España

Rivera rechaza participar en la campaña de Ciudadanos para las elecciones catalanas

El exlíder de Cs cree que Sánchez agotará la legislatura y que el Gobierno "se va a perpetuar todo lo que pueda" en el poder

El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, junto a la portavoz parlamentaria del partido, Inés Arrimadas (i), durante el acto que bajo el lema ‘’¡Basta Ya! Justicia y Convivencia’’.
El presidente de Ciudadanos, Albert Rivera, junto a la portavoz parlamentaria del partido, Inés Arrimadas (i), durante el acto que bajo el lema ‘’¡Basta Ya! Justicia y Convivencia’’. Efe

El expresidente de Ciudadanos Albert Rivera, ha descartado este lunes la posibilidad de participar en la campaña de la formación naranja para las próximas elecciones autonómicas en Cataluña porque, aunque desea "lo mejor" al partido, cree que uno de los aspectos positivos de no estar ya en política es no tener que hacer campañas electorales.

"Yo quiero una mayoría constitucionalista y le deseo lo mejor a Ciudadanos. Si no se puede conseguir el resultado que conseguimos la última vez, que por lo menos nos acerquemos al máximo. Pero no voy a hacer campaña. No por nada, sino porque me parece que una de las ventajas de no estar en política es no tener que hacer campaña", ha declarado.

En una entrevista en Antena 3,  Rivera ha recordado que tampoco se le ocurrió "aparecer por Galicia o por el País Vasco" para los comicios del pasado julio en estas comunidades y ha avanzado que no actuará distinto en el caso de Cataluña, pese a ser su tierra y su "cuna política". "Yo creo que las campañas les corresponden a los cargos públicos", ha añadido.

Espera poder votar a Cs por muchos años

A la pregunta de si la próxima vez que acuda a las urnas votará a Cs --para las elecciones generales, porque en Cataluña no vota al estar empadronado en Madrid--, ha respondido: "Espero poder votar a Ciudadanos y por muchos años".

"Lo que pasa es que entiendo también que cuando uno deja la política y la trinchera, las siglas, el carnet, eres más libre", ha manifestado al indicar que ahora, al no liderar Cs, ya no representa al partido y a sus votantes y tiene la "ventaja" de poder hablar solo en su nombre.

Así, ha afirmado que seguirá opinando sobre la situación en España cuando le apetezca o lo crea conveniente y lo hará "sin las siglas en la boca". Por su experiencia, considera que estando al frente de un proyecto político "te cargas de responsabilidad y quizá pierdes algo de libertad, de frescura, de independencia, de salirte del guion".

No aceptará ningún cargo político

Sobre la posibilidad de aceptar algún cargo político o un puesto en una fundación, por ejemplo, si se lo ofreciera el Partido Popular, Rivera lo ha descartado. Tras destacar que pudo ser vicepresidente del Gobierno (con Mariano Rajoy) y no quiso porque su deseo era ser presidente para poder "transformar España", ha subrayado: "No tengo intención de volver a la política, y mucho menos por buscar un cargo".

En este sentido, el exdiputado se ha reafirmado en su decisión de dimitir y abandonar la política tras el hundimiento de la formación naranja en las elecciones generales de noviembre de 2019, al señalar que no se veía ocupando su escaño en el Congreso "simplemente por calentar banquillo" o "por cobrar un sueldo".

"Yo tenía un proyecto para España, que era superar las rencillas de las dos Españas, hacer un proyecto reformista y renovador, no pactar con los partidos radicales e independentistas y gobernar entre los constitucionalistas", y todo eso "se desvaneció con ese batacazo electoral", ha argumentado.

Respecto a las declaraciones que hizo a mediados de noviembre y en las que muchos medios de comunicación vieron una crítica a la decisión de la actual presidenta de Cs, Inés Arrimadas, de buscar acuerdos con el Gobierno de Pedro Sánchez --sobre que uno puede ser "flexible" pero también debe "tener dignidad"--, Rivera ha reiterado que no se refería a Arrimadas, sino que hablaba de su posición cuando dimitió.

No querían ver que Sánchez no pactaría con Cs 

En este contexto, ha insistido en que no se equivocó cuando avisó de que Sánchez no quería un acuerdo con el PP y con Ciudadanos y que su idea desde el principio era gobernar con Unidas Podemos y pactar con partidos independentistas.

"Desde la moción de censura" a Rajoy "hasta hoy, ha tenido un comportamiento previsible y coherente. Otros no lo han querido ver. Hay gente que no quiere entender que Sánchez tiene un plan. Yo lo vi y lo conté y o no me entendieron o no me hice entender", ha declarado.

Según ha manifestado, a él no le pueden "contar la milonga" de que Sánchez "está obligado a hacer no sé qué", ya que si hubiera querido, el jefe del Ejecutivo podría haber convocado "unos Pactos de la Moncloa" con el PP y Cs.

A su juicio, no lo hace "porque tiene un plan y sus socios son los que son": "No es que haga falta poner en evidencia a Sánchez, es que él solo se ha puesto en evidencia durante tres años". Lo que ha venido defendiendo Arrimadas es que gracias a su ofrecimiento para pactar los Presupuestos se ha visto que si Sánchez coge la vía de Bildu y ERC "es porque quiere, no porque no tenga otra opción".

Rivera, que ahora preside un despacho de abogados, ha comentado que para él Ciudadanos es "como un hijo" y quiere que le vaya bien porque en España "hace falta un partido liberal, un partido de Estado". Pero ha evitado juzgar las decisiones de su actual Ejecutiva y su líder, que, según ha dicho, "deben tomar decisiones libremente", sin que nadie desde fuera intente "tutelar": "No voy a hacer ese tipo de injerencia porque me parece poco respetuoso".

Últimas noticias

Recibe cada mañana nuestra selección informativa

Acepto la política de privacidad


Comentar | Comentarios 0

Tienes que estar registrado para poder escribir comentarios.

Puedes registrarte gratis aquí.

  • Comentarios…

Más comentarios

  • Mejores comentarios…
Volver arriba