El presidente de la Generalitat valenciana, Ximo Puig, ha asegurado que esta comunidad irá analizando "día a día" la evolución de la pandemia de coronavirus para decidir respecto a posibles nuevas restricciones, que podrían llegar si aumenta el "impacto" de la enfermedad en el ámbito hospitalario.

"Vamos a ir analizando día a día cómo evoluciona la pandemia, pero si en el ámbito hospitalario se produce mayor impacto, necesariamente habrá que tomar decisiones", ha señalado en declaraciones recogidas por Europa Press antes de la reunión del Comité Federal del PSOE que se celebra este sábado 3 de julio en la sede madrileña de Ferraz, al ser preguntado por las restricciones.

Puig se ha mostrado "muy preocupado" por el aumento de la incidencia en los últimos días y ha pedido prudencia, especialmente a los jóvenes, porque "se está aún en pandemia". "Que nadie piense que la hemos superado. Es cierto que ahora afecta a los jóvenes y que tiene menos incidencia o estrés hospitalario, pero hay personas jóvenes que entran en hospitales y muchas otras personas que pueden ser infectadas de otros tramos de población", ha alertado.

"Máxima prudencia"

Es por ello que ha pedido "máxima prudencia", aunque resaltando que no pretende "estigmatizar a los jóvenes en ningún caso". "Pero son ellos los que más riesgo tienen, porque no están vacunados", ha señalado, antes de abordar también el futuro de las próximas Fallas. "Están aún muy lejos para hablar de esto, pero lo prioritario es la salud y las fiestas vendrán cuando esté garantizada", ha indicado.

Asimismo, Puig también ha aludido a la eventual decisión del Gobierno de indultar a los condenados por el proceso independentista catalán, defendiendo esta vía. "Si queremos vivir juntos nos tenemos que entender. Es evidente que hay un Estado de Derecho y tienen que cumplirse siempre las normas y eso es lo que ha garantizado el Gobierno", ha destacado.

En cuanto a referéndums en el futuro, ha afirmado que la posibilidad que hay de celebrarlos es para los que "están previstos en la Constitución". "Pero en este momento estamos muy lejos de esta situación y de lo que se trata ahora es de intentar hablar", ha indicado, para luego criticar el "inmovilismo de la derecha" política española.

"¿Hay otra vía diferente al diálogo? El independentismo con la derecha siempre ha crecido y así continuará si no hay avances. El Gobierno ha dado un paso hacia delante y el PSOE está detrás apoyando un proyecto de España posible, real y de futuro", ha concluido.