El exgeneral de la Guardia Civil, Enrique Rodríguez Galindo, condenado por el terrorismo de estado de los GAL, se encuentra en estado grave en el hospital tras haberse contagiado de la covid-19, según confirman a Vozpópuli varias fuentes conocedoras de su situación.

Rodríguez Galindo cumplirá en los próximos días 82 años. Según fuentes próximas a la familia, se encuentra intubado para que los pulmones evolucionen positivamente. Se prevé que permanezca en esta situación durante los próximos 20 días. 

Otra fuente consultada por este periódico precisa que fue el domingo cuando ingresó en la UCI tras casi dos semanas hospitalizado. Desde la familia han pedido a los allegados que no sigan llamando al domicilio y que ya informarán cuando haya novedades.

La trayectoria de Galindo está estrechamente marcada por su labor al frente del cuartel de Intxaurrondo de Guipúzcoa durante los peores años de la embestida terrorista de ETA. Bajo su mando fueron arrestados decenas de comandos y cuentos de miembros de la banda.   

En el año 2000 fue condenado a 75 años de prisión por su participación en los Grupos Antiterroristas de Liberación (GAL). Se le condenó por secuestro y asesinato de Lasa y Zabala por lo que fue expulsado de la Guardia Civil. Cuatro años después fue excarcelado por problemas de salud en virtud del artículo 100.2 del Reglamento Penitenciario. 

En enero de 2005, la Audiencia Nacional le concedió el tercer grado. En octubre de 2013 se le otorgó la libertad condicional a propuesta de la cárcel de Zuera (Zaragoza) de la que dependía.