con siete variedades: Cabernet Sauvignon (32%), Garnatxa Negra (26%), Merlot (21%), Syrah (11%), Samsó (7%), Monastrell (2%), Cabernet Franc (1%). Un coupage  poco habitual en España por su diversidad. El vino pasó 18 meses en barrica de roble americano fino y francés Allier. La situación de las parcelas cerca del mar- entre el Mediterráneo y los Pirineos-, junto a los fuertes vientos de Tramontana propician que la uva crezca sana y fuerte. Un tinto de taninos pulidos, complejo (cereza, frutas rojas, especias…) en el que no falta frescor ni estructura. Buena relación calidad- precio.

5 Finques Perelada.

4) Señorío de Cuzcurrita 2016

B. Castillo de Cuzcurrita/ D.O. Ca. Rioja

PVP recomendado: 22 euros

Lo más sorprendente de este vino es que algunos de sus viñedos crecen en el recinto amurallado del Castillo de Cuzcurrita. Cepas de tempranillo y una edad media de 30 años -algunas en ecológico-, con una elaboración mixta: 5 meses en depósitos de hormigón y en barricas de roble francés durante un año. Teniendo como enóloga a la reconocida Ana Martín, es el perfecto perfil clásico de la mejor Rioja y encantará a sus seguidores. De capa alta, posee una intensa nariz (cedro, regaliz, especias…). Un vino carnoso, con volumen, aterciopelado, de notas especiadas con un final largo y de gran persistencia aromática. También ofrecen formato magnum con 1.525 botellas.

Señorío de Cuzcurrita.

Cuatro vinos que no te defraudarán y que recorren todo el espectro de posibilidades: desde el clásico tinto riojano que ya lleva tiempo en el mercado, y cuyos fieles son legión, a otras etiquetas que aún están comenzando en este mundo y poseen el interés del descubrimiento.